IE 11 is not supported. For an optimal experience visit our site on another browser.

Estos juguetes populares causan lesiones en los niños cada temporada navideña. Médicos dan consejos para evitar muertes

Según la Comisión de Seguridad de Productos de Consumo de Estados Unidos (CPSC), se estima que en 2022 se trataron 145,500 lesiones en salas de emergencia y 11 muertes asociadas con juguetes entre niños de 12 años o menos.

Por Caroline Kee —TODAY

Se acercan las fiestas navideñas, que para muchos padres es la temporada alta de compras. La promesa de juguetes nuevos es una de las partes más emocionantes de este período para los niños. Pero algunos juguetes son más riesgosos que otros, y algunos, son francamente peligrosos.

Cada temporada navideña, las salas de emergencia se inundan de niños con lesiones relacionadas con juguetes.

Según la Comisión de Seguridad de Productos de Consumo de Estados Unidos (CPSC), se estima que en 2022 se trataron 145,500 lesiones en salas de emergencia y 11 muertes asociadas con juguetes entre niños de 12 años o menos.

Hablamos con médicos de emergencia y pediatras sobre los principales juguetes que envían a los niños a la sala de emergencias y estos son algunos de los consejos que compartieron para mantenerlos seguros.

Perlas de agua

Las perlas de agua se han vuelto cada vez más populares en los últimos años y a menudo se venden como juguetes sensoriales para niños. Las pequeñas cuentas de colores brillantes están hechas de un material superabsorbente que se expande cuando se moja.

El riesgo de estas está en que pueden parecer dulces, especialmente para los niños más pequeños. “Hemos visto lesiones relacionadas tanto con la ingestión de perlas de agua como con su colocación en la nariz y los oídos”, le dijo a TODAY.com la Dra. Sarah Ash Combs, pediatra de medicina de emergencia en el Children’s National Hospital.

Cuando se ingieren, las perlas de agua pueden continuar expandiéndose en el cuerpo y causar malestar, vómitos, deshidratación o lesiones potencialmente mortales, según la CPSC. Es posible que se requiera cirugía.

“Pueden ser muy peligrosos y causar obstrucciones intestinales. Hemos visto que a los niños no les va bien después de ingerirlos”, indicó a TODAY.com la Dra. Meghan Martin, médica de emergencia pediátrica del Johns Hopkins All Children’s Hospital.

Toddler boy playing with tiny animal toys
Según la CPSC, la mayoría de las 11 muertes relacionadas con juguetes reportadas en 2022 fueron causadas por asfixia o asfixia asociada con piezas pequeñas de juguetes.Getty Images

Las perlas de agua que se colocan en los oídos pueden dañar las estructuras internas del oído y causar pérdida de audición, según la CPSC. También es posible que los niños inhalen perlas de agua, lo que puede provocar un daño pulmonar importante, según un informe de 2020 en BMC Pediatrics.

Los expertos recomiendan evitar las perlas de agua si es posible o mantenerlas fuera del alcance de los niños menores de cinco años. Los niños mayores siempre deben ser supervisados y las perlas deben guardarse en un lugar seguro fuera del alcance de los niños, agregó Martin.

Cualquier juguete con pilas de disco

Las pilas de disco son pequeñas, planas y con forma de circular que se utilizan para alimentar todo, desde juguetes hasta audífonos y tarjetas de felicitación, dijo a TODAY.com la Dra. Danielle Grant, pediatra del Texas Children’s Pediatrics.

Estas pequeñas pilas no combinan bien con los niños curiosos. Un estudio de 2022 encontró que la tasa de visitas de niños a la sala de emergencias por lesiones relacionadas con baterías se ha más que duplicado en la última década, informó anteriormente TODAY.com.

[Los CDC advierten a quienes viajen a México sobre riesgos de contraer peligrosa enfermedad transmitida por garrapatas]

Las pilas de disco pueden representar un peligro de asfixia y son “extraordinariamente peligrosas” cuando se ingieren, informó a TODAY.com el Dr. Shawn Safford, director médico de servicios pediátricos del UPMC Children’s Hospital en Centreal Pennsylvania. Aproximadamente una vez al mes, realiza una cirugía a un niño que ha ingerido una pila de botón, agregó.

Tragar las pilas puede provocar quemaduras químicas potencialmente mortales en el esófago y el tracto gastrointestinal, roturas, hemorragias y la muerte, agregó Grant.

Las baterías alojadas en los oídos o la nariz pueden causar problemas permanentes de audición o respiración, según la Academia Estadounidense de Pediatría.

Evite regalar a los niños pequeños juguetes con pilas de botón, indicó Martin, o asegúrese de que todos los compartimentos de las pilas estén bien asegurados y supervise siempre a los niños mientras usan el juguete.

​Juguetes con imanes o juegos imantados

Otro regalo popular son los juguetes con imanes o juegos de juguetes magnéticos de alta potencia: piense en pequeños cubos, bolas o fichas que se conectan entre sí para crear estructuras o formas.

La CPSC prohibió los juguetes con imanes de alta potencia en 2014, pero la prohibición se levantó en 2016. Después de eso, las investigaciones mostraron un fuerte aumento en las lesiones relacionadas con imanes entre los niños, según la Asociación Americana de Pediatría (AAP).

“Los imanes son pequeños, atractivos y sabemos que a los niños pequeños les encanta llevarse cosas a la boca”, dice Combs. Los niños podrían atragantarse con los imanes o tragárselos.

Cuando se ingieren varios imanes, pueden atraerse entre sí y forzar los tejidos del cuerpo, según la CPSC. Esto puede provocar obstrucciones intestinales, perforaciones, infecciones, envenenamiento de la sangre y la muerte.

Patinetes eléctricos y hoverboards

Los patinetes eléctricos o e-scooters son cada vez más populares. También envían a muchos niños a la sala de emergencias con todo, desde hematomas, hasta huesos rotos, y lesiones en la cabeza, informó Safford.

Las investigaciones sugieren que estas lesiones son cada vez más comunes y graves. Según la AAP, el número de niños hospitalizados por lesiones causadas por patinetes eléctricos aumentó entre 2011 y 2020.

Los scooters no motorizados ya causan una cantidad significativa de lesiones infantiles cada año, según la CPSC. Sumar un motor y más velocidad sólo agrega más riesgo, señalan los expertos. La AAP recomienda que los niños menores de 16 años no utilicen patines eléctricos.

Los hoverboards también envían a muchos niños al hospital, según Martin.

Cualquier actividad al aire libre que involucre ruedas, motorizadas o no motorizadas, requiere el equipo de seguridad adecuado, indicó Combs. Esto incluye cascos, rodilleras, coderas y muñequeras. Combs sugirió elegir el color favorito del niño o diseños geniales para entusiasmarlo y fomentar su uso.

Los juguetes también deben ser apropiados para la edad y el nivel de habilidad del niño, dijo Grant, y los padres deben enseñar a los niños sobre las reglas de seguridad vial antes de dar una vuelta en su nuevo vehículo.

Juguetes con piezas sueltas o pequeñas

Según la CPSC, la mayoría de las 11 muertes relacionadas con juguetes reportadas en 2022 fueron causadas por asfixia o asfixia asociada con piezas pequeñas de juguetes, pelotas o globos.

“Los niños exploran cosas llevándoselas a la boca”, indicó Combs. Cualquier juguete con piezas pequeñas o sueltas presenta un riesgo, especialmente para los niños pequeños.

[Hospitalizaciones por COVID-19 aumentaron un 18.8%, según los CDC]

Estos incluyen cosas como juegos de construcción, canicas, accesorios para muñecas o juguetes que se pueden desmontar. “Algo tan simple como los materiales de embalaje puede (incluso) ser un peligro”, explicó Combs, añadiendo que todo el empaque debe desecharse después de abrir un juguete.

“Una cosa que les digo a los padres es que nunca le den (a un niño) de 3 años o menos nada que sea más pequeño o que quepa en un rollo de papel higiénico (tubo)”, dice Safford.

Asegúrese de que la pieza más pequeña de un juguete sea apropiada para la edad no solo del niño que la recibe sino también de cualquier otro niño en el hogar que tenga acceso a él, aconsejó Grant.