IE 11 is not supported. For an optimal experience visit our site on another browser.

California se enfrenta a un dilema "existencial" al combatir el cambio climático y la crisis de vivienda

Un proyecto de mapeo en Los Ángeles ofrece algunas respuestas sobre cómo se puede albergar a 40 millones de residentes mientras se protegen los recursos naturales, pero también ha desatado la polémica.

Por Alicia Victoria Lozano - NBC News

LOS ANGELES - Leonora Camner solo tiene que abrir las ventanas de su casa en Santa Monica para escapar de las cada vez más frecuentes oleadas de calor en el sur de California.

Sin embargo, millones de residentes del condado de Los Ángeles deben permanecer sentados en un auto durante más de una hora para poder llegar a la playa. A Camner le toma solo unos minutos. El acceso a la costa es una cuestión de equidad para ella, algo que la motivó a unirse a la organización sin fines de lucro Vivienda Abundante LA (Abundant Housing LA, en inglés). Ahora es la directora ejecutiva de esta organización que aboga por el acceso a la vivienda digna.

"Soy una persona muy afortunada por poder vivir en un lugar donde todavía tenemos una brisa fresca", afirmó. "Muchísima gente trabaja en Santa Mónica, pero se tienen que marchar muy a menudo por el aumento de los precios y la falta de vivienda", agregó.

[Más tráfico y enfermedades: el Gobierno publica informes alarmantes sobre lo que trae la crisis climática]


"Soy una persona muy afortunada por poder vivir en un lugar donde todavía tenemos una brisa fresca"

Leonora Camner directora de vivienda digna

A medida que aumentan las rentas y los precios de los hogares, así como los incendios que han devastado amplias zonas del estado, las autoridades se enfrentan a la difícil tarea de equilibrar el combate al cambio climático y proveer más vivienda asequible.

El gobernador de California, Gavin Newsom, ha emitido una serie de mandatos que muchos han calificado como un dilema "existencial": ¿cómo albergar a 40 millones de residentes mientras se protegen los recursos naturales?

La ciudad de Los Ángeles, California, cubierta de smog.Justin Lambert / Getty Images

Se trata de una tarea complicada en un estado en el que ha aumentado el número de personas sin hogar a la par de los precios de las viviendas y donde el cambio climático ha provocado incendios y sequías.

"Es un asunto existencial para una California que se enfrenta al cambio climático. Con estos incendios extremos, no veo un modo en el que podamos solucionar el problema de la vivienda sin que tomemos eso en cuenta en nuestros planes. No hay manera de evadirlo", afirmó Camner.

Es un asunto existencial para una California que se enfrenta al cambio climático"

Leonora Camner Directora de vivienda digna

Newsom, un demócrata, firmó más de dos docenas de leyes de vivienda el mes pasado, que tenían como objetivo crear nuevos desarrollos y más vivienda a precios asequibles. También aprovó una ley que restringe las zonas residenciales unifamiliares, permitiendo hasta cuatro unidades habitacionales en un solo lote y otra ley que promueve la creación de zonas de alta densidad cerca de centros urbanos y de tránsito.

Estas leyes buscan marcar el comienzo de una nueva era en California en un momento en el que millones de personas batallan para poder pagar las rentas, que siguen subiendo de precio. Mientras las casas que cuestan un millón de dólares se han vuelto la norma alrededor del estado y los más ricos compiten entre sí para adquirir bienes raíces en zonas residenciales unifamiliares, los inquilinos se enfrentan a una oleada de desalojos tras el fin de la moratoria por impago de la renta.

Al mismo tiempo, California sufre los embates del cambio climático, que ha provocado sequías más severas, aumento en el nivel del mar, incendios forestales históricos y olas de calor sin precedentes. El estado ya se ha puesto como meta reducir a cero sus emisiones de bióxido de carbono para 2045, un objetivo que según los activistas se puede logar creando más viviendas cerca de los lugares de trabajo y centros de transporte, reduciendo el consumo de combustible para los desplazamientos al trabajo que toman horas.

Un grupo de expertos de la Asociación de Gobiernos del Sur de California está desarrollando una herramienta que podría resultar fundamental para salvar la brecha entre la conservación ambiental y el desarrollo urbano. Inspirada en proyectos similares alrededor de todo el país, SoCal Greenprint será una plataforma de mapeo interactivo que brindará acceso a más de 100 bases de datos que destacan los recursos naturales de la zona e incluirá información sobre tierras agrícolas, espacios verdes, hábitats, biodiversidad y agua y aire limpios.

[¿El oleoducto de California estaba dañado desde hace un año?]

La herramienta sería gratuita para todos los usuarios y no estaría atada a ninguna política o regulación en particular.

“Creemos firmemente que la gente quiere venir a vivir al sur de California debido al medio ambiente, por la naturaleza del lugar donde vivimos”, dijo Kome Ajise, director ejecutivo de la Asociación de Gobiernos del Sur de California, una organización de planificación metropolitana que supervisa el proyecto del Greenprint o plano verde.

Bomberos del condado de Santa Bárbara extinguen un incendio junto a las vías del tren en Goleta, California, el 13 de octubre.Ringo H.W. Chiu / AP

Una herramienta similar ya está siendo usada en otras partes de California. El Bay Area Greenprint fue desvelada en 2017 y está siendo constantemente actualizada con información que usan los desarrolladores de bienes raíces, los gobiernos de las ciudades y las organizaciones comunitarias. Tomó menos de dos años construirla.

“Es muy, muy importante contar con los datos en un momento en el que nos enfrentamos a tantos desafíos y oportunidades, para que las personas puedan tomar las decisiones que quieren”, dijo Liz O’Donoghue, la líder del proyecto del plano verde de Bay Area.

“Saber dónde hay comunidades que no tienen un parque cerca... es realmente importante para generar conocimiento y resolver una serie de cosas que estamos tratando de resolver”, agregó O’Donoghue.

A pesar de que los proponentes de SoCal Greenprint la defienden como una herramienta para facilitar la toma de decisiones bien informadas, el proyecto ha causado cierta controversia en el sur de California. La semana pasada, una audiencia pública sobre el devenir del proyecto terminó en un acalorado debate de más de cuatro horas entre aquellos que desean que se complete lo antes posible y aquellos que les preocupa que pueda retrasar la construcción de viviendas y servicios de transporte. Algunos incluso llegaron a calificarlo como una herramienta para segregar racialmente los vecindarios (redlining, en inglés), mientras que otros afirmaron que sería una "traición" retrasar más el proyecto.

[Biden restaurará las protecciones de los monumentos nacionales que retiró Trump]

Al final, se votó a favor de pausar el desarrollo del proyecto SoCal Greenprint mientras se sigue analizando.

"Cuando comprendes el SoCal Greenprint, sí, se trata sobre vivienda, pero también tiene que ver con transporte de personas y de mercancías. Estas son cosas que queremos que se sepan para que no haya ninguna consecuencia no deseada", dijo Chris Wilson, gerente de políticas públicas de la Federación de Negocios del condado de Los Ángeles, quien advirtió que la creación del mapa podría afectar más de 4,000 proyectos de transporte en la región ya que podría revelar problemas ambientales que por ley los obligarían a retrasar las obras.

El alcalde de Culver City, Alex Fisch, aseguró que estaba "impresionado" por lo contencioso que había sido la audiencia pública de la semana pasada y calificó el Greenprint como "una herramienta increíblemente útil". Aunque también reconoció que es un símbolo de la tensión inherente entre el desarrollo y la conservación.

"La preocupación de la gente es que cuando miras el impacto que ha tenido la construcción en la periferia urbana, honestamente es algo terrible. Se trata de solo un mapa, pero es un símbolo de muchas cosas más", dijo Fisch.