IE 11 is not supported. For an optimal experience visit our site on another browser.

Trump cometió una "inconfundible ofensa de proporciones históricas": los fiscales del 'impeachment' revelan sus argumentos

Los abogados de Trump replican que no se le puede juzgar ahora que no está en la Casa Blanca y argumentan que su discurso incitando a marchar al Capitolio está protegido por la libertad de expresión

Por NBC News

WASHINGTON, D.C.- Los representantes demócratas que serán fiscales en el proceso de juicio político contra Donald Trump presentaron este martes su informe formal ante el Senado, en el cual dejaron en claro por qué consideran que el expresidente sí cometió acciones que ameritan el impeachment, y en el que piden que un posible castigo le prohíba postularse de nuevo a un cargo público.

El grupo de congresistas que actuarán como procuradores, liderado por Jaime Raskin, argumentan en el informe, de 80 páginas, que Trump es personalmente responsable del asalto al Capitolio sucedido el 6 de enero porque aseguran que él incitó el ataque como parte de sus esfuerzos para revertir el resultado de la votación popular y del Colegio Electoral.

"La responsabilidad que tiene Trump en cuanto a los eventos del 6 de enero es inconfundible", escriben, hablando de que el exmandatario "abusó de su puesto y con ello amenazó y agredió al orden democrático", en un acto que representa una "ofensa enjuiciable de proporciones históricas".

[El equipo que defiende a Trump emitió una respuesta a la acusación el martes al mediodía negando que el exmandatario haya participado en una insurrección o rebelión contra el país y que haya violado su juramento como presidente. “En todo momento, actuó de la mejor manera posible para preservar, proteger y defender la Constitución”, se indica en el documento. 

Los abogados de Trump argumentan además que el Senado “no tiene jurisdicción” para procesarlo porque ya no ocupa el cargo. Pero los fiscales para el juicio político explicaron en su propio documento que ese argumento no es válido.]

Cinco personas perdieron la vida durante los eventos del 6 de enero, incluido un policía del Capitolio. Dos oficiales más que intentaron repeler a los simpatizantes violentos de Trump han muerto desde entonces, se reporta que por suicidio.

[“Vayan listos para la guerra”: el FBI halla evidencias de que el asalto al Capitolio fue coordinado]

Un grupo de manifestantes intentan levantar la barrera policial e ingresar al Capitolio tras un incendiario discurso por parte del entonces presidente, Donald Trump. AP

El memorando de los fiscales argumenta que "la conducta [de Trump] puso en peligro la vida de todos los integrantes del Congreso, dio un golpe a la transición pacífica del poder y a la línea de sucesión, y arriesgó la seguridad nacional". 

"Este es precisamente el tipo de ofensa constitucional que amerita inhabilitar" a alguien de tener un puesto político, dice el memo. Los fiscales dicen que el Senado en el juicio "debe concluir más allá de la duda" que la conducta de Trump no puede ni debe ser tolerada.

Los representantes también hacen referencia a los argumentos sobre si el Senado todavía tiene el poder de enjuiciar a Trump porque ya no está en el puesto. 

"Esos argumentos están equivocados y también son peligrosos", escriben los congresistas que serán fiscales, al señalar que quienes redactaron la Constitución no habrían querido "dejarnos indefensos ante las acciones criminales que pueda tomar un presidente en sus últimos días, al abusar de su poder, violar su juramento o incitar una insurrección en contra del Congreso o las instituciones electorales, y salirse con la suya solamente porque ya va de salida". 

Agregan en el memo que es "obvio" que el Senado tiene potestad para enjuiciar a Trump porque el proceso de juicio político empezó antes de que dejara la Casa Blanca, cuando la Cámara de Representantes votó para imputarle cargos, los llamados articles of impeachment en inglés.

"Un presidente debe responder y rendir cuentas por su conducta en el cargo desde su primer día y hasta su último día", indican los fiscales. El 6 de enero Trump seguía siendo presidente.

[Alexandria Ocasio-Cortez exige la renuncia de Ted Cruz por alentar el asalto al Capitolio]

Quienes redactaron la Constitución "claramente pretendían que el proceso de juicio político sirviera para exoficiales", escriben los fiscales, apuntando a casos como cuando el Senado de 1798 determinó que sí podía enjuiciar a quienes recién habían dejado el cargo, como sucedió con el senador William Blunt, quien fue expulsado del cargo por traición y enfrentó un impeachment.

 Las declaraciones de Trump en el mitin del 6 de enero previo al asalto al Capitolio hicieron de ese evento "una situación llena de polvorin a nada de explotar" porque además era "completamente previsible" que los simpatizantes del expresidente "estaban listos y ansiosos de cometer violencia si él tan solo prendía la mecha", escriben en el memo los ficales. 

[El equipo de defensa de Trump no sólo reitera una y otra vez que es ilegal juzgarlo siendo que no está en el cargo sino que defiende sus palabras ante el Capitolio. Asegura, en el documento presentado este martes, que no causó el asalto. 

“Se niega que la frase ‘si no luchas como el infierno ya no vas a tener un país’ tenga algo que ver con la acción en el Capitolio”, señalan.

Los abogados aseguran también que en sus reiteradas denuncias, sin fundamentos, de un fraude electoral, Trump estaba ejerciendo su derecho “de la primera enmienda” de libertad de expresión. ]

Los representantes han indicado al respecto en el memo que Trump no puede esconder sus acciones diciendo que solamente estaba ejerciendo su libertad de expresión porque esa libertad no protege "el provocar acciones ilegales únicamente porque alguien perdió en las casillas de votación".

[El inspector general investigará si algún funcionario del Departamento de Justicia intentó ayudar a Trump a revertir las elecciones]

El informe fue hecho público después de que uno de los nuevos abogados para Trump, David Schoen, sugiriera durante una aparición en Fox News que el argumento de defensa será hablar de la Primera Enmienda.

El abogado insinuó que Trump solamente habló de manera apasionada en el mitin donde invitó a sus seguidores a "nunca rendirse" y dijo que se debía "poner fin al 'robo' [porque] no vamos a permitirlo" justamente cuando el Congreso realizaba su deber constitucional de ratificar el resultado del voto popular y del voto del Colegio Electoral.

[Un millón para viajes, su pensión y otros privilegios de Trump en juego por el 'impeachment']

"Si se empieza a decir que provocar una agresión con fines de insurrección en contra de una sesión conjunta del Congreso después de perder una elección no es una ofensa que debe resultar en un juicio político, es difícil pensar en qué sí debe serlo", señalan en su memorando los fiscales del impeachment.

"Estos no son cargos rutinarios de corrupción: Trump cometió una ofensa enjuiciable de proporciones históricas", concluyen.