IE 11 is not supported. For an optimal experience visit our site on another browser.

Hallan a salvo al tigre de Bengala que fue visto suelto en Houston: "Nos contenta reportar que lo encontramos"

La Policía de Houston informó que el macho de nueve meses llamado India fue entregado por la esposa del sospechoso de ser el dueño y que tienen al animal desde hace nueve meses.

El tigre de Bengala que fue visto suelto en un vecindario de Houston la semana pasada, y que se encontraba desaparecido desde entonces, fue hallado sin daños visibles y trasladado a un albergue seguro, informaron este sábado en la noche las autoridades locales. 

"Nos complace informar que el tigre desaparecido visto en un vecindario de Houston la semana pasada ha sido encontrado y parece estar ileso", dijo la Policía de Houston en un tuit. "El tigre ha llegado sano y salvo al centro de adopción y refugio de animales de Houston (BARC)".

 El comandante Ron Borza dijo el sábado por la noche que una mujer llamada Giorgiana Cuevas, la esposa de Víctor Hugo Cuevas, el hombre que la policía dice que es el dueño, entregó al tigre a la policía.

"Es el tigre de Víctor. Eso es lo que me dijo (Giorgiana Cuevas) ... Ella dice que tienen a ese animal desde hace nueve meses", dijo Borza. Aunque el tigre pasó por diferentes personas, y mientras las autoridades lo buscaban, la esposa de Cuevas siempre supo dónde estaba el tigre, agregó.

La policía aún está tratando de determinar dónde estuvo exactamente el tigre esta semana y si se presentará algún cargo relacionado con su posesión.

El abogado de Cuevas, Michael W. Elliott, siguió insistiendo el sábado por la noche en que su cliente no es el dueño del tigre. "No estoy seguro de que haya ninguna diferencia en cuanto a quién es técnicamente el dueño de la India, ya que no tiene certificado de nacimiento ni título de propiedad", aseguró.

[Este centro ayuda a proteger a las tortugas marinas en Texas]

"Víctor no era el dueño principal de India ni India estuvo con él la mayor parte del tiempo", reiteró Elliott a la agencia de noticias The Associated Press. "Sin embargo, Victor participaba en el cuidado de India con frecuencia. Victor quiere a India como cualquier otra persona querría a su mascota favorita", agregó.

Se espera que India sea llevado el domingo por la mañana al Cleveland Amory Black Beauty Ranch, un santuario de animales en Murchison, Texas, situado al sureste de Dallas.

El santuario alberga más de 800 animales de más de 40 especies diferentes, la mayoría de los cuales provienen de situaciones de crueldad y negligencia o incautaciones policiales.

Noelle Almrud, directora senior del lugar, recordó que aunque estos animales pueden ser juguetones a una edad temprana, cuando son adultos pueden ser mortales.

[Una vaca en helicóptero: así trasladó este granjero suizo a un animal lastimado]

“Aunque son hermosos y majestuosos, son salvajes”, señaló Almrud. "No se puede domesticar a un tigre criándolo como a un bebé, se necesitan miles de años para domesticar una especie", agregó al periódico Houston Chronicle.

El tigre de bengala tras ser hallado en Houston, Texas.Ciudad de Houton

Al peligro físico se le suma el coste económico. Criar a un tigre adecuadamente cuesta entre 10,000 y 20,000 dólares anuales, según señaló Almrud al mismo diario.

El personal examinará la India a fondo una vez que llegue al santuario, pero hasta ahora parece que no ha sufrido traumas ni abusos, según la directora del santuario. "Debería ser un tigre salvaje en poco tiempo", concluyó.

Las imágenes virales

El suceso se volvió viral por un video captado y publicado por una vecina que muestra al tigre caminando por el porche de la casa del dueño en Houston. Un agente que estaba en su día de descanso y es vecino de la zona le pidió al propietario que guardara al animal.

 

En las imágenes se ve a Cuevas, de 26 años, agarrando al felino del cuello para meterlo a la casa, mientras el policía, que había sido alertado del suceso y tenía desenfundada su arma, le indicaba que tranquilizara al animal.

[Descubierto un tiburón gigante que brilla en la oscuridad: es un temible depredador de “la zona crepuscular” del océano]

Tras este incidente, Cuevas puso al tigre en un vehículo blanco y huyó por varias horas hasta que fue detenido la mañana del lunes pasado, según las autoridades. Cuevas fue acusado de un delito grave por evadir su arresto, según la Policía de Houston.

Cuevas fue detenido nuevamente el viernes por un cargo de asesinato no relacionado con el tigre, sino con un suceso ocurrido en 2017. Un juez en el condado de Fort Bend revocó la fianza del acusado por ese cargo y la elevó a 300,000 dólares, según el diario Houston Chronicle.

La búsqueda para encontrar al felino fue intensa: policía revisó entre 200 y 300 llamadas telefónicas sobre el animal, que es un macho de nueve meses llamado India. Las autoridades también visitaron todos los comercios involucrados en el comercio de animales exóticos en Houston, sin éxito.

Cuevas ha negado ser el dueño del felino. En su cuenta de Instagram se lo ve con un tigre, aunque su abogadp explicó que esas imágenes no prueban que sea dueño del felino.

Los tigres no están permitidos dentro de los límites de la ciudad de Houston, a menos que quien esté a cargo del felino tenga licencia para tener animales exóticos.

Con información del Houston Chronicle y AP.