Senadores republicanos contratan a una fiscal para interrogar a la acusadora de Kavanaugh

Los senadores han elegido a una experta en crímenes sexuales para interrogar al nominado al Tribunal Supremo y a la supuesta víctima, Christine Blasey Ford
Kavanaugh.jpg
El nominado del presidente Trump a la Corte Suprema, Brett Kavanaugh, en su tercer día ante el Senado. (AP Photo/Alex Brandon)Alex Brandon/AP / AP

Los senadores republicanos han elegido a una mujer fiscal de crímenes sexuales para interrogar este jueves en el Senado al juez candidato al Tribunal Supremo, Brett Kavanaugh, y a Christine Blasey Ford, la profesora universitaria que le acusa de haberla asaltado con fines sexuales cuando estaban en la escuelaAmbos están llamados a comparecer ante el Comité Judicial del Senado en audiencia pública. 

Los once senadores republicanos de este comité, todos hombres, han optado según el ha informado el Washington Post por Rachel Mitchell, directora de la división contra crímenes sexuales de la Fiscalía del condado de Maricopa (Arizona), para que ella interrogue a Kavanaugh y a Ford.  Mitchell es una experimentada fiscal republicana que ha trabajado durante 26 años para la Fiscalía del condado de Maricopa. 

"El objetivo es despolitizar el proceso y llegar a la verdad, en lugar de exaltar y dar a los senadores la oportunidad de lanzar sus campañas presidenciales", ha dicho el presidente del comité, Chuck Grassley, republicano de Iowa, en un comunicado. "Estoy muy agradecido de que Rachel Mitchell haya dado un paso adelante para servir en este importante y serio papel".

Menos de 24 horas después, puede que el Comité de Justicia del Senado vote este viernes para confirmar al juez Brett Kavanaugh en la Corte Suprema. Así lo ha anunciado Grassley, quien dejó claro que el voto de recomendación tan solo ocurrirá si los senadores "están listos". "Después de escuchar el testimonio de la doctora Ford y del juez Kavanaugh, si estamos listos para votar, votaremos. Y si no estamos listos, no votaremos", ha dicho en Twitter.

Kavanaugh, nominado por el presidente de EE.UU., Donald Trump, para la vacante en el Supremo, ha sido acusado de abusos supuestamente cometidos en la década de los 80 por dos mujeres, la propia Ford y Deborah Ramírez. 

El Comité de Justicia del Senado escuchará a Ford y a Kavanaugh antes de votar si recomienda o no al pleno de la Cámara Alta la confirmación del magistrado para un puesto vitalicio en el Tribunal Supremo.