IE 11 is not supported. For an optimal experience visit our site on another browser.

Biden urge al Congreso un mayor control de armas tras racha de tiroteos mortales en el país

El presidente exigió a los legisladores que prohíban los rifles de asalto y los cargadores de alta capacidad o si no al menos que se aumente la edad para poder comprarlos a 21 años, entre otras medidas para atender la crisis de violencia armada.

El presidente, Joe Biden, pronuncia un discurso este jueves por la noche desde la Casa Blanca en el que insta al Congreso una vez más a aprobar leyes más estrictas para el control de armas.

"Después de Columbine, Sandy Hook, Charleston, Orlando, Las Vegas, nada se ha hecho. Esta vez no puede ser igual. Esta vez tenemos que hacer algo", afirmó Biden este jueves desde la sala este de la Casa Blanca.

"Tenemos que prohibir los rifles de asalto y cargadores de alta capacidad. Y si no podemos prohibirlos, debemos subir el límite de edad de 18 a 21 años", agregó.

El presidente, Joe Biden, habla sobre el control de armas desde el salón este de la Casa Blanca, el 2 de junio de 2022.
El presidente, Joe Biden, habla sobre el control de armas desde el salón este de la Casa Blanca, el 2 de junio de 2022.Evan Vucci / AP

Biden volvió a destacar la efectividad que tuvo la prohibición durante 10 años de nueve tipos de armas semiautomáticas, entre ellas los rifles de asalto AR-15, afirmando que los tiroteos se triplicaron después de que los legisladores republicanos decidieron dejar de instaurarla.

[Abuela del asesino de Uvalde le exigió que sacara un arma de su casa antes del tiroteo]

"No se trata de quitarle las armas y de hacer ver a los dueños de las armas como personas malas. Debemos tratar a los duelos de las armas con el respeto que se merecen", declaró el presidente, aclarando una vez más que el derecho a portar armas consagrado en la segunda enmienda "no es ilimitado".

"Se ha limitado el acceso a los rifles dese hace 70 años y este es un país libre", afirmó.

También destacó que han muerto más niños por armas de fuego que policías o soldados en el cumplimiento de su deber. "Las armas son el asesino numero uno de niños en Estados Unidos", sentenció.

Pero el presidente reconoció que depende del Congreso que se tomen muchas de estas medidas, como las leyes de bandera roja que sirven para alertar sobre personas violentas que desean adquirir armas para que no puedan hacerlo.

Así mismo, abogó por aumentar los recursos de salud mental para atender la actual crisis que atraviesa el país.

Su mensaje se produce después de otro tiroteo este miércoles, en Oklahoma, donde cuatro personas murieron dentro de un hospital de Tulsa cuando un hombre armado les disparó con un rifle y una pistola semiautomática.

Biden ha suplicado al Congreso en repetidas ocasiones que apruebe leyes más estrictas para limitar el acceso a las armas en un momento en el que el país llora a las víctimas de las últimas masacres. El 24 de mayo, 19 niños y dos maestros fueron asesinados durante un tiroteo en una escuela primaria en Uvalde, Texas. Diez días antes, el 14 de mayo, un hombre armado mató a 10 personas en una tienda de comestibles de Buffalo, Nueva York.

Un camino cuesta arriba

Biden ya ha pedido en otras ocasiones al Congreso que prohíba los rifles de asalto y promulgue una ley para requerir verificaciones de antecedentes universales, incluso para aquellos que compran armas de fuego en ferias o de vendedores privados.

Pero esas medidas actualmente no tienen el apoyo de la mayoría de los congresistas, aunque un grupo bipartidista en el Senado ha estado trabajando en una versión reducida de los paquetes de reforma.

[Un negociador intentó hablar con el asesino por teléfono durante el tiroteo de Uvalde]

Biden ha asegurado que hay poco que pueda hacer a través de la vía ejecutiva y que cualquier medida importante deberá pasar por el Congreso.

Los grupos de cabildeo de la industria de las armas son uno de los principales obstáculos para la aprobación de una reforma que controle el acceso a las armas.

La Asociación Nacional del Rifle (NRA, por sus siglas en inglés) publicó un comunicado después del discurso de Biden este jueves.

"Lucharemos contra cualquier propuesta que busque desarmar a los estadounidenses respetuosos de la ley", afirmó la principal organización a favor de la tenencia de armas y agregó que respalda políticas y soluciones "reales que sí harán una diferencia".

Entre las medidas que dice respaldar señaló propuestas que han respaldado políticos republicanos en Texas tras la masacre escolar, como aumentar la seguridad en los institutos y los recursos de salud mental.

Sin embargo, expertos han advertido que mejorar la salud mental por sí mismo no detendrá la epidemia de violencia con armas, si no se atiende el acceso a estas al mismo tiempo.

Este jueves, la secretaria de Prensa de la Casa Blanca, Karine Jean-Pierre, aseguró antes del discurso que Biden tendrá éxito en aprobar una reforma para el control de armas: "Ha vencido al lobby de las armas antes".