Qué se sabe del segundo cheque de alivio económico y qué otras ayudas se pueden pedir contra la crisis

Mientras la mayoría de las ayudas federales por el golpe financiero del COVID-19 expiran a finales de julio, el próximo lunes el Congreso regresará de un receso para definir los detalles del segundo plan de estímulo económico y el esperado segundo cheque de ayuda. También algunos estados ofrecen alivios para pagar la renta, efectuar entierros y acceder a bonos de comida.

Decenas de millones de estadounidenses elegibles han recibido en los últimos tres meses el pago de 1,200 dólares aprobado por el Congreso como alivio al golpe económico de la pandemia del coronavirus. Pero con el agravamiento de la crisis sanitaria —y la masiva y constante pérdida de empleos o reducción de ingresos— también ha crecido la expectativa por un segundo paquete de estímulo federal y, como parte de este, un nuevo cheque.

Se espera que cuando los legisladores vuelvan de su receso al Congreso el 20 de julio, el líder de la mayoría republicana en el Senado, Mitch McConnell, presente un borrador de la nueva legislación para un segundo paquete de estímulo, redactada por esa bancada y con apoyo de la Casa Blanca.

Aunque no hay seguridad de qué incluirá este nuevo plan, tanto demócratas como republicanos sí han apoyado enviar un segundo cheque de estímulo. La cantidad y los criterios de elegibilidad, sin embargo, estarán a debate.

El líder de la mayoria republicana en el Senado, Mitch  McConnel, presentará un borrador de la nueva legislación para el nuevo paquete de estímulo cuando el Congreso regrese de un receso. Getty Images

McConnell sugirió la semana pasada que es posible que solo sean elegibles quienes ingresen hasta 40,000 dólares al año, lo que incluiría mayoritariamente a los trabajadores de los servicios, los “más afectados”, según el senador por Kentucky. Algunos analistas han señalado que muy posiblemente el nuevo cheque sea menor a 1,200 dólares.

De cualquier manera, los estadounidenses tendrían una decisión final sobre los detalles del nuevo paquete hacia finales de este mes o principios del siguiente, pues el Congreso hará una pausa el 7 de agosto para su receso de verano.

Ayudas que expiran a finales de julio

Con el agravamiento de la crisis sanitaria y el retroceso de algunos estados en la apertura de las economías locales para frenar los contagios, son muchos los que esperan con ansias una resolución respecto a las nuevas ayudas en el ansiado paquete, precisamente porque un grupo de beneficios federales y estatales que actualmente mantienen a sus familias a flote están a punto de expirar en medio de la mayor crisis financiera que el país ha vivido desde la Gran Depresión.

[Al borde de la desesperación decenas de miles de trabajadores que aún no reciben los beneficios de desempleo]

Los próximos 26 y 27 de julio, en dependencia del estado, vencerán los pagos semanales de 600 dólares que se suman al subsidio por desempleo desde que fueron aprobados a finales de marzo.

Esta ayuda, denominada Pandemic Unemployment Compensation (PUC), será sometida a debate a partir del lunes en el Congreso, donde los demócratas propondrán extenderla hasta comienzos de 2021. Los economistas temen que una demora en su extensión o un rechazo de los republicanos resulten desastrosos para los millones de familias que dependen de este apoyo.

Además de ese crucial beneficio, también están prontas a expirar las protecciones para inquilinos y propietarios de viviendas en propiedades respaldadas por el gobierno federal. Este 15 de julio también venció el plazo extendido para la declaración de impuestos.

Las políticas federales destinadas a ayudar a las familias a resistir los impactos económicos de la pandemia han mantenido a más de 10 millones de estadounidenses fuera de la pobreza este año, según un nuevo informe del Urban Institute. Los hispanos y afroamericanos ocupan una parte importante en esta cifra.

Estos son algunos beneficios que están aún disponibles para los afectados por el COVID-19 en varias de las ciudades con más población hispana:

✔️ Hasta 2,000 dólares para pagar la renta en Los Ángeles, California

El Departamento de Vivienda e Inversión Comunitaria (HCID) de Los Ángeles lanzó esta semana un programa de alivio de 103 millones de dólares para ayudar a pagar la renta. El programa acepta solicitudes desde el lunes 13 de julio hasta el viernes 17 a la medianoche.

Para calificar, los inquilinos deben residir en viviendas de alquiler multifamiliares en la cuidad, haber sido afectados por el COVID-19 y generar menos del 80% del ingreso medio del área: un aproximado de 83,500 dólares para una familia de cuatro.

La solicitud está disponible en línea en el sitio web del HCID.

La ciudad estima que 50,000 hogares en Los Ángeles se beneficiarán del alivio, cuyos beneficiarios serán seleccionados después de que cierre el período de solicitud. Los hogares que califiquen recibirán hasta 2,000 dólares de alivio para pagar el alquiler. El dinero será desembolsado directamente a los propietarios. El estatus migratorio de los aplicantes no influirá en la decisión.

✔️ Nueva York también ofrece subsidio para renta y aumenta las ayudas para entierros

El gobernador de Nueva York, Andrew Cuomo, anunció este martes que el estado apoyará a las familias más golpeadas por el coronavirus con un subsidio que se financiará a través del Coronavirus Relief Found.

Al igual que en el caso de Los Ángeles, el pago se hará directamente a los propietarios de la vivienda. El dinero no tendrá que ser devuelto por los beneficiarios.

[Así te contamos lo más reciente sobre la pandemia del coronavirus]

La aplicación se podrá llenar a partir del este jueves 16 de julio y se mantendrá abierta por dos semanas, hasta el miércoles 29 de julio. Se aplicará en línea a través de la instancia Homes and Community Renewal.

La página asegura que cada vivienda podrá aplicar para un máximo de cuatro meses de asistencia. Uno de los requisitos es que, antes del 1 de marzo de 2020 y en el momento de la solicitud, el ingreso familiar debe haber sido inferior al 80% del ingreso medio del área de residencia.

Debido al COVID-19, el estado también incrementó la ayuda para cubrir gastos de entierros a los fallecidos. Las ayudas para estos fines aumentaron de 900 a 1,700 dólares. También se extendió el período para presentar solicitudes a 120 días a partir de la fecha de la muerte del individuo.

Todas las solicitudes recibidas, aclaran las autoridades, serán revisadas independientemente del estatus migratorio del aplicante. Para información telefónica el número es 929-252-7731. La aplicación en línea se puede llenar aquí. 

✔️ Texas extiende los beneficios de alimentos del programa SNAP

El gobernador de Texas, Greg Abbott, anunció la primera semana de julio que eel estado proporcionará aproximadamente 182 millones de dólares en beneficios de alimentos del Programa de Asistencia Nutricional Suplementaria (SNAP) de emergencia para este mes, tras recibir la aprobación federal del Departamento de Agricultura de Estados Unidos para extender la cantidad máxima permitida en función del tamaño de las familias.

"La extensión de estos beneficios SNAP de emergencia ayuda a garantizar que los tejanos puedan proporcionar alimentos nutritivos a sus familias mientras el estado continúa combatiendo el COVID-19", dijo Abbot.

Más de 950,000 hogares que reciben SNAP vieron la cantidad adicional en su tarjeta Lone Star antes del 11 de julio. Las asignaciones de emergencia de julio se suman a los 628 millones de dólares en beneficios que se proporcionaron previamente a los tejanos en abril, mayo y junio.

SNAP es un programa federal que brinda asistencia alimentaria a aproximadamente 1.4 millones de familias e individuos elegibles de bajos ingresos en Texas. Los necesitados pueden solicitar los beneficios de SNAP y Medicaid en YourTexasBenefits.com.

✔️Miami Dade, en Florida, apoyará con un pago único de renta

Miami-Dade, el condado más afectado en el nuevo epicentro de la pandemia, el sur de Florida, también ofrecerá asistencia para un pago único de la renta a quienes califiquen bajo las reglas del Emergency Rental Assistance Program (ERAP).

Las reglas son similares a las de Nueva York y Los Ángeles. Los aplicantes deben proveer documentación que pruebe que han sido afectados por el COVID-19 y que no son  beneficiarios de ninguno de los siguientes programas de ayuda: Section 8 Housing Choice Voucher, Public Housing, Veteran Affairs Supportive Housing (VASH), Home Investment Partnership Program (HOME) y Emergency Solutions Grant (ESG).

Las aplicaciones están abiertas desde este martes hasta el viernes 17 de julio. También se recibirán aplicaciones en papel, que pueden ser dejadas en cualquiera de las siguientes direcciones:

Victory Homes, 520 N.W. 75 Street, Miami, FL 33150.

Donn Gardens, 1861 N.W. 28 Street, Miami, FL 33142.

Homestead Gardens, 1542 S.W. 4th Street, Homestead, FL 33040.

Lakeside Towers, 7555 S.W. 152nd Avenue, Miami, FL  33193.

Vea también: 

Qué ayudas pueden solicitar dueños de pequeños negocios durante la crisis sanitaria

"No nos sentimos seguros, no estamos listos para reabrir las escuelas": maestros y padres explican por qué están en desacuerdo con Trump

Llevaban 24 años casados y el coronavirus les separó: esta mujer logró un trabajo de lavaplatos para volver a estar con su marido