IE 11 is not supported. For an optimal experience visit our site on another browser.

No cooperará con el Gobierno contra sus hermanos: Ovidio Guzmán, hijo de ‘El Chapo’, se declara no culpable de narcotráfico tras ser extraditado a EE.UU.

En su primera audiencia desde que fue extraditado desde México este viernes, Guzmán, alias ‘El Ratón’, dejó saber que sufre de ansiedad y depresión y extraña a su familia. Por los cinco cargos que se le imputan enfrenta condenas desde los 10 años hasta cadena perpetua.

Ovidio Guzmán López, hijo del excapo del cártel de Sinaloa Joaquín El Chapo Guzmán, se declaró no culpable este lunes de narcotráfico, lavado de dinero y otros cargos en su primera audiencia judicial desde que fue extraditado de México a Estados Unidos.

Guzmán López, conocido como El Ratón, fue extraditado el viernes, cinco meses después de que fiscales estadounidenses publicaron una larga causa en contra de él y sus hermanos, conocidos colectivamente como Los Chapitos.

[Ovidio Guzmán, uno de los hijos de ‘El Chapo’, es extraditado a EE.UU. y está en custodia federal en Chicago]

Durante los 15 minutos que duró la comparecencia, Guzmán López se declaró no culpable a través de un traductor, luciendo un mono (jumpsuit) y zapatillas de color naranja. Se encorvó hacia adelante mientras escuchaba a los fiscales y a la jueza Sharon Johnson Coleman.

Ovidio Guzmán, conocido como 'El Ratón' e hijo del excapo narco Joaquín Guzmán, está en la lista de acusados por la DEA.
Ovidio Guzmán, conocido como 'El Ratón' e hijo del excapo narco Joaquín Guzmán, está en la lista de acusados por la DEA.Noticias Telemundo

El Ratón aseguró a la jueza que se encuentra bajo tratamiento "de por vida" con medicamentos para controlar su ansiedad y depresión, y su abogado, Jeffrey Lichtman, agregó que su cliente aún no se ha recuperado de una cirugía en el estómago a la que fue sometido el año pasado.

Al terminar la audiencia, Lichtman dijo a los periodistas que Guzmán López, a quien describió como un "tipo sensible, tranquilo, reflexivo", no cooperará con las autoridades para capturar a sus hermanos y que extraña a su esposa e hijos.

El fiscal adjunto, Andrew Erskine, detalló las condenas a las que se enfrentaría por los cinco cargos que se le imputan, algunas van desde los 10 a 30 años, hasta cadena perpetua. Erskine dijo que no solicitarán la pena de muerte como parte del acuerdo para la extradición de El Ratón.

El caso permanecerá en Chicago y la próxima audiencia está programada para el viernes 17 de noviembre.

El expediente detalla cómo los hermanos, tras la extradición y condena a cadena perpetua de su padre en 2019, guiaron el cártel para incursionar en drogas sintéticas como la metanfetamina y el fentanilo, responsables de miles de muertes en Estados Unidos.

En enero, las fuerzas de seguridad mexicanas capturaron a Guzmán López en Culiacán, capital del estado de Sinaloa. Su detención desencadenó una violencia que dejó 30 muertos, entre ellos 10 militares.

[Así es la prisión de Ovidio Guzmán en Chicago: sufrió espectaculares fugas y encerró a otro hijo de un capo del narco]

El ejército mexicano utilizó helicópteros armados Black Hawk contra las ametralladoras de calibre 50 montadas en camiones del cártel. Los pistoleros del cártel alcanzaron dos aviones militares, obligándolos a aterrizar, y enviaron pistoleros al aeropuerto de la ciudad, donde aviones militares y civiles fueron alcanzados por disparos.

Tres años antes, el Gobierno intentó capturarlo, pero abortó la operación tras incidentes de violencia similares.

Las acusaciones de Estados Unidos contra Los Chapitos, que se hicieron públicas en abril, afirman que su objetivo era producir grandes cantidades de fentanilo y venderlo al precio más bajo. Los hermanos negaron las acusaciones en una carta.

"Nunca hemos producido, fabricado ni comercializado fentanilo ni ninguno de sus derivados", afirma la carta. "Somos víctimas de una persecución y nos han convertido en chivos expiatorios".

La asesora de Seguridad Nacional, Liz Sherwood-Randall, dijo en un comunicado el viernes que la extradición de Guzmán López "es testimonio de la importancia de la cooperación en curso entre los gobiernos estadounidense y mexicano en la lucha contra los narcóticos y otros desafíos vitales".

[La detención de Ovidio Guzmán dejó al menos 29 muertos. López Obrador dice que se actuó de "manera responsable"]

Sherwood-Randall ha realizado múltiples visitas a México este año para reunirse con el presidente, Andrés Manuel López-Obrador, la última el mes pasado.

López Obrador ha descrito a su país como punto de tránsito de precursores de fentanilo procedentes de China y con destino a Estados Unidos, a pesar de las afirmaciones del Gobierno estadounidense y de su propio ejército de en México sí se produce fentanilo.

Con información de The Associated Press y NBC News.