Tres consejos para mejorar su informe de crédito usando su tarjeta

Los expertos recomiendan no gastar más del 30% del monto de las tarjetas. Le contamos otros trucos para mejorar su historial de crédito y ganar puntos
En la imagen se muestran dos tarjetas de créditos.
En la imagen se muestran dos tarjetas de créditos. AP / AP

Obtener la primera tarjeta de crédito es una buena noticia para muchos consumidores. Pero qué pasa cuando el monto otorgado está por debajo del que pensó y las cuentas por pagar no pueden esperar.

Debemos comenzar a construir un historial crediticio con valor, y para eso, los expertos recomiendan no utilizar las tarjetas para gastos diarios, sino dejarlas para pagar cuentas puntuales. Asimismo, instan a los usuarios a ser responsables con el dinero que debe y mantenerse al día en los pagos.

Seguir estos pequeños consejos, y los que se mencionan a continuación, le ahorrarán dinero en un futuro.

Pague a tiempo y el total del monto: Al ser un solicitante nuevo, es común que los bancos le otorguen una cifra no muy alta porque tienen que ser cautelosos.

Es por eso que debe utilizar su tarjeta para construir un historial positivo. Esto significa que debe pagar las cuentas a tiempo y en su totalidad. Si se mantiene haciéndolo, es probable que obtenga un aumento.Los bancos suelen revisar las cuentas cada 12 meses. Ellos evalúan los pagos efectuados, el crédito disponible que está utilizando y el tiempo que ha sido un cliente, entre otros.

"Por lo general, los bancos dudan en darle un aumento límite si todo lo que hace es pagar el mínimo y los pagos que faltan, especialmente si su saldo está cerca de su límite", dijo Naeem Siddiqi, autor de libros sobre calificación crediticia.

Mantenga un balance bajo en la cuenta: No importa cuánto crédito haya obtenido, lo que cuenta es mantener sus saldos bajos. Esto significa que no deberá utilizar más del 30% del límite de la tarjeta.

Para mejorar el balance, los expertos recomiendan hacer múltiples pagos cada mes, de esta manera, cuando se haga el informe de lo adeudado, ya su cuenta habrá sido saldada y no aparecerá en el reporte que las agencias envían al buró de crédito.

No tenga miedo de preguntar: Un límite de crédito no tiene que ser para siempre. Si ese límite no ha aumentado automáticamente después de varios meses, puede comunicarse con su banco y pedirlo directamente.

Si ha estado pagando sus cuentas a tiempo, esta petición podría resultar en un aumento que, si bien podría cambiar su informe crediticio haciendo que su puntuaje caiga levemente, a largo plazo podría valer la pena.