IE 11 is not supported. For an optimal experience visit our site on another browser.

Grandes hospitales acosan a sus pacientes por impago pese a cobrar hasta 7 veces más de lo que cuestan sus servicios

Una investigación revela que 26 de los 100 hospitales con más ingresos del país presentaron decenas de miles de demandas contra sus pacientes por impago de facturas médicas entre 2018 y mediados del año pasado.

La facturas médicas suponen el 58% de los procesos de cobro de deudas en Estados Unidos y provocan que cientos de miles de personas se declaren en quiebra. 

De los 100 hospitales con más ingresos de Estados Unidos, al menos 26 contribuyeron a agravar este drama al presentar decenas de miles de demandas judiciales por impago de facturas entre 2018 y mediados de 2020, según una investigación de la Universidad Johns Hopkins reportada por el medio informativo Axios.

Los hospitales siguieron con estas "prácticas de facturación depredadoras" incluso en medio de la pandemia de COVID-19, según los investigadores, aunque hubo menos demandas judiciales que en los dos años anteriores. 

El estudio reveló que 26 de los hospitales presentaron cerca de 39,000 demandas contra pacientes, con un promedio de 1,842 dólares por persona. 

[Una jueza desestima la demanda de los empleados de un hospital de Houston que se negaron a vacunarse contra el COVID-19]

Entre tanto, el coste de la atención hospitalaria ha seguido aumentando y, a menudo ese precio es muy superior a lo que realmente cuesta el servicio, si se compara con las tarifas de Medicare, el programa de cobertura de seguridad social administrado por el Gobierno.

Los 100 hospitales más poderosos cobraron a los pacientes 7 veces el coste del servicio de medio. Los hospitales privados con fines de lucro promedian un margen de beneficio de casi 12 veces.

Los cargos casi nunca son el precio real pagado por las aseguradoras, pero pueden usarse para cobrar a pacientes no asegurados.

[Una factura médica de $700,000: lo que debió pagar tras sobrevivir a un grave accidente de auto]

Un estudio de 2017 reveló que cada dólar adicional del precio genera entre 15 y 20 centavos adicionales en ingresos para el hospital, lo que incentiva márgenes de ganancia más altos.

Los pacientes sufren la guerra de tarifas entre hospitales y aseguradoras, y aunque muchos no terminan pagando precios inflados, sí asumen los costes con primas más altas y facturas sorpresa.

"La mayoría de los hospitales no se involucran en esta forma de facturación predatoria. Pero los que sí lo hacen, amenazan la gran confianza del la opinión pública en la profesión médica", explicó Marty Makary, investigador principal del proyecto, a Axios.

Estas acciones judiciales fraguaron en embargos salariales y embargos de propiedades.

[¿Qué hay detrás de las facturas de electricidad de 15,000 dólares en Texas?]

Entre los grandes hospitales que más demandan a sus pacientes destacan los de un estado: Nueva York. "Fue la región más agresiva del país en facturación depredadora", afirmó Marty Makary, profesor de la Universidad Johns Hopkins e investigador principal del estudio.

El estado alberga tres de los seis hospitales que presentaron más acciones judiciales y el que exigió la mayor cantidad de dinero. 

Melissa Wilhelm Szymanski abre algunas de sus facturas médicas en su casa en Glastonbury, Connecticut, el sábado 19 de septiembre de 2020.AP Photo/Jessica Hill

Casi dos tercios de los hospitales que demandaron a los pacientes son organizaciones sin fines de lucro, solo uno tiene fines de lucro y ocho son propiedad del Gobierno.

Las organizaciones sin fines de lucro comprenden alrededor de dos tercios de los 100 mejores hospitales, pero esa condición les exime de pagar impuestos, a cambio proveer atención médica gratuita u ofrecer grandes descuentos para los pacientes que no pueden pagarla.

[¿Notó una subida del precio de los alimentos y de la gasolina? Prepárese porque va a continuar]

La Asociación Estadounidense de Hospitales (AHA, por su sigla en inglés), se defendió calificando estas acciones de "un último recurso".

“Nuestras puertas siempre están abiertas, independientemente de la capacidad de pago del paciente. Los hospitales han brindado más de 702,000 millones en atención no compensada a pacientes desde el año 2000, por la cual no se recibió ningún pago de los pacientes que lo necesitaban”, declaró un portavoz de la AHA en un comunicado.

"La realidad, sin embargo, es que el sistema de atención médica debe estar adecuadamente financiado para garantizar que los hospitales y los sistemas de salud puedan permanecer abiertos y estar allí para sus comunidades en momentos de necesidad", alegaron.

[¿Enfermó de coronavirus? Puede recibir una factura médica sorpresa]

Algunos de los hospitales con los ingresos más altos del país llevaron a los pacientes a los tribunales por facturas que, en promedio, eran inferiores a 2,000 dólares.

Sin embargo, la cantidad de acciones judiciales ha ido disminuyendo con los años, con hospitales que presentaron casi 21,000 demandas en 2018, 16,510 en 2019 y 1,661 en 2020, aunque el informe analiza los registros judiciales hasta finales de julio del año pasado.