IE 11 is not supported. For an optimal experience visit our site on another browser.

Descubre que le dejaron la placenta dentro del útero dos meses después de dar a luz

Tori McCain tuvo un parto apresurado y dos meses después se enteró que tenía una condición llamada “placenta retenida”, que le provocó hemorragias y es potencialmente mortal.

Tori McCain, una mujer de 22 años de edad, no tuvo una experiencia común a la hora de dar a luz, pues su parto fue apresurado y una hora después de la llegada de su hija comenzó a perder sangre y se desmayó, pero no fue lo peor que le sucedió.

Después de que le removieron cinco coágulos, McCain pudo irse a casa, pero dos meses después comenzó a tener hemorragias nuevamente, y al acudir al doctor descubrió que tenía un pedazo de placenta del tamaño de dos bolas de golf en el útero.

“Me estaba volviendo loca pensando que mis entrañas se estaban cayendo, y también pensando que iba a morir”, expresó Tori en un video en sus redes sociales.

De acuerdo con el sitio Health, la placenta retenida es una complicación del parto que le ocurre hasta el 3% de las mujeres que dan a luz y es la segunda causa principal de sangrado posparto.

Mira también: Graba su parto y el momento justo cuando sale su placenta para enviar emotivo mensaje

Esta condición puede llegar a ser mortal debido al sangrado o a la sepsis. McCain dijo al sitio: “Mi doctor estaba sorprendido de que no me dio una sepsis”.

Usualmente la placenta, que es el órgano que se forma durante el embarazo y se encarga de proveer al bebé de oxígeno y nutrientes, sale del cuerpo aproximadamente 30 minutos después del parto.

Los doctores examinan para asegurarse de que toda la placenta salió, pero en ocasiones puede quedarse un pedazo dentro del cuerpo.

“Desafortunadamente, no hay una pieza que se pueda identificar como faltante. Puedes mirarla para ver si falta algo de manera obvia, pero la mayoría de las veces se verá normal incluso si un fragmento se ha separado de ella”, dijo la ginecobstetra Mary Jane Minkin.

Entre los síntomas de la placenta retenida se encuentran: sangrado anormal o hemorragia, dolor o calambres posparto, secreción de mal olor y fiebre, que podría ser un signo de infección.

Mira también:
Famosas que consumieron su placenta y 3 diferentes formas de hacerlo
Doctor confunde el útero de una mujer con la placenta; se lo arranca y le causa la muerte
Contaminación del aire “atraviesa la placenta” de mujeres embarazadas, según un estudio

Video relacionado: Famosas que encapsularon su placenta y cómo es el proceso