IE 11 is not supported. For an optimal experience visit our site on another browser.

Biden ordena reabrir las inscripciones a Obamacare y fortalecer Medicaid

El presidente firmó decretos que dan más posibilidades a las personas para solicitar un seguro médico a bajo costo. También revirtió restricciones al acceso al aborto impuestas y ampliadas por la Administración Trump.
/ Source: Telemundo

El presidente, Joe Biden, dio este jueves sus primeros pasos para expandir el acceso a la atención médica en el país y revisar las medidas de la Administración de Donald Trump que socavaron protecciones para personas con condiciones médicas pre-existentes. 

Su objetivo es "deshacer el daño que ha hecho Trump", dijo en una breve ceremonia en la Casa Blanca en la que firmó una serie de órdenes ejecutivas. 

[El Gobierno promete acelerar la vacunación de negros y latinos, que sufren tasas más altas de mortalidad]

Biden ha prometido que aprovechará la ley de salud que impulsó el expresidente Barack Obama para lograr que más personas cuenten con cobertura de salud. Pero para hacer eso, necesita la aprobación del Congreso, y muchos republicanos se oponen.

El impacto más concreto a corto plazo de las órdenes firmadas este jueves es la reapertura las inscripciones en Obamacare, que ofrece coberturas subsidiadas por los contribuyentes independientemente del historial médico de una persona o condiciones preexistentes, incluido el coronavirus.

 

 

Biden también tomó medidas para proteger los derechos reproductivos y expandir el acceso al aborto. El mandatario revocó en otra orden las restricciones establecidas por Trump sobre el uso del dinero de los contribuyentes para clínicas que remiten o aconsejan a pacientes para interrumpir embarazos, tanto en Estados Unidos como en el extranjero.

Una semana colmada de reformas 

El presidente ha recurrido a órdenes ejecutivas en sus primeros días en el cargo para poner su agenda rápidamente en marcha y revertir las medidas de su predecesor. Ya ha firmado 33 medidas en sus primeros seis días, como la obligación del uso de mascarillas en espacios federales o la revocación de la prohibición de Trump de que los estadounidenses transgénero se unan al ejército.

El martes, sus acciones se centraron en la creación de una comisión policial y la promoción de políticas de vivienda equitativa. El miércoles puso el foco en la lucha contra el cambio climático presentando un ambicioso plan.

Este jueves Biden se enfoca en medidas relacionadas con el acceso a la salud, las cuales podrían tardar meses en ponerse en marcha. Le explicamos las cuestiones en que será instruido el Departamento de Salud y Servicios Humanos.

Reapertura de mercados de seguros

El mayor impacto a corto plazo vendrá de la reapertura de los mercados de seguros de CuidadoDeSalud.gov por parte de Biden, ya que la cobertura se ha reducido durante el mazazo económico provocado por la pandemia de coronavirus.

Creado bajo la Ley de Cuidado de Salud Asequible de la era de Obama, conocida popularmente como Obamacare, los mercados ofrecen cobertura subsidiada por los contribuyentes independientemente del historial médico de una persona o de sus patologías previas, incluido el COVID-19.

[Biden lanza el plan más ambicioso para combatir la emergencia climática]

El nuevo "período especial de inscripción" del mercado de seguros duraría tres meses, del 15 de febrero al 15 de mayo, según la Casa Blanca.

La idea de reabrir los mercados de seguros médicos de Obamacare cuenta con un amplio apoyo, incluso de grupos de consumidores, asociaciones médicas profesionales, aseguradoras y organizaciones comerciales.

Aunque el número de estadounidenses sin seguro ha aumentado debido a la pérdida de empleos durante la pandemia, la Administración Trump se resistió a los pedidos de reabrir HealthCare.gov. El fracaso en derogar y reemplazar Obamacare como él prometió repetidamente fue una de las decepciones más amargas del expresidente.

Esta imagen proporcionada por los Centros de Servicios de Medicare y Medicaid de Estados Unidos muestran el sitio web de CuidadoDeSalud.gov.AP

El gobierno de Trump continuó tratando de encontrar formas de limitar el programa o derribarlo por completo. Este año se espera una decisión de la Corte Suprema sobre el desafío legal final de la Administración pasada a la Ley de Cuidado de Salud a Bajo Precio.

La oportunidad de inscripción especial es solo un pago inicial del seguro médico para Biden, quien ha prometido aprovechar la ley de salud del expresidente Barack Obama para impulsar a Estados Unidos hacia la cobertura para todos. Para eso, necesitaría la aprobación del Congreso, y la oposición a la ley de salud aún es profunda entre los republicanos.

Eliminación de restricciones contra el aborto

Biden también revertirá de inmediato una política federal que prohíbe el financiamiento de los contribuyentes para las organizaciones internacionales de atención médica sin fines de lucro que ofrecen consejería o servicios relacionados con el aborto. Conocida como la Política de la Ciudad de México, ésta puede activarse y desactivarse dependiendo de si los demócratas o los republicanos controlan la Casa Blanca.

[¿Por qué los latinos tienen menos acceso a las vacunas contra el COVID?]

El gobierno de Biden considerará la posibilidad de rescindir las regulaciones de Trump que prohíben a las clínicas de planificación familiar financiadas con fondos federales practicar abortos a mujeres. La prohibición de las referencias llevó a que las clínicas de Planned Parenthood abandonaran el programa.

Las acciones relacionadas con el aborto traerán a Biden elogios inmediatos por parte de grupos de derechos de las personas con capacidad reproductiva, así como la condena de los conservadores sociales y religiosos. Con el expresidente Trump, los opositores al aborto tuvieron rienda suelta para intentar reescribir la política federal, y ahora el péndulo político está retrocediendo.

Biden también hizo campaña para derogar las antiguas prohibiciones federales contra la financiación de los contribuyentes para el aborto, pero un cambio de esa magnitud a un grupo de leyes conocido como la Enmienda Hyde requeriría la aprobación del Congreso.

Seguros para personas con condiciones preexistentes

Las órdenes ejecutivas que el presidente firma este jueves ordenan revisar las políticas que podrían socavar las protecciones para las personas con problemas de salud, como una regla de la Administración Trump que facilitó la venta de planes de seguro médico a corto plazo que no tienen que cubrir patologías previas.

[Estados Unidos regresa al Acuerdo de París sobre el clima con Biden. Esto es lo que le piden defensores del medio ambiente]

También reexaminará una política de la Administración Trump que permite a los estados imponer requisitos laborales como condición para que las personas de bajos ingresos obtengan seguro médico de Medicaid. Los requisitos laborales han sido bloqueados por jueces federales y la Corte Suprema aceptó escuchar el asunto.

El presidente, Joe Biden, se coloca su mascarilla antes de firmar una serie de órdenes ejecutivas.AP

¿Se pueden lograr los cambios que busca Biden?

Los cambios regulatorios que Biden está pidiendo a los funcionarios federales de salud no se producirán de la noche a la mañana porque las reglas escritas apresuradamente se anulan más fácilmente en los tribunales, como descubrió la Administración Trump. Una y otra vez, los jueces federales dictaminaron que los funcionarios de Trump pasaron por alto los requisitos legales para los reguladores, como demostrar que han considerado todas las consecuencias.

[La FDA emite una alerta para todos los desinfectantes de manos hechos en México]

Un cambio hecho por Trump, y que será difícil de modificar, es la eliminación de la multa fiscal para quienes no tienen seguro de salud. La sanción tenía por objeto animar a las personas a adquirir un seguro. Dado que la multa fue eliminada en la revisión fiscal de 2017 aprobada por el Congreso, tendría que restablecerse a través de una legislación.

La ley de atención médica de la era de Obama cubre a más de 23 millones de personas a través de una combinación de seguros privados subsidiados vendidos en todos los estados, y Medicaid ampliado adoptado por 38 estados, siendo los estados del sur la principal excepción. La cobertura está disponible para las personas que no tienen seguro médico por el trabajo, y la expansión de Medicaid está dirigida a las personas con bajos ingresos.

De unos 28 millones de estadounidenses sin seguro médico antes de la pandemia, más de 16 millones eran elegibles para alguna cobertura subsidiada a través de la ley de salud, según la organización sin fines de lucro Kaiser Family Foundation.

Los expertos coinciden en que el número de personas sin seguro ha aumentado debido a los despidos provocados por la crisis económica de la pandemia. Se estima que entre 5 y 10 millones lo perdieron, pero los datos oficiales serán publicados por el Gobierno a finales de año.

Con información de CNN, NBC News y AP.