IE 11 is not supported. For an optimal experience visit our site on another browser.

¿Le gustaría tener una semana laboral de cuatro días? Así puede convencer a su empresa para que la ponga en práctica

Una semana laboral de 32 horas no se adapta a todas las empresas ni a todos los sectores. Pero los expertos creen que puede suponer un impacto en la eficiencia y la productividad de los empleados.

Michelle Fox - CNBC + Acorns

No es de extrañar que a mucha gente le guste la idea de una semana laboral de cuatro días.

Convencer a su empresa de que la pruebe, en cambio, puede no ser una tarea fácil.

Sin embargo, 40 empresas de Estados Unidos y Canadá lo están probando en un programa piloto dirigido por 4 Day Week Global.

[Los compradores consideran hacer sacrificios para conseguir una casa. Esto es lo que están haciendo]

Y el lunes pasado, 70 empresas con 3,300 trabajadores en el Reino Unido comenzaron sus propios programas piloto de seis meses. A finales de este año, la organización espera lanzar un segundo programa en Norteamérica.

La idea es sencilla: los empleados trabajan el 80% del tiempo, pero mantienen el 100% de la productividad a cambio del 100% del salario. No significa que haya menos trabajo, sino que los empleados trabajan de forma más eficiente, incluyendo una reducción de reuniones innecesarias.

Además, el interés de los empleados que buscan el cambio ha hecho que 4 Day Week Global empiece a ofrecer talleres sobre cómo persuadir a los empresarios para que prueben las semanas de cuatro días.

Alex Soojung-Kim Pang, director de programas globales y desarrollo de 4 Day Week Global, cree que se puede convencer a las compañías de las ventajas del cambio.

“Mi sensación es que la resistencia no gira en torno a si es posible trabajar una semana de cuatro días. La resistencia estriba en: “¿Es posible en nuestra empresa? ¿Es posible en nuestro mercado?”, explicó.

[El Gobierno de Biden admite que se equivocó al evaluar el riesgo de la inflación]

“Es más bien una conversación en torno a la estrategia y la táctica, y no a la filosofía”, agregó.

No cabe duda de que una semana laboral de cuatro días no se adapta a todas las empresas ni a todos los sectores.

Según Pang, esto es lo que debe saber antes de plantear a su empresa la posibilidad de reducir la semana laboral.

1. Abordar los problemas reales

No se limite a hacer un llamamiento basado en su deseo de trabajar menos días. En su lugar, debe abordar los retos cotidianos a los que se enfrenta la empresa, según Pang, que dirigirá los talleres.

“Debe presentarse como una solución a los retos de contratación y retención y al agotamiento y la sostenibilidad del equilibrio entre la vida laboral y personal”, aconsejó Pang.

[Los agentes inmobiliarios recibieron millonarios préstamos del PPP. El mercado se disparó y casi nadie devolvió el dinero]

Además, muchos expertos creen que la adopción de semanas laborales de cuatro días podría ayudar a los empresarios a atraer y retener el talento.

“Ofrecer semanas de trabajo más cortas da a los empresarios una ventaja a la hora de contratar”, dijo Dave Fisch, director general del sitio web de carreras Ladders.

“Para los empleadores que no están dispuestos a ajustar sus políticas para reflejar la demanda de flexibilidad, corren el riesgo de perder personas con talento y podrían tener dificultades para reemplazarlas”, agregó.

2. Haga sus deberes

Antes de exponer su caso, investigue un poco para averiguar cómo puede funcionar una semana reducida en su empresa. Tal vez pueda identificar una división o segmento de la empresa que pueda probarlo primero, sugirió Pang.

Si es posible, puede intentar identificar qué puede eliminarse durante la jornada laboral para mejorar la eficiencia, como el exceso de reuniones, o quizás qué puede automatizarse o subcontratarse.

[Las aerolíneas cancelan cientos de vuelos antes de verano por la escasez personal. Buscan a 12,000 pilotos para este año]

“Los estudios nos dicen que los oficinistas pierden cada día entre dos y tres horas de tiempo productivo por las reuniones demasiado largas, por las distracciones tecnológicas, por las interrupciones en la oficina”, dijo Pang.

Teletrabajo.
Teletrabajo.svetikd / Getty Images

“Lo que eso nos dice es que la semana de cuatro días ya está aquí; sólo que está enterrada bajo formas de trabajo anticuadas”, dijo.

3. Establecer puntos de referencia

Lo mejor es venir armado con sugerencias sobre los puntos de referencia que deben cumplirse para que la prueba se considere un éxito.

“Lo último que se quiere es tener un ensayo en el que todo el mundo considere que ha ido bien, pero luego el director general diga que vamos a volver a los cinco días por estas razones”, dijo Pang.

4. Haga preguntas

Si se enfrenta a la resistencia después de hacer la propuesta, pregunte a los líderes de la empresa qué pruebas les aclararían la decisión.

[Algunos consejos básicos para los nuevos graduados sobre su futuro dinero y trabajo]

Quizás esas pruebas sean más datos de una organización similar o de la competencia, o cualquier otra cosa que pueda mostrar cómo puede funcionar.

5. Poner al líder como protagonista

Destacar el papel positivo que el director general o el líder puede desempeñar para ayudar a los trabajadores y aliviar los desafíos del lugar de trabajo mediante la promulgación de una semana laboral de cuatro días, según Pang.

Al hacer esto, y también al destacar el resultado positivo en sus propias vidas, es más probable que se conviertan de escépticos a entusiastas, explicó.

“Este es el tipo de historia que a todo director general le gustaría poder contar sobre sí mismo”, dijo Pang. “En cierto sentido, lo que estás haciendo es darles la oportunidad de ser el centro de esa historia”.

Este artículo es parte de la serie Invest in You: Ready. Set. Grow (Invierte en ti: Preparado. Listo. Crece), una iniciativa de CNBC y Acorns, la app de microinversión. NBC Universal y Comcast Ventures son inversores de Acorns.