IE 11 is not supported. For an optimal experience visit our site on another browser.

El precio de los alimentos registra subida histórica del 13.5%: la mayor desde 1979

Problemas en las cadenas de suministros y el aumento de los costos de energía, transporte y la mano de obra influyeron en este aumento en todas las categorías de alimentos.

Por Rob Wile - NBC News

El precio de los alimentos siguió disparándose en los últimos 12 meses, que terminaron en agosto, con una subida de un 13.5%: el mayor incremento desde 1979.

Muchas categorías de alimentos vieron un aumento de dos dígitos en 12 meses. A la cabeza estaban los huevos, que subieron un 40%, la margarina, un 38%, y la harina con un 23%.

En su última revisión sobre los precios de los alimentos, el Departamento de Agricultura de Estados Unidos (USDA por sus siglas en inglés) dijo que los factores en la economía, incluídos los problemas en las cadenas de suministros y el aumento de los costos de energía, transporte y mano de obra, han contribuido al aumento de los precios en todas las categorías de alimentos.

El aumento se ha visto en alimentos como los huevos, la harina y la margarina.
El aumento se ha visto en los huevos, la harina y la margarina.Robyn Beck / AFP via Getty Images

El precio de una docena de huevos grandes de categoría A, por ejemplo, alcanzó un récord de 3.12 dólares. El USDA dijo que un brote en curso de gripe aviar ha reducido la producción de huevos, lo que produjo un aumento en el precio.

Un posible consuelo es que los precios podrían empezar a bajar pronto.

Una encuesta mensual de la Universidad de Purdue evidenció que las estimaciones de los consumidores sobre la inflación anual de los precios de los alimentos, tanto para los últimos 12 meses como para los próximos 12 meses, están disminuyendo. Los autores de la encuesta indicaron que esto "sugiere que la caída de categorías de precios como la gasolina podría estar influyendo en los consumidores para creer que los precios de los alimentos también están bajando".

El USDA también predice que el incremento de los precios de los alimentos, en muchas categorías, debería disminuir hasta finales de año y en 2023 gracias a la subida de las tasas de interés, la bajada de los precios de las materias primas y el descenso de los precios de la energía.

Según el USDA, las condiciones favorables de cultivo en países como Australia y Canadá  también han contribuido a un volumen récord de producción de trigo y harina de trigo, lo que, a su vez, ha ejercido una presión para que bajen los precios de las granjas y los productores mayoristas.

[“Una tormenta perfecta”: el precio de los alimentos sufre su mayor alza en 40 años]

"Se espera que los precios de los alimentos crezcan más lentamente en 2023 que en 2022, pero aún por encima de las tasas medias históricas", dijo el USDA.