IE 11 is not supported. For an optimal experience visit our site on another browser.

Una mujer es acusada de amenazar de muerte a la jueza a cargo del caso de Trump y los documentos de Mar-a-Lago

Tiffani Gish fue detenida en Houston tras admitir que le había dejado mensajes de voz a Aileen Cannon diciéndole que era una “sicaria” de Trump y que Cannon estaba “marcada para ser asesinada” frente a su familia.

Por Daniel Gregorian y Daniel Barnes - NBC News

Una mujer de Texas fue detenida por supuestamente amenazar de muerte a Aileen Cannon, la jueza que preside la lucha judicial del expresidente Donald Trump contra el Departamento de Justicia por los documentos de seguridad nacional, conocidos como el caso de Mar-a-Lago, incautados en su residencia de Florida.

Tiffani Gish fue detenida la semana pasada en el área de Houston después de admitir ante los alguaciles federales que había dejado tres mensajes de voz amenazantes para Cannon, diciéndole que estaba "marcada para ser asesinada" y que planeaba dispararle delante de su familia, según una denuncia penal federal.

Gish también hizo una serie de comentarios extravagantes en las llamadas del 1 de septiembre, en las que dice que está "a cargo de lo nuclear" para el país y tiene una "licencia para matar", según los archivos judiciales.

El expresidente Donald Trump habla en un mitin en Wilkes-Barre, Pennsylvania, el sábado 3 de septiembre de 2022.
El expresidente Donald Trump habla en un mitin en Wilkes-Barre, Pennsylvania, el sábado 3 de septiembre de 2022.Mary Altaffer / AP

En uno de los mensajes de voz, Gish dijo que está trabajando para Trump como su "sicaria", mientras que en otro acusó a Trump de haber orquestado los ataques del 11 de septiembre y afirmó que también está marcado para el asesinato.

Los alguaciles de Estados Unidos pudieron identificar a Gish como la autora de la llamada al rastrear su número de teléfono móvil, dice la denuncia penal.

Los fiscales dijeron que Gish tiene un historial de "conducta delirante" y que "ha afirmado ser un agente de la CIA, una SEAL de la Armada, una Ranger del Ejército y alguien familiarizado con las armas nucleares o la guerra, todo ello entremezclando amenazas a funcionarios públicos como el expresidente Donald Trump o la exsecretaria de Estado Hillary Clinton".

Gish también se puso en contacto con la CIA en varias ocasiones desde 2021 y ofreció "información poco creíble y sin sentido relacionada con las armas nucleares", según los registros. Los agentes del Servicio Secreto hablaron con la madre de Gish en marzo y ella les dijo que su hija ha "sufrido un grave trastorno bipolar y está al borde de la esquizofrenia".

El abogado de Gish no respondió al pedido de comentarios.

Se ha ordenado la detención de Gish en espera de juicio por los cargos de influir en un funcionario federal mediante amenazas y un cargo de comunicaciones interestatales con amenaza de secuestro o lesión.

[El FBI allana la residencia Mar-a-Lago del expresidente Donald Trump en Florida]

El abogado de Gish argumentó que ella no había actuado en ninguna de sus amenazas, pero el juez magistrado Peter Bray consideró que "las amenazas en sí mismas son perjudiciales", porque están "diseñadas para poner a la víctima en temor y causar angustia y aprehensión".

Gish debe presentarse en el tribunal de Houston el martes para una audiencia sobre la solicitud del gobierno de un examen de competencia mental.

[El cateo en Mar-a-Lago se basó en varias fuentes que apuntaban a que Trump podía tener documentos secretos del Gobierno]

A Cannon, una persona designada por Trump, se le garantizó la semana pasada su petición de que un inspector especial revisara las pruebas que el FBI incautó al ejecutar una orden de registro en su finca de Mar-a-Lago el mes pasado y bloqueó temporalmente partes de la investigación del Departamento de Justicia.

La policía dijo que el juez federal que autorizó la orden de registro, Bruce Reinhart, también recibió varias amenazas de personas el mes pasado.