IE 11 is not supported. For an optimal experience visit our site on another browser.

Doce alimentos que los cardiólogos evitan cuando están en el aeropuerto y las comidas saludables que sí recomiendan

Opciones como tacos, sándwiches, ensaladas o hamburguesas abundan en las terminales aéreas, ¿pero cómo saber cuál es mejor? La respuesta podría sorprenderle.

Por A. Pawlowski —Today

Los alimentos saludables para el corazón no abundan en los menús de los aeropuertos, donde suelen predominar los restaurantes de comida rápida y los panecillos gigantes de canela.

Entonces, ¿qué puede comer un viajero preocupado por su salud atrapado en el aeropuerto? Casi 5 millones de personas viajarán por aire durante el feriado de Acción de Gracias en 2023, según estimaciones de AAA. La Administración de Seguridad del Transporte espera inspeccionar a casi 3 millones de pasajeros el domingo 26 de noviembre, que probablemente será el día de mayor actividad de viajes, según la agencia.

Muchos viajeros enfrentan retrasos y vuelos cancelados si el clima no coopera o las aerolíneas tienen problemas logísticos. Las tormentas amenazan con un regreso agitado en algunas partes del país.

[La FDA retira marcas de melones tras duplicarse las infecciones por salmonela en una semana]

Es entonces cuando los restaurantes de los aeropuertos tienen un público cautivo que busca alimentos fáciles y sabrosos, pero también llenos de grasa, sal y azúcar. Los cardiólogos conocen muy bien la tentación.

La doctora Susan Cheng, profesora de cardiología y directora de investigación de salud pública en el Smidt Heart Institute de Cedars-Sinai en Los Ángeles, se encontraba recientemente en un aeropuerto cuando una exhibición de pasteles llamó su atención.

“Eran porciones enormes de todos estos pasteles exuberantes y de diferentes sabores”, le dijo Cheng a TODAY.com. “Se veían hermosos, pero no creo que realmente quiera pastel para el almuerzo”.

Los tacos con verduras, frijoles y salsa son una buena opción.
Los tacos con verduras, frijoles y salsa son una buena opción.Kris D'Amico

“Comer sano, dondequiera que esté, sin importar las circunstancias, es probablemente la mejor opción”, agregó el doctor Andrew Freeman, director de prevención y bienestar cardiovascular de National Jewish Health en Denver.

Pero “si vas a estar en el aeropuerto más de 24 o 48 horas, tendrás que ser creativo”.

Sabiendo lo que saben sobre la salud del corazón, ¿qué comen los cardiólogos cuando están atrapados en el aeropuerto? Tres cardiólogos compartieron sus rutinas.

Bocadillos de casa

La mejor estrategia es viajar preparado.

“Por mucho que estés absolutamente cautivo en el aeropuerto, eso no significa que no puedas traer tu propia comida”, dijo Freeman.

Empaca manzanas o naranjas, que sorprendentemente llenan y caben en una mochila, además de paquetes portátiles de mantequilla de maní para obtener un poco más de proteína. A veces Freeman también va a lugares donde puede preparar su propia ensalada y la lleva al aeropuerto.

Opciones de tienda de sándwiches

Cheng encontró recientemente un sándwich de ensalada de atún sencillo y nutritivo en un aeropuerto que calificó de “perfecto”.

A Freeman, que no come carne, le gusta pedir un sándwich vegetariano sin queso ni mayonesa. “A veces ponen un poco de aguacate o hummus en el sándwich, lo cual es sorprendentemente bueno”, dijo.

Omelet

El objetivo es encontrar buenos alimentos que te mantengan lleno, señala el doctor Marc Eisenberg, cardiólogo clínico y profesor asociado de medicina en el Centro Médico de la Universidad de Columbia en Nueva York.

“Lo mejor para comer es algo así como un omelet si encuentras un restaurante allí”, dijo Eisenberg, coautor de “¡¿Me estoy muriendo?!: una guía completa de tus síntomas y qué hacer a continuación”.

“Creo que los huevos son definitivamente una apuesta segura cuando estás en un aeropuerto”.

Los huevos contienen proteínas, vitaminas, antioxidantes y grasas saludables, dicen los nutricionistas. No se ha demostrado que aumenten el colesterol en muchas personas, añadió Eisenberg. Pero instó a los viajeros a evitar la mantequilla, a la que llama uno de “los peores alimentos”, y a vigilar su consumo de sal.

Opciones de Starbucks

La cadena de cafeterías Starbucks suele tener avena disponible, que es una excelente opción para el desayuno, señaló Freeman.

También le gusta pedir bebidas sin lácteos ni edulcorantes añadidos; un bagel que se puede cubrir con hummus o guacamole; o una caja de proteína vegetal con un sándwich de mantequilla de maní y mermelada.

Starbucks también suele tener una cesta de plátanos, que son extremadamente nutritivos y saludables gracias a su fibra y potasio, añadió Cheng.

Alimentos para llevar

Cheng podría comprar una pequeña bolsa de nueces, una barra de frutas y nueces o un pequeño recipiente de yogur. El yogur es bueno para el microbioma intestinal, pero es importante vigilar el contenido de azúcar, dijo.

Estas tiendas también suelen tener fruta fresca, vasos de fruta o ensaladas, añadió Freeman.

Comida mexicana

“La mayoría de los aeropuertos tienen una opción mexicana, y la verdad es que casi siempre puedes conseguir tacos o un plato de arroz, generalmente con cosas como arroz integral, verduras, frijoles y salsa, sin carne, queso ni crema agria con bastante facilidad”, indicó Freeman.

Alimentos que los cardiólogos evitan en el aeropuerto:

Las hamburguesas, las patatas fritas y otros alimentos llenos de grasas saturadas, sal, colesterol, carbohidratos o azúcar encabezan la lista. Un Cinnabon Classic Roll tiene 880 calorías, según la compañía.

Sin embargo, la pizza es probablemente una mejor opción que una hamburguesa en un restaurante de comida rápida, dijo Eisenberg.

También es importante tener cuidado con las ensaladas. “Cuando comes una ensalada y le pones carne de res, cerdo o pollo y aderezo ranch y todas esas cosas que a la gente le gusta poner en sus ensaladas, rápidamente se convierte en una hamburguesa doble con queso”, advirtió Freeman.

“Muchas veces, una ensalada, cuando se prepara al estilo americano habitual, puede tener más calorías, grasas saturadas y colesterol que la propia hamburguesa con queso”.

En general, es poco probable que uno o dos días de comer alimentos poco saludables (si esa es la única opción disponible) perjudique a la mayoría de las personas sanas, aunque los viajeros con insuficiencia cardíaca, presión arterial alta o diabetes deben tener más cuidado, dijo Eisenberg.

Pero hay una diferencia entre lo que la gente hace a diario y lo que hace en momentos específicos, como viajar durante el Día de Acción de Gracias, añadió.

Si estás atrapado en el aeropuerto, tal vez con niños, y necesitas algo para templar el estado de ánimo y ganar algo de paciencia y tiempo, haz lo que sea necesario, añadió Cheng.

“Pero, en general, recomendaría a los pacientes que se ciñeran a lo que saben que es bueno para su salud”, agregó.