Un padre secuestró a sus dos niñas y huyó de una casa en Kansas. Atrás quedaron los cadáveres de sus dos hermanitos

El vehículo del hombre fue detenido en un control policial pero le dejaron continuar. Fue justo después cuando se hallaron los cuerpos sin vida de dos niños pequeños.
El sospechoso fue detenido por una patrulla de control en Oklahoma, cerca de la frontera con Texas.
El sospechoso fue detenido por una patrulla de control en Oklahoma, cerca de la frontera con Texas. (Patrulla de Oklahoma y DPS de Texas)
/ Source: Telemundo

La alerta ámbar se extendió por tres estados, Kansas, Oklahoma y Arkansas, el sábado en la tarde: dos niñas habían sido secuestradas en el pequeño pueblo de Leavenworth, al norte de Kansas City, de una casa donde las autoridades hallaron además a otros dos niños muertos. 

La intensa búsqueda del principal sospechoso, el padre de las niñas, se extendió hasta el límite de Oklahoma con Texas. Allí, sobre el borde de la frontera, las autoridades lograron detener su vehículo. 

En el automóvil, estaban a salvo las pequeñas, Nora Jackson, de 7 años, y  Aven Jackson, de 3 años. El hombre, Donny Jackson, de 40 años, fue detenido y acusado de secuestro. Su conexión con el doble homicidio de los niños asesinados en la vivienda, aún no está clara. 

Los investigadores no han ofrecido más detalles sobre las circunstancias del doble homicidio. Las autoridades del condado de Leavenworth sólo indicaron durante una conferencia de prensa el sábado que se creía que los chicos tenían 11 y 14 años y que eran hermanos de las niñas secuestradas. 

 

 

Los oficiales del sheriff del condado encontraron a los niños en la vivienda al mediodía del sábado tras una llamada al 911 de alguien que descubrió la escena del homicidio. Se desconoce cuándo ocurrió el doble asesinato o el secuestro. 

Menos de una hora antes de que se descubriera el crimen, Jackson fue detenido por un control de tránsito, con las dos niñas en el asiento de atrás, en Kansas, cerca de la frontera con Oklahoma. Pero sólo fue una inspección de rutina. La alerta aún no les había llegado a los agentes. 

Jackson continuó su viaje hasta que otro oficial vio su automóvil, un Honda Accord, cerca de la frontera del estado con Texas y dio aviso a las autoridades. 

Una patrulla de carretera del estado de Oklahoma y policías del condado de Beckham lo detuvieron finalmente. Las dos pequeñas fueron puestas a salvo, según informó la cadena KSHB-TV, afiliada a NBC.

Con información de NBC News y AP