IE 11 is not supported. For an optimal experience visit our site on another browser.

Un padre secuestró a sus dos hijas menores en España. Los restos de una fueron hallados en el mar

El cadáver de Olivia Gimeno, de 6 años, fue encontrado en una bolsa en el fondo del agua. Aún no se conoce el paradero de su hermana de 1 año, Anna, ni el del padre. El rapto de las niñas en la isla canaria de Tenerife a finales de abril ha conmocionado a España.

Las autoridades en la isla canaria de Tenerife, en España, informaron este jueves que hallaron una bolsa en el mar que contenía los restos de Olivia Gimeno, de 6 años, la mayor de las dos niñas que desaparecieron el pasado 27 de abril tras ser raptadas por su padre.

Las menores fueron reportadas como desaparecidas por su madre, Beatriz Zimmermann, quien informó que el padre, Tomás Gimeno, de 37 años, las había recogido ese día en la tarde pero no las devolvió a la hora pactada. La mujer dijo a las autoridades que ambos habían tenido una discusión por teléfono en la que el papá de las niñas le advirtió que no las volvería a ver, según medios locales.

El cadáver de Olivia, que fue llevado al médico forense, apareció cerca de donde se cree que su padre tomó una lancha junto a ella y su hermana menor, Anna, de 1 año.

Afiche con las fotografías de Tomás Gimeno (izquierda) junto a sus hijas Olivia (centro), de 6, y Anna, de 1 año, reportados como desaparecidos desde el 27 de abril, 2021, en Tenerife, España. Guardia Civil de España

Las autoridades hicieron el descubrimiento tras rastrear el teléfono celular del hombre por geoposicionamiento. Tanto él como la otra menor continúan desaparecidos, mientras los investigadores avanzan las labores de rastreo. 

Se encontraron dos bolsas en el mar: en una de ellas estaban los restos de Olivia, pero la otra se encontraba vacía.

[Un adolescente entra a una casa, secuestra a un niño y lo asesina en la calle. Puede ser ejecutado]

De acuerdo con las investigaciones, el padre se llevó a las niñas consigo por mar en dos ocasiones. En el primer viaje fue interceptado por la Guardia Civil, que lo sancionó por incumplir el toque de queda. La segunda vez fue pasada la medianoche. Horas más tarde, su embarcación fue localizada “vacía, a la deriva y sin ancla” enfrente del Puertito de Güímar (Tenerife), según las autoridades canarias.

La madre de las niñas publicó varias cartas y audios en una cuenta de Instagram donde dijo estar convencida de que las pequeñas estaban con vida y agregó: "Para mí todo esto ha sido un teatro montado”.

"Ya no me salen casi las palabras. Yo también quiero desaparecer, ya no tengo fuerzas, esto es una tortura, pero no podemos rendirnos, las niñas me necesitan y yo a ellas”, dice uno de los comentarios publicados por Zimmermann.

“Lo que más me duele es pensar que no puedo saber cómo están, no poder hablar, no saber cuándo las voy a ver", escribió.  

El hallazgo ya ha sido comunicado a la madre y a la familia de las menores, según la Guardia Civil de Canarias.

Con información de EFE El País y El Mundo