IE 11 is not supported. For an optimal experience visit our site on another browser.

Una turista roba un fragmento antiguo de Roma y años después lo devuelve: “Por favor, perdónenme”

“Me siento fatal”, escribió la joven estadounidense al devolver la roca por correo. El miedo a una supuesta maldición pudo tener algo que ver.
La pieza robada por una turista estaadounidense a un museo de Roma y devuelta hace pocos días.
La pieza robada por una turista estaadounidense a un museo de Roma y devuelta hace pocos días. NBC News
/ Source: Telemundo

El director de un museo italiano en Roma recibió la semana pasada un paquete con un contenido peculiar. Iba acompañado de una carta. “Querría devolver este fragmento a su sitio—en algún lugar en el interior de las ruinas romanas— y agradecería mucho su asistencia”, decía. 

Era una pieza de mármol, que llegó en una caja entregada a Stéphane Verger, responsable del Museo Nacional Romano. Encima, una frase escrita con un marcador, junto al dibujo de un corazón. “Para Sam: Jess Roma 2017”.

[Nuevas reglas para los turistas en Roma]

La autora del envío, que según sugirió Verger al diario italiano Il Messaggero puede ser una joven, confesó que robó el fragmento cuando visitó Roma.

“Me siento fatal, no solo por sacarlo de su lugar, sino también por escribir algo en él”, escribió, “por favor, perdónenme por haberme portado como una yanqui idiota”.

 

La carta en la que una turista estadounidense admitió haber robado una pieza en un museo en Roma y pidió disculpas por ello. NBC News

 

Agnese Pergola, portavoz del museo, dijo a NBC News que encontrar el lugar exacto donde estaba la pieza no es posible ya que la autora del robo no lo señaló. Pero puede provenir del Foro Romano, la parte central del que fue la capital de uno de los imperios más grandes de la antigüedad, agregó.

La turista dijo que intentó sin éxito borrar lo que había escrito en el fragmento. “Ha sido un grave error por mi parte y solo ahora, como adulta, me doy cuenta de lo desconsiderado e irresponsable que ha sido”, afirmó en su carta.

 

 

Pergola dijo que no es la primera vez que el Museo Nacional Romano, un conjunto de colecciones distribuidas en distintos lugares de la capital italiana, sufre robos. “Digamos que son episodios que ocurren de vez en cuando”, dijo,  “por suerte no se trató de nada de importancia”. 

Casos parecidos también se han registrado en otros lugares turísticos célebres. Recientemente una turista canadiense devolvió unas piezas robadas en 2005 en Pompeya, una ciudad de la época de los antiguos romanos sepultada por la lava de un volcán en el primer siglo de nuestra era. Alegó que esas piedras le habían traído mala suerte, como si de una maldición se tratara. 

[Desentierran los cuerpos de dos hombres sepultados bajo las cenizas de Pompeya hace casi 2,000 años]

Vèrgere sugirió que justo conocer esa historia puede ser el elemento clave para que la turista que devolvió el fragmento robado de su museo se arrepintiera. Otra posibilidad, agregó, es que el gesto se deba a que la actual pandemia de COVID-19 “hizo reflexionar” a las personas y “remover las conciencias”. 

Según Pergola, si bien “es bueno” que la joven haya devuelto la pieza robada, “es importante recordar” que acciones como estas “representan un daño al patrimonio cultural” de un lugar “aunque se trate de un fragmento”. 

Con información de NBC News, Il Messaggero, BBC, The Guardian