Esto es lo que les espera a los migrantes en Tijuana. Las noticias no son buenas

La llegada de 2,800 indocumentados antes del arribo de la caravana de centroamericanos puso al sistema a su máxima capacidad con lo que tendrán que esperar meses para solicitar asilo en EEUU, según autoridades migratorias

Los miles de migrantes apostados en la frontera entre México y EEUU tendrán que esperar en territorio mexicano entre 5 y 8 semanas hasta que sus casos comiencen a ser procesados, dijo un potavoz de la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza de los Estados Unidos (CBP, por sus siglas en inglés).
El motivo de esa larga espera es porque "el sistema ya estaba en su máxima capacidad, no solo en la frontera, sino en todos los puntos de nuestro sistema de inmigración", explicó el portavoz. "Antes de la llegada de la caravana de migrantes, había aproximadamente 2,800 personas sin documentos para ingresar a los Estados Unidos que esperaban en Tijuana para presentarse ante un oficial de CBP en el puerto de entrada de San Ysidro. Los integrantes de la caravana serían procesados ​​después de esos individuos, comenzando en aproximadamente 5-8 semanas", señaló.

Agregó que no se le negará a nadie la oportunidad de solicitar asilo, pero los casos varian según la complejidad, los recursos disponibles, así como si es necesario servicio de traducción, el espacio en centros de detención y casos ya en trámite. 

Relacionado: Futura secretaria de gobernación niega acuerdo México-EEUU sobre migrantes en la frontera 


En ese sentido, con los recursos actuales la garita de San Ysidro puede procesar a unas 100 personas sin documentos legales al día, siempre y cuando haya disponibilidad en el cruce para retenerlos, según las reglas migratorias establecidas.
Dejó claro que las instalaciones del puerto de entrada no fueron diseñadas para albergar a cientos de personas que buscan solicitar asilo. Además "también nos encargamos de mantener el flujo de comercio y viajeros. Equilibrar estas demandas y administrar la afluencia de los centroamericanos que buscan asilo (junto con todo lo demás que hacemos) requiere un cuidadoso equilibrio de nuestros recursos y espacio", concluyó.