¿Puede un residente permanente pedir a su cónyuge?

La respuesta es afirmativa, pero siempre y cuando se haya celebrado un matrimonio civil.