IE 11 is not supported. For an optimal experience visit our site on another browser.

Estas mentiras del 9/11 siguen siendo creídas 20 años después

El Gobierno no participó en los ataques terroristas, el video de Bin Laden no estaba protagonizado por un actor, las "élites judías" no sabían lo que iba a pasar... y como éstas, hay más teorías de la conspiración, todas falsas, muchas aún vigentes.

Han transcurrido dos décadas desde los ataques terroristas del 11 de septiembre de 2001, pero las teorías de conspiración que se originaron entonces siguen vigentes pese a la completa falsa de veracidad o pruebas para sostenerlas.

Estas son las principales mentiras inspiradas por la tragedia: 

El Gobierno lo sabía de antemano 

Este documental fue el primero en recopilar las explicaciones de creyentes de teorías de la conspiración: Loose Change fue visto por millones de personas y catalogado como el primer éxito en taquilla de Internet en 2006. 

La película, que ha tenido varias ediciones durante los años, defiende que el colapso de las Torres Gemelas no se debió al impacto de los aviones que pilotaban los terroristas, sino a un plan que involucra al Gobierno. E incluso indicaba que el video en el que el entonces líder de Al Qaeda, Osama Bin Laden, se atribuyó los atentados era en realidad protagonizado por un actor.

[Dos víctimas del 9/11 son identificadas 20 años después de los atentados]

Todas estas teorías han sido refutadas: fueron los incendios originados por el combustible de los aviones lo que derritió las columnas de soporte de los rascacielos con temperaturas superiores a los 1.800 grados Fahrenheit. 

Pero estas mentiras no son cosa del pasado: un grupo de extrema derecha, QAnon, defiende ahora conspiraciones similares, apuntando sin pruebas que existe un plan de las élites mundiales para restringir las libertades civiles de los ciudadanos en Estados Unidos. 

[Este californiano asesinó a sus hijos en México “para que no se convirtieran en monstruos”. Ahora enfrenta el peor castigo]

Una imagen que quedará grabada en la historia. Las torres gemelas se queman tras ser impactadas por dos aviones secuestrados el 11 de septiembre del 2001. Cerca de 3,000 personas murieron en los ataques terroristas perpetrados ese día en EE.UU.Marty Lederhandler/AP

Había personas preparadas para lo que iba a suceder 

De acuerdo a una encuesta citada por el diario The Washington Post, una de cada seis personas en Estados Unidos cree que funcionarios de la Administración del entonces presidente, el republicano George W. Bush, conocían de antemano el plan para atentar contra las torres gemelas.

Los defensores de estas teorías aportan como prueba, por ejemplo, que la agencia de noticias Reuters informó del colapso del edificio 7 World Trade Center antes de que sucediera. 

La información fue replicada por la cadena de noticias CNN y desmentida después por Reuters, pero el edificio terminó por derrumbarse debido al incendio de la torre norte, según el Instituto Nacional de Normas y Tecnología. 

[Tras advertencias de autoridades federales Nueva York redobla la seguridad por el aniversario de los atentados del 9/11]

La desinformación llegó al punto de involucrar a "las élites judías", señalando que a través de un comunicado se le había pedido a los empleados judios de los edificios que no se presentaran a trabajar.

Esta mentira antisemita ha sido desmentida y supone un crimen de odio y racista: de las mas de 2,000 víctimas del atentado de las torres gemelas, 119 eran judías y otras 72 podrían considerarse como tales. 

El misil del pentágono

Otra teoría desmentida asegura que el Pentágono fue atacado con un misil del propio Gobierno y no por un vuelo pilotado por terroristas, basándose en que los videos de la explosión no mostraban claramente el impacto de un avión sobre la sede del Departamento de Defensa.

Los conspiradores han defendido durante años que las imagenes muestran un agujero demasiado pequeño como para que se trate de uno causado por una aeronave, pero expertos de la Sociedad Americana de Ingenieros han explicado que esos daños se deben a una de las alas del aparato, que se partió al estrellarse contra el suelo. 

Esta teoría fue promovida por la representante republicana Marjorie Taylor Greene en un video publicado en 2018. La congresista cuestionó el ataque y llegó a decir que el expresidente Barack Obama es secretamente musulman.

Las teorías del fin del mundo

Los ataques del 11 de septiembre coincidieron con el inicio del siglo XXI y eso se prestó a la propagación de una serie de predicciones que conectaban los hechos con el inicio de una supuesta guerra de religiones, afirmando que profetas de la antigüedad habían anticipado el ataque. 

El mensaje más popular fue promovido por los seguidores de Nostradamus, el astrólogo francés que vivió en los años 1,500. Además, se publicaron varias fotografias en las que se señalaba la cara del diablo o de un demonio en el humo producido por el impacto de los aviones en las Torres Gemelas.