IE 11 is not supported. For an optimal experience visit our site on another browser.

El 85% de los estadounidenses que negocian su salario tienen éxito. Le explicamos cómo puede conseguirlo

Una encuesta revela que un 58% de los estadounidenses aceptan la oferta inicial de su puesto de trabajo. Pero los datos reflejan que la gran mayoría de empleados que piden negociar su salario o sus condiciones laborales, consiguen mejoras.

Por Michelle Fox - CNBC + Acorns

Mejorar una oferta de trabajo depende exclusivamente del empleado. Y si no pide negociar no llegará.

Pero aún así, resulta que muchos trabajadores no preguntan por un mejor salario o condiciones de empleo, según una encuesta de Fidelity Investments.

Un 58% de los estadounidenses aceptaron la oferta inicial en su puesto actual sin negociar, según la encuesta.

[Wall Street recupera ganancias tras semanas de fuertes pérdidas y Biden dice que una recesión “no es inevitable”. Explicamos qué significa]

Sin embargo, negociar funciona. Según Fidelity, el 85% de los estadounidenses -y el 87% de los profesionales de entre 25 y 35 años- que contraatacaron sobre el salario, otras compensaciones o beneficios, o tanto el salario como otras compensaciones y beneficios, obtuvieron al menos parte de lo que pedían.

La encuesta, realizada del 8 al 14 de marzo por Engine Insights, consultó a 1,524 adultos estadounidenses de entre 25 y 70 años que trabajan a tiempo completo o parcial.

“La gente cree que no puede o no debe negociar, pero las empresas esperan que se negocie”, explicó Caroline Ceniza-Levine, coach ejecutivo de Dream Career Club.

“Respetan a los buenos negociadores. Le respetarán si puede abogar por si mismo”, agregó.

“Quieren que alguien con esa confianza esté en su lado de la mesa”, afirmó.

[Famosos e ‘influencers’ animan a sus seguidores a invertir en NFT. Muchos ya están en la ruina]

La confianza es la clave. Por lo tanto, haga sus deberes. Investigue la remuneración de tu trabajo, campo y ubicación. Además, pregunte a otras personas sobre sus salarios o lo que saben sobre las tarifas en su campo.

“Si entiende lo que puede pedir, si está haciendo un buen trabajo mostrando su valor, eso ayudará a aumentar la confianza que tiene al entrar en cualquier negociación salarial”, explicó Kelly Lannan, vicepresidente senior de clientes emergentes en Fidelity Investments.

Antes de hacer una contraoferta, identifique lo que quiere. Puede ser un sueldo más alto, o puede tratarse de una bonificación, beneficios, título o alcance del trabajo.

Cuando se centre en el salario, recuerde que incluso está en línea con los datos del mercado, puede vender sus habilidades específicas o su experiencia como una razón para una tarifa más alta, señaló Ceniza-Levine.

Si no es posible aumentar el sueldo, también puedes negociar los aspectos no salariales.

[¿La inflación se ha metido con sus planes de retiro? Siga los consejos de estos expertos]

“Analice la totalidad de la oferta y no se apresure a decir que gana el que más dinero recibe”, señaló.

Piense también en lo que ocurre en la empresa. Por ejemplo, ¿necesitan que empiece de inmediato? Si es así, puede valer la pena un pago adicional o una bonificación para empezar antes.

Si es posible, negocie con la persona que tomará la decisión final. Si no puede, intenta hacer todo lo posible para desarrollar una relación con la persona con la que negocia, como el reclutador, para que pueda ser un buen administrador de su caso, aconsejó Ceniza-Levine.

También es importante la forma en que se dirige al empleador con una contraoferta. Deje claro que le entusiasma trabajar para la empresa y destaque las habilidades y el valor que vaya a aportar.

[El precio medio de la gasolina en el país se acerca a los cinco dólares por galón]

“La forma de entablar la conversación es tan importante como los puntos que se exponen”, dijo.

Al fin y al cabo, nunca está de más preguntar. Si la respuesta es “no”, no significa que se vaya a rescindir la oferta de trabajo. Además, siempre puedes volver a tratar el tema más adelante.

″’No’ sólo significa ‘ahora no. No es para siempre”, señaló Ceniza-Levine.

Este artículo es parte de la serie Invest in You: Ready. Set. Grow (Invierte en ti: Preparado. Listo. Crece), una iniciativa de CNBC y Acorns, la app de microinversión. NBC Universal y Comcast Ventures son inversores de Acorns.