IE 11 is not supported. For an optimal experience visit our site on another browser.

El Gobierno demanda a una empresa avícola de Los Ángeles por contratar a menores, algunos de ellos de Guatemala

Los niños que laboraban en la empresa, algunos de solo 14 años de edad, estaban escondidos en armarios y cuartos de baño cuando llegaron los investigadores del Departamento de Trabajo.

Por Laura Strickler - NBC News

El Departamento del Trabajo dice que una empresa procesadora de aves de corral con sede en Los Ángeles contrató a niños de tan solo 14 años para deshuesar pollo con instrumentos afilados como cuchillos y escondió a menores en armarios cuando los investigadores se presentaron para hacer preguntas, según documentos judiciales y un nuevo decreto de consentimiento con la empresa que fue anunciado el lunes.

La empresa, conocida como The Exclusive Poultry, procesa pollos en dos ubicaciones de Los Ángeles y los vende a minoristas como la cadena de supermercados Aldi y Ralphs Grocery Co, una filial de Kroger Co. Como parte del decreto de consentimiento, The Exclusive Poultry acordó pagar más de 3.8 millones de dólares, incluidos salarios atrasados, daños y perjuicios y 200,000 dólares en sanciones civiles por contratar a niños, según el Departamento del Trabajo.

Noticias Telemundo contactó a funcionarios del Departamento del Trabajo que confirmaron que, en su mayoría, los empleados de The Exclusive Poultry provienen de Guatemala "incluidos algunos de los jóvenes trabajadores".

Exterior of Exclusive Poultry.
Exclusive Poultry.Google Maps

"The Exclusive Poultry y su propietario, Tony Bran, retuvieron deliberadamente los salarios que tanto les costó ganar a los empleados, pusieron en peligro a los jóvenes trabajadores y tomaron represalias contra los empleados para ocultar sus irregularidades", declaró Jessica Looman, administradora de la División de Salarios y Horas del Departamento del Trabajo.

Looman añadió que la división "seguirá trabajando en todos los niveles del sector para impedir que los empresarios o minoristas exploten a los trabajadores, incluidos los niños, con fines lucrativos".

El abogado de la empresa, Anthony McClaren, dijo a NBC News: "Sólo se trataba de alegaciones y el caso estaba en sus inicios. Estábamos empezando a hacer nuestra propia investigación para entender si estas alegaciones eran ciertas o no".

McClaren dijo que su cliente no sabía si los niños habían sido contratados, pero que la empresa llegó a la conclusión de que una resolución con la agencia federal "era la mejor medida para seguir adelante". 

McClaren dijo que tras el acuerdo, la empresa queda efectivamente fuera del negocio.

[El Gobierno investiga si Tyson y Perdue también emplearon a menores inmigrantes en procesadoras de carne]

La investigación del Departamento del Trabajo comenzó como una indagación sobre salarios supuestamente impagados en agosto de 2022, cuando un trabajador adulto se quejó a la agencia federal, según documentos judiciales.

Los investigadores laborales acudieron en repetidas ocasiones a los centros de procesamiento avícola de la empresa y afirmaron en declaraciones juradas que vieron a trabajadores jóvenes que creían que tenían entre 14 y 17 años, pero los trabajadores se negaban a hablar y huían de ellos.

El Departamento del Trabajo dijo a NBC News que posteriormente confirmó que algunos de los trabajadores tenían sólo 14 años.

Los investigadores afirmaron en declaraciones juradas judiciales que los empleados dijeron a los investigadores que los menores deshuesaban pollo, hacían horas extras seis días a la semana y no iban a la escuela, y que algunos de esos niños se habían lesionado en el trabajo.

Los investigadores también alegaron que, después de que el Departamento del Trabajo iniciara su investigación, Bran, el propietario de la empresa, gritó a los trabajadores en español, "amenazándoles con que creía que habían 'caído en las trampas' del Departamento de Trabajo y que, por eso, les reduciría el sueldo".

[El Gobierno investiga si decenas de niños migrantes son explotados en la peligrosa limpieza de mataderos en el Medio Oeste]

Los trabajadores les contaron a los investigadores que los menores que trabajaban en la empresa se escondían en armarios y baños cuando llegaban los investigadores para que no los encontraran.

Como parte del decreto de consentimiento, la empresa ha aceptado tres años de supervisión por parte de un tercero para garantizar que no se contrata a menores y que se devuelven los salarios.

La investigación y el posterior decreto de consentimiento con la empresa forman parte de una campaña contra el robo de salarios y el trabajo infantil emprendida por el Gobierno de Biden en todo el sector. En otoño de 2022, el departamento descubrió a más de 100 niños, algunos de tan sólo 13 años, limpiando mataderos para una empresa del Medio Oeste.