IE 11 is not supported. For an optimal experience visit our site on another browser.

Las intensas temperaturas en los estados del Oeste desatan los incendios tras la semana más calurosa de la historia

La intensa sequía y las olas de calor azotan las zonas occidentales del país con récords de temperatura. Esto conducirá a otra semana con un alto riesgo de incendios forestales, según los meteorólogos.

Por Kathryn Prociv - NBC News

La semana pasada la zona occidental de Estados Unidos sufrió una de las peores olas de calor del mes de junio en décadas, rompiendo cientos de récords diarios y temperaturas máximas durante el mes.

Death Valley se disparó a 128 grados Fahrenheit (53 grados Celsius) y Denver vivio un raro triplete de tres días seguidos a 100 grados Fahrenheit.

[California y Texas piden limitar el uso de energía para evitar apagones por la brutal ola de calor]

Tucson sufrió ocho días seguidos de temperaturas de 110 grados o más, rompiendo el récord de días consecutivos por encima de esa cifra y convirtiéndola en la semana más calurosa de la ciudad. Phoenix soportó un récord de seis jornadas seguidas de temperaturas de 115 o más.

Todo este calor contribuyó a un alto peligro de incendios que se materializó durante el fin de semana. Múltiples fuegos prendieron en varios estados del oeste, incluidos California, Colorado, Arizona y Oregón.

Bomberos observan el humo de un incendio forestal que quema al menos 100 acres en el área de Pacific Palisades de Los Ángeles, California, el sábado 15 de mayo de 2021.AP Photo/Ringo H.W. Chiu

El incendio de Willow en el condado de Monterey, que provocó evacuaciones el viernes, continuó ardiendo durante el fin de semana y el humo llegó al Área de la Bahía.

El Cow Fire en el condado de Shasta también también provocó evacuaciones y en un momento el domingo requirió que un gran camión cisterna fuera desviado del incendio de Willow para ayudar en la extinción de los fuegos.

El lunes, 7 millones de personas estaban bajo advertencias de bandera roja en seis estados del oeste, donde la combinación de temperaturas cálidas, ráfagas de viento de hasta 40 millas por hora (64 kilómetros por hora) y cero humedad conducen a una amenaza de incendio crítica.

Las Vegas estaba incluida en la zona de riesgo por el peligro de incendio.

La última ola de calor se centró en partes de las Cuatro Esquinas -formado por los estados de Arizona, Nuevo México, Utah y Colorado- el desierto del suroeste y el sur y centro de California. La próxima semana, sin embargo, el calor más fuerte podría sofocar el norte de California y el noroeste del Pacífico.

[Texas pide limitar el consumo eléctrico ante el riesgo de apagones por la ola de calor extremo]

Esto conducirá a otra semana con un alto riesgo de incendios forestales debido al paisaje seco por la falta de lluvias.

Con los combustibles terrestres ya en niveles altamente inflamables y secos, todo lo que los expertos pueden hacer es advertir a la gente del peligro inminente y esperar lo mejor en lo que ya ha demostrado ser un comienzo temprano y destructivo de la temporada de incendios forestales en el oeste.

Con el cambio climático provocando olas de calor con tres veces más probabilidad que hace hace 100 años y contribuyendo a la actual sequía de los últimos 22 años, las temporadas de incendios forestales comienzan antes y duran más a lo largo del año.

A medida que se cierra la brecha, los expertos aseguran que ya no hay una temporada de incendios forestales definida en la zona occidental, sino que dura todo el año.