IE 11 is not supported. For an optimal experience visit our site on another browser.

Encuentran un cuarto minero muerto por el derrumbe de una mina en México

Tres personas más siguen desaparecidas pese a "una labor infatigable por parte de los rescatistas", que apenas tienen esperanzas de hallarlos con vida.
/ Source: Telemundo

Autoridades mexicanas confirmaron este domingo el hallazgo de un cuarto minero sin vida de los siete que desaparecieron bajo tierra tras el derrumbe de una mina en el municipio de Múzquiz, en el estado de Coahuila.

Horas antes se había anunciado, "tras una labor infatigable por parte de los rescatistas", del cuerpo del tercer minero de los siete que quedaron atrapados tras la inundación de la mina. 

Pedro Sánchez, uno de los mineros voluntarios que sacó el cuerpo, dijo ante la prensa que será "medio difícil" encontrar al resto de mineros con vida por el nivel de agua y el tiempo transcurrido.

Familiares esperan información de parte de miembros de Protección Civil a las afueras de la mina en el municipio de Múzquiz en el norteño estado de Coahuila, México. EFE/Miguel Sierra

Según las investigaciones preliminares, hay indicios de que el accidente en el poblado de Ranchería, municipio de Múzquiz, se debió a un desbordamiento e inundación en la mina. Las autoridades creen que las lluvias intensas de los últimos dos días humedecieron el tajo, provocando su colapsó al medio día y la posterior inundación.

[Crece el socavón en Puebla y alcanza los muros de una casa contigua]

Había mineros que se encontraban trabajando cuando ocurrió el desbordamiento y una sección de la mina quedó inundada.

Inspectores de Protección Civil y de la secretaría del Trabajo están coordinando las labores de rescate y “todas las diligencias que sean necesarias”, indicó la dependencia en un comunicado.

En imágenes obtenidas por Noticias Telemundo se aprecia la llegada de ambulancias y militares que ya resguardan la zona, a donde también han acudido decenas de civiles, entre ellas varios voluntarios que se acercaron a la zona para ofrecer su ayuda. Familiares han acudido al lugar para buscar a sus seres queridos.

El gobernador de Coahuila, Miguel Ángel Riquelme, dijo que los mineros se encontraban a unos 300 pies de profundidad (91 metros). Riquelme dijo que la mina había sido cerrada en octubre de 2020, pero que fue reabierta después de una inspección.

[El metro de Ciudad de México, “una bomba de tiempo”: taquilleras reparando trenes, tornillos usados y trenes que no circulan]

El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, tuiteó el miércoles por la noche que había dado la instrucción a la secretaría del Trabajo, Protección Civil y la Guardia Nacional para apoyar en el rescate de los mineros.

Un mal historial

El colapso de la mina de Múzquiz se suma al trágico historial de la región minera de Coahuila.

El accidente trajo a la memoria lo sucedido el 19 de febrero de 2006, en la mina de Pasta de Conchos, en el mismo estado, donde 65 trabajadores murieron en un accidente y solo dos cuerpos fueron recuperados mientras el resto permanecen sepultados a día de hoy.

Desde entonces, ha habido más de 100 muertes de mineros en la zona, según denuncia la organización Familia Pasta de Conchos, que agrupa a familiares de las víctimas de la tragedia.

Este grupo mandó el 23 de octubre del año pasado una carta a Manuel Bartlett, director de la empresa estatal Comisión Federal de Electricidad (CFE) quejándose de las condiciones de la mina de Micarán en Múzquiz. La misiva no recibió respuesta.

[Las elecciones mexicanas más grandes: cómo el voto intermedio será crucial para López Obrador]

"Desde octubre del 2020 se denunciaron ante la CFE las terribles condiciones de esta mina, sin que las autoridades tomaran medidas acordes al riesgo", lamentó este sábado la organización Centro de Derechos Humanos Miguel Agustín Pro Juárez (Centro ProDH), que asesora a las víctimas de Pasta de Conchos.

Miembros de la Guardia Nacional llegan a Múzquiz, Coahuila, tras el derrumbe de una mina que dejó siete trabajadores atrapados; el 4 de junio de 2021.Guardia Nacional

Al parecer, en la mina de Micarán no había agua potable para los trabajadores, quienes trabajaban en zapatillas, sin ventilación, medidores de gas ni extinguidores, y no sabían si estaban afiliados al seguro social.

Pero la eléctrica pública se deslindó este sábado de lo sucedido asegurando que la mina accidentada no provee carbón a la CFE y que, por tanto, "era imposible que su director (Bartlett) estuviera enterado de la mina".

La asociación Pasta de Conchos sospecha que, según su propio recuento, en la mina quedaron atrapados ocho trabajadores en lugar de los siete que aseguran las autoridades.

Con información de Efe.