"Es un abuso de poder": Biden rechaza que los senadores republicanos voten un sustituto de Ginsburg antes de la elección

El candidato demócrata a la presidencia pidió a los líderes republicanos en el Senado que esperen hasta después de las elecciones presidenciales para elegir a un sustituto para el cargo vitalicio. Trump ha dicho que nominará a una mujer esta semana.

Joe Biden, el candidato demócrata, criticó este domingo al presidente, Donald Trump, y a los líderes republicanos en el Senado por tratar de apresurar el reemplazo de la difunta jueza Ruth Bader Ginsburg en la Corte Suprema.

En un discurso televisado desde el Centro Nacional Constitucional, Biden exhortó a los senadores republicanos a que no aprueben la nominación a la Corte Suprema que presentará Trump a menos de 45 días de las elecciones.

“Apresurar esta nominación en el Senado simplemente es un ejercicio de puro poder político”, dijo Biden durante el discurso en el que también acusó a Trump y al líder de la mayoría en el Senado, el republicano por Kentucky Mitch McConnell, de tratar de abusar de la Constitución. “No creo que la gente de esta nación lo vaya a tolerar”.

El candidato presidencial demócrata Joe Biden en el Centro de la Constitución en Philadelphia; el 20 de septiembre de 2020.AP

[Trump urge a los republicanos del Senado votar por su reemplazo de la jueza Ginsburg "cuanto antes": por qué su muerte complica aún más un año electoral ya caótico]

El candidato demócrata destacó que algunas personas ya comenzaron a votar por correo y dijo que la voz de los votantes debería ser escuchada.

“Creo que los votantes van a dejar en claro que no tolerarán este abuso de poder”, dijo Biden. “Abuso constitucional”.

El fallecimiento de la jueza Ginsburg ha dado un extraordinario giro a las elecciones, que se habían centrado en la pandemia de coronavirus que ya ha matado a más de 200,000 estadounidenses, el colapso económico que ha dejado a millones sin empleo y las protestas contra la injusticia racial y la brutalidad policial en las principales ciudades del país.

Trump dijo este sábado que tiene la intención de nombrar en unos días a una mujer para reemplazar a quien fuera un ícono liberal en el máximo tribunal del país, y McConnell aseguró que buscaría la aprobación del nombramiento de manera expedita.

Apenas unas horas antes del discurso de Biden, una segunda senadora republicana, Lisa Murkowski por Alaska, se unió a la senadora Susan Collins de Maine para oponerse al intento de ocupar el puesto de Ginsburg antes de que se elija al próximo presidente.

Se requiere de al menos cuatro republicanos que rompan filas con su partido para que la nominación de Trump fracase. La atención se centró de inmediato en Mitt Romney, senador por Utah, quien votó a favor de condenar a Trump durante el juicio político que se celebró en su contra a principios de año, y el senador Chuck Grassley de Iowa, ex presidente del Comité Judicial.

Biden reconoció que esos republicanos y otros como ellos eran su público objetivo cuando advirtió que el plan de Trump era un "abuso de poder".

[Por qué importa tanto que la jueza Ruth Bader Ginsburg tenga cáncer pese a seguir en la Corte Suprema "a toda máquina"]

“Cumplan con su deber constitucional, su conciencia”, dijo Biden en Pennsylvania, uno de los estados más disputados. "Dejen que la gente hable. Enfríen las llamas que se han apoderado de nuestro país".

Aunque Biden dijo que por ahora no presentará una lista con sus posibles nominados en caso de ganar las elecciones, insinuó que podría tratarse de una mujer negra. Explicó que presentar una lista 

Biden dijo que tomaría su decisión para la Corte Suprema "basándose en lo que han hecho los presidentes anteriores" y se comprometió a consultar con senadores demócratas y republicanos.

Con información de The Associated Press y NBC News.