Donald Trump dice que no se arrepiente de lo dicho sobre los mexicanos

Donald Trump asegura que quiere a los inmigrantes mexicanos -pero no a los indocumentados

Suscríbete al Email de Noticias Telemundo

Todos los días, las últimas noticias directamente en tu correo electrónico
SUBSCRIBE

Donald Trump dice que quiere a los inmigrantes mexicanos y que piensa que ellos también lo quieren, que está seguro de que ganará el voto latino y de que fue citado equivocadamente por la prensa en las controversiales declaraciones de hace unas semanas contra los latinos.

De que en consecuencia no tiene nada de que pedir disculpas, y de que el verdadero malo de la película o real destinatario de sus ataques, es el gobierno mexicano el que envía mucha “gente mala” a los Estados Unidos.

“Tengo grandes relaciones con el pueblo mexicano”, aseguró Trump en una entrevista con la cadena de televisión NBC. “Los inmigrantes legales que vienen de México me quieren y yo los quiero”.

La entrevista de Trump es el capítulo más reciente en lo que se ha convertido en una polémica con capítulos casi a diario sobre lo dicho por el multimillonario hombre de negocios en relación a los inmigrantes latinos. En este caso no se trata de alguna firma comercial rompiendo sus contratos o vínculos con Trump, sino el magnate mismo tratando de influenciar el debate con sus propias palabras.

Trump por un lado, repite una y otra vez que fue malentendido, que no tenía ninguna intención de atacar a los inmigrantes latinos, o en todo caso, que sus juicios iban dirigidos a los inmigrantes ilegales. 

Pero al mismo tiempo, no niega, o incluso lo dice con orgullo, que en su calidad de pre candidato republicano a la presidencia, ha sido el único que ha tenido las agallas de tocar de manera directa el tema de la inmigración.

“Si no fuera por Donald Trump ustedes no estarían escuchando hablar de la palabra inmigración ilegal”, explicó el también talento de televisión, en un tema añadió, en el cual hay que hablar o vincularlo con la palabra “crimen”. 

Trump pone como ejemplo de este crimen, lo sucedido hace unos días en San Francisco donde un indocumentado que había sido deportado varias veces ha sido acusado de haber matado a una mujer. Un ejemplo agregó Trump, de como el gobierno mexicano “fuerza” a esta gente mala a que venga a Estados Unidos. “Son narcotraficantes y criminales de toda clase”, dijo.

“Creo que le estoy ayudando al partido republicano”, aseguró Trump, en relación a la controversia que se ha generado con sus palabras.

No queda claro si este partido republicano estará satisfecho con el escándalo que se ha producido por lo dicho por Trump sobre los latinos. Los líderes partidarios saben muy bien que el camino de regreso hacia la Casa Blanca pasa por ganar una parte significativa -alrededor del 40% al menos- del voto latino. Y que con las palabras de su precandidato de alguna manera ha vuelto al debate público la idea esa de que los republicanos son hostiles hacia los latinos.

Hablando de otros pre candidatos presidenciales, Trump se refirió tanto a la demócrata Hillary Clinton como al republicano Jeb Bush. Sobre Clinton, Trump señaló que la ex secretaria de estado -la peor que ha habido, aseguró- será igualmente “terrible” como presidente.

“En la historia de los Estados Unidos nunca ha habido una secretaria de estado tan mala como Hillary”, señaló Trump. “No hay una sola cosa buena que haya salido de esa administración (la del Presidente Obama) o de ella siendo secretaria de estado”.

Clinton, sigue la acusación de Trump, es “débil” en el tema de inmigración y lo que hará si llega a la presidencia es “dejar que todo el mundo venga” a Estados Unidos.

Trump en cambio, si llegase a ganar la presidencia, asegura que no dejará pasar a nadie ya que mandará construir una gran pared o muro que será de gran altura e impenetrable. ¿Y quién pagará por tal pared? le pregunto la entrevistadora de NBC.

“México”, respondió Trump.

Sobre la frontera además, Trump habla de que actualmente “no hay tal cosa”, que la gente se cuela “como el agua” hacia Estados Unidos. 

Palabras un tanto extrañas estas ya que si algo ha sucedido en la frontera en la última década es que gracias a los miles de nuevos agentes de inmigración que han sido contratados y a la tecnología que se ha puesto a disposición de la patrulla fronteriza, es sumamente difícil cruzar la frontera. 

Sobre su colega de partido Bush, Trump señaló que el ex gobernador de la Florida será un “pobre presidente”, no en el sentido de dinero sino por su falta de “energía”. 

“Jeb Bush nunca nos llevará a la tierra prometida”, aseguró Trump. “El no tiene lo que se necesita (para ser presidente)”.

Sobre su propia pre candidatura, Trump explicó que la razón por la cual está en contienda es porque quiere “hacer grande a Estados Unidos de nuevo”. El país pasa por un “gran desorden”, aseguró el magnate, “estamos en problemas”. Estados Unidos, añadió, “debe 18 trillones” de dólares, “una vez que nos golpee será como Grecia en esteroides”.

Trump dice que está seguro de que ganará la nominación republicana ya que “creará trabajos” y que muchos latinos se beneficiarán de ellos. Ya ahora hay “miles trabajando para mi”, detalló Trump. 

El magnate habló de un articulo del Washington Post donde precisamente se entrevistó a varios trabajadores latinos en un hotel suyo en construcción en la capital del país. Según Trump, no se encontró a nadie que fuera indocumentado, aunque el articulo sí habla de que habían trabajadores indocumentados en el lugar. 

Sobre el escándalo y el rompimiento de vínculos comerciales con las firmas que se han alejado de él por sus palabras contra los latinos, Trump señaló que “no le preocupa”. 

“Es cierto, estoy perdiendo algunos contratos”, aceptó Trump, “pero a quién le importa, son gente políticamente débil y quieren ser políticamente correctos. Algunos de ellos ya me pidieron disculpas y me dijeron que habían cometido un error”.

De seguro que la controversia con Trump continuará. Sus palabras lo han puesto en un buen lugar en las encuestas con los votantes republicanos de lugares como Iowa o Carolina del Sur, lo que casi le tiene garantizado un lugar en el primer debate de los pre candidatos a realizarse en Agosto (sólo participarán los primeros diez en las encuestas). Queda por ver si continúa también la lista de firmas que casi a diario anuncian que rompen su relación comercial con el multimillonario hombre de negocios.