Un hospital construido en 10 días: China abre centro para tratar con unos 17,000 casos de coronavirus

El hospital Huoshenshan, que abrirá sus puertas este lunes, contará con 1,600 camas, según el diario oficialista People´s Daily. En China hay unos 16,000 casos confirmados, mientras cerca de 137,600 personas están bajo observación.

Suscríbete al Email de Noticias Telemundo

Todos los días, las últimas noticias directamente en tu correo electrónico
SUSCRÍBETE

Un edificio vacío en la ciudad de Wuhan ha sido convertido en hospital en tan solo 10 días, ante la urgencia de las autoridades sanitarias de China para lidiar con el brote de coronavirus originado en esta ciudad de la provincia de Hubei, y que ya ha cobrado la vida de unas 360 personas en el país asiático.

El hospital Huoshenshan, que abrirá sus puertas este lunes, contará con 1,600 camas, según el diario oficialista People´s Daily. En China hay unos 17,000 casos confirmados, mientras cerca de 137,600 personas están bajo observación.

En la construcción participaron 4,900 personas y 1,000 máquinas de construcción, aseguró el periódico. De acuerdo con la Comisión Nacional de Salud, un segundo hospital para tratar el brote será inaugurado el miércoles en la ciudad de Leishenshan, con el que se espera que el número de camas supere las 10,000.

El gobierno comunista chino asegura que para lidiar con el virus —que llevó a la Organización Mundial de la Salud a declarar una emergencia internacional el viernes— se está movilizando a cientos de médicos, incluyendo personal reclutado del Ejército para tratar a los pacientes infectados.

La agencia estatal de noticias Xinhua dijo que el hospital Huoshenshan, construido en las afueras de Wuhan, contará con 1,400 especialistas que trabajarán en unidades de cuidados intensivos y salas para diagnóstico y control de la enfermedad.

Gran parte del personal médico que atenderá a los enfermos en el nuevo centro ha trabajado en el pasado con pacientes de Síndrome Respiratorio Agudo Severo (SRAS) —con el que se relaciona el nuevo coronavirus— y el brote de Ébola en Sierra Leona y Liberia.

11 casos en Estados Unidos

Wuhan, hogar de unos 11 millones de habitantes, lleva más de una semana en cuarentena para frenar la propagación. El coronavirus ha traspasado rápidamente las fronteras físicas de China y desde su aparición a finales de enero se han reportado casos en al menos 24 países.

Este domingo se notificó la muerte del primer paciente fuera del territorio chino. Se trata de un hombre de 44 años residente en Wuhan, quien falleció en Filipinas. El presidente del país asiático, Rodrigo Duterte, respondió prohibiendo los viajes desde la isla a China y viceversa.

Hospital Huoshenshan.

Medidas similares fueron adoptadas por una serie de países, incluyendo Estados Unidos, donde las aerolíneas más importantes suspendieron sus vuelos a China continental la semana pasada, siguiendo recomendaciones del Departamento de Estado.

Este domingo las autoridades sanitarias estadounidenses confirmaron el caso número 11 de coronavirus en el país. Los tres últimos, anunciados este domingo, son todos en California.

Se trata de una mujer en el área de la Bahía de San Francisco, que se enfermó después de regresar de un viaje a China, y una pareja (ambos de 57 años de edad).

La primera paciente había viajado recientemente a Wuhan. El Departamento de Salud dijo en un comunicado que estaba en casa con su familia desde que llegó, que había sido monitoreada regularmente y que su salud no se había debilitado lo suficiente como para ser hospitalizada. Los familiares de la mujer también han sido aislados en el hogar, según el reporte.

Respecto a la pareja, tampoco han abandonado su hogar desde que el esposo regresó de China, según dijo el Departamento de Salud y Servicios Humanos del condado de San Benito. Este fue un caso de transmisión de persona a persona, dijeron las autoridades.

Cerca de 200 estadounidenses fueron evacuados de Wuhan y se encuentran bajo una cuarentena de 14 días en una base militar en las afueras de Los Ángeles, la primera de su tipo en ser habilitada por el gobierno en medio siglo.

Este domingo entró en vigor una orden firmada por el presidente, Donald Trump, en la que Estados Unidos prohíbe la entrada al país de aquellas personas que han estado e n China en las últimas dos semanas, luego de declarar una emergencia de salud pública por el brote.

Lee también: 

Reportada la primera muerte por el coronavirus fuera de China: un hombre de Wuhan fallece en Filipinas