El remdesivir no debe usarse en pacientes hospitalizados con COVID-19, dice la OMS. Trump lo recibió tras enfermar

Este fármaco no tiene un efecto significativo sobre la mortalidad ni reduce la necesidad de ventilación mecánica, concluyó un panel de expertos. Sin embargo, se sigue usando en Estados Unidos y otros países.

Por Erika Edwards – NBC News

El medicamento remdesivir no debe usarse para el tratamiento de pacientes hospitalizados por COVID-19, dictaminó este jueves la Organización Mundial de la Salud, solo un mes después de que la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA, por sus siglas en inglés) aprobara su uso en Estados Unido para pacientes mayores de 12 años que están hospitalizados con esa enfermedad.

El remdesivir, también conocido como Veklury, y el esteroide dexametasona son los únicos medicamentos autorizados para tratar a los pacientes con COVID-19. Pero un reciente estudio global masivo sobre la eficacia del remdesivir, realizado por la OMS, mostró que tuvo poco o ningún impacto en los pacientes hospitalizados, lo que contradice investigaciones previas.

“El remdesivir no tiene un efecto significativo sobre la mortalidad o sobre otras condiciones importantes para los pacientes, como la necesidad de ventilación mecánica o el tiempo para la recuperación clínica”, escribieron los expertos del Grupo de Desarrollo de Lineamientos de la OMS en un comunicado. La investigación se publicó en The BMJ, una revista médica.

[La droga remdesivir muestra prometedores resultados contra el COVID-19: se abre una puerta para un tratamiento]

Tomando en cuenta los datos provisionales del ensayo de la OMS, que incluyó datos de más de 11,200 personas en 30 países, “el remdesivir ahora está clasificado como un medicamento que no debe usarse de manera rutinaria en pacientes con COVID-19”, dijo Jozef Kesecioglu, presidente de la Sociedad Europea de Cuidados Intensivos, en una entrevista con la agencia de noticias Reuters.

Gilead Sciences, la farmacéutica que fabrica el remdesivir, ha cuestionado los hallazgos de la OMS. En una declaración enviada por correo electrónico, el fabricante de medicamentos dijo: “Confiamos en que los médicos de primera línea reconozcan el beneficio clínico del Veklury basándose en las pruebas sólidas de múltiples estudios controlados aleatorios”.

Aunque los médicos y hospitales no están obligados a seguir los consejos de la OMS, la recomendación podría frenar el uso del remdesivir.

Sin embargo, el medicamento sigue siendo ampliamente utilizado en los hospitales porque está autorizado o aprobado en más de 50 países, incluido Estados Unidos, y fue uno de los fármacos que le administraron al presidente, Donald Trump, cuando dio positivo por el coronavirus en octubre.

[Cuánto falta para que estén disponibles los medicamentos y la vacuna que se desarrollan contra el coronavirus]

Un estudio previo realizado por los Institutos Nacionales de Salud encontró que el remdesivir redujo la duración de las estadías en el hospital de los pacientes con síntomas moderados de la enfermedad en aproximadamente cuatro días, de 15 a 11.

Como se cree que el remdesivir funciona para detener la replicación del virus, es probable que tenga un impacto mayor en una etapa más temprana de la enfermedad, dijo Hugh Cassiere, neumólogo de Northwell Health en Nueva York.

“Si comenzaras a usar el remdesivir muy temprano, esperarías tener mejores resultados”, indicó.

Ken Lyn-Kew, especialista médico del National Jewish Health en Denver, coincide en que es importante continuar estudiando el remdesivir, pero no está tan entusiasmado con el uso del fármaco en pacientes que se encuentran en etapas avanzadas de la enfermedad. “Los datos muestran que realmente no funciona muy bien en los pacientes hospitalizados”, afirmó.

Kesecioglu dijo que no había suficientes datos sobre cuándo el remdesivir podría ser efectivo o para cuáles pacientes, lo que llevó a la decisión de desalentar su uso rutinario en las unidades de cuidados intensivos.

Eso significa que los médicos solo deben usar ese medicamento ocasionalmente, no como un tratamiento estándar para los pacientes con COVID-19.

Diez meses después del inicio de la pandemia, continúa el debate en la industria médica sobre cuáles medicamentos son los mejores para tratar a los pacientes hospitalizados con COVID-19.

El remdesivir tiene posibles efectos secundarios en los riñones, según los datos que Gilead compartió con la Agencia Europea de Medicamentos, que está evaluando su posible toxicidad.

Por otra parte, la FDA emitió el jueves una autorización de uso de emergencia para el remdesivir en combinación con el Baricitinib, de la empresa Eli Lilly, un fármaco que se usa para tratar la artritis reumatoide.

En un ensayo clínico de pacientes hospitalizados con COVID-19, se demostró que el tratamiento combinado reduce el tiempo de recuperación dentro de los 29 días posteriores al inicio de los medicamentos, en comparación con los pacientes que recibieron un placebo con remdesivir, dijo la FDA en un comunicado. La agencia advirtió que se deben realizar investigaciones para confirmar esos resultados.

Con información de Reuters