Madres: estos bebés se contagiaron de sarampión por culpa de los antivacunas

La vacuna del sarampión se pone al año. Pero esto es lo que pasa cuando un bebé se contagia antes, porque alguien no vacunó a sus hijos: tuvieron que entubarla, pincharla, "lo que se imaginen lo han hecho". "No es una comezón y ya".

Suscríbete al Email de Noticias Telemundo

Todos los días, las últimas noticias directamente en tu correo electrónico
SUSCRÍBETE

En medio de una de las peores crisis por contagios de sarampión en el país desde que la enfermedad fue declarada como erradicada en el año 2000, madres enfurecidas por los contagios de sus bebés tienen muy claro la fuente del problema: los padres que no vacunan a sus hijos.

Jilly Moss tuvo que llevar a su hija Alba de menos de un año a una sala de emergencias en Londres (Inglaterra). Su hija tenía el cuerpo flácido, una fiebre de 104 grados fahrenheit (40 centígrados) y no respondía.  En el hospital, los doctores batallaron para mantenerla con vida.

“Ha sido completamente espantoso observar a nuestra hija luchar con sus ojos cerrados por cuatro días seguidos de lo hinchados que estaban. Ha estado en la oscuridad, asustada con una fiebre elevada por dos semanas”, escribió la madre de Alba en la red social Facebook, quien el 1 de abril regresó a casa convaleciente.

La enfermedad golpeó a la bebé con toda su fuerza.

“En el hospital la han escaneado, radiado, picado, auscultado, sacado sangre, practicado punción lumbar, ajustado los canulares, tomado muestras, ecogramas, observaciones cada 20 minutos, alimentado por un tubo, oxigenado, dado todo tipo de drogas, antinflamatorios, analgésicos, antibióticos, lo que se te ocurra lo han hecho”, agregó Moss.

Desde el momento en el que su hija llegó al hospital, los doctores la diagnosticaron con una infección de sarampión.

Alba todavía no cumplía el año de nacida y por ello todavía no tenía su vacuna contra el sarampión.

Los bebés menores de un año no pueden recibirla. Sin embargo, a esa edad es cuando más fácilmente se pueden contagiar. Basta con que una persona contagiada halla estado en el mismo cuarto varias horas antes para que la contraigan, advierten los médicos.

“Los del movimiento antivacunas creen que todo lo que necesitaba era un cuarto oscuro y vitamina A”, dijo Moss, según reportó el diario británico Daily Mail.

Después de la traumática experiencia Moss se ha lanzado en una campaña para concientizar a los padres para que vacunen a sus hijos.

Otro caso de un bebé que se contagió de sarampión antes de cumplir su primer año es el de la hija de Faini Sukenik.

Esta bebé se contagió en un hospital de Israel, que como Estados Unidos atraviesa por una de sus peores crisis de vacunación de su historia reciente.

“Estoy tan enojada y frustrada”, escribió Sukenik. “En Facebook le escribí a los antivacunas: ‘Están lastimando a nuestros hijos por sus decisiones’”.

Para el doctor Peter Hotez del colegio de medicina de Baylor en Houston, consultado por la cadena CNN, estas infecciones están sucediendo porque la gente decide no vacunar a sus hijos.

“Es absolutamente inevitable”, dijo Hotez.

Más de medio millar de personas se han contagiado de sarampión en lo que va de año en Estados Unidos, el segundo número más alto de casos reportados en el país desde que la enfermedad fue declarada como erradicada en 2000, informaron las autoridades sanitarias.

El Centro para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) reportó un aumento de casi el 20% en el número de personas con casos confirmados de sarampión, desde el 4 de abril.

Del 1 de enero al 11 de abril se confirmaron 555 casos en 20 estados. Al menos 285 casos de sarampión se han reportado desde octubre en Nueva York, la gran mayoría entre los miembros de las comunidades judías ortodoxas en Brooklyn.

La mayoría de las personas que contraen el sarampión no han sido vacunadas, según la CDC. Si una persona tiene la enfermedad, debido a que es altamente contagiosa hasta el 90% de las personas cercanas a ella se infectarán si no son han sido vacunadas, advirtieron las autoridades.