Una niña de 7 años hospitalizada tras sufrir abusos en México ruega: “No me curen, mejor quiero morirme”

Los padres de la menor fueron arrestados en el estado mexicano de Puebla y han sido acusados de maltrato infantil y abandono. La muerte de su hermana menor en junio también está siendo investigada.

Suscríbete al Email de Noticias Telemundo

Todos los días, las últimas noticias directamente en tu correo electrónico
SUBSCRIBE

Una niña de 7 años del estado mexicano de Puebla se encuentra hospitalizada en estado grave, luego de que sus padres la golpearan y la violaran, según la denuncia penal presentada en su contra por las autoridades estatales.

“No me curen, quiero morirme”, dijo Yaz según refirió el grupo de enfermeros y doctoras que cuidaron de ella en el hospital La Margarita del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS). Los médicos dijeron que encontraron huellas de violación cuando la examinaron.

En lo que fue su tercera hospitalización en un año, Yaz ingresó por una hemorragia interna y un pulmón colapsado por el que tuvieron que intubarla. Ha estado internada desde el 21 de agosto. La última vez que acudió a un centro de salud, la atendieron por quemaduras en los glúteos, por lo que requirió de un injerto para reparar parte del músculo destruido.

Alejandra 'N' y Rafael 'N', acusados de violencia familiar y abandono de su hija de siete años.FGE de Puebla

[Fátima no es la única: en México desaparecen siete niños al día y crece la violencia infantil]

El caso de la niña no era desconocido para las autoridades. Hubo reportes de maltrato infantil al menos desde 2019.

Una vecina, que pidió ser identificada solo por su nombre de pila Ruth, presentó una denuncia por abuso infantil el pasado abril. Sin embargo, asegura que las autoridades la desestimaron alegando que no era familiar directo de la menor.

“Cuando iba a medio patio, la agarró del brazo y le pegó con el puño cerrado en las pompas”, relata Ruth sobre una de las ocasiones en las que presenció las golpizas que recibía Yaz. Fue Ruth quien la rescató de sus padres y la ingresó en el hospital.

[La mayoría de los menores en México ha sido víctima de violencia o maltrato]

Rafael ‘N’ y Alejandra ‘N’, los padres de Yaz, ya fueron detenidos por la Fiscalía General del Estado el 27 de agosto y enfrentan cargos por violencia familiar y abandono.

Sin embargo, Yaz podría no ser su única víctima: su hermana, Mitzi, falleció recientemente en condiciones sospechosas.

Las autoridades determinaron que había muerto por broncoaspiración mientras dormía en junio de este año. Ahora, han iniciado una nueva investigación para corroborar si en efecto fue una causa de muerte natural o se trató de una negligencia o maltrato.

[Más de 23,000 huérfanos: las otras víctimas de los feminicidios en México]

El caso de Yaz ilustra la situación de muchos niños en México, que ha empeorado con la pandemia de coronavirus.

Fotografía de archivo de una manifestación contra la violencia hacia las mujeres y las niñas en Puebla; el 22 de febrero de 2020.Reuters

“Las familias, las comunidades siguen tolerando el maltrato al considerar a los niños y niñas como inferiores”, dijo a Noticias Telemundo Juan Martín Pérez, director de la Red por los Derechos de la Infancia en México, una coalición de más de 70 organizaciones de la sociedad civil.

Antes del confinamiento en casa, uno de cada diez casos investigados como feminicidio (matar a una mujer o niña por razón de su género) a nivel nacional involucró a una persona menor de edad, y la cifra de feminicidio infantil reportado ya había crecido 96% respecto de los últimos cinco años, según análisis de datos oficiales. Se estima que la pandemia ha empeorado la situación de los niños más vulnerables, muchos de los cuales dependían de las clases en persona en las escuelas para obtener alguna protección institucional.