IE 11 is not supported. For an optimal experience visit our site on another browser.

Un inmigrante indocumentado muerto y otra herida tras recibir balazos en un camino fronterizo de Texas

La policía cree que dos hombres que son hermanos gemelos y viajaban en una camioneta dispararon contra un grupo de cuatro inmigrantes en la localidad de Sierra Blanca. Uno de los presuntos atacantes trabaja como guardia en una cárcel local.

Dos hombres que viajaban a bordo de una camioneta en un camino fronterizo de Texas dispararon contra un grupo de inmigrantes indocumentados, según documentos judiciales revelados este jueves. Uno de los inmigrantes murió tras recibir una bala en la cabeza y otra resultó herida en el estómago.

Las autoridades arrestaron a los dos sospechosos en el condado de Hudspeth, al este de El Paso, quienes han sido acusados de homicidio.

Los identificaron como Michael Sheppard, quien trabaja como guardia de una cárcel local, y su hermano gemelo, Mark Sheppard, reportó el diario The New York Times.

Los inmigrante hacían parte de un grupo de cuatro que caminaban por un área baldía cerca de Sierra Blanca, cuando una camioneta los interceptó. Trataron de esconderse detrás de un tanque de agua que estaba al lado del camino cuando dos hombres bajaron del vehículo, según documentos de la corte.

[Nueve migrantes cubanos sobreviven al naufragio de su barca frente a Florida por el huracán Ian. Hay aún 18 desparecidos]

Los sujetos abrieron fuego, disparándoles al menos dos veces. Una bala impactó en la cabeza de uno de los inmigrantes, quien murió. Otra bala alcanzó a una mujer en el estómago. La víctima fue trasladada a un hospital y se está recuperando, según las autoridades del Departamento de Seguridad Pública de Texas.

Los sobrevivientes hicieron seña a un patrullero estatal que se encontraba en la zona para que se detuviera. Junto a ellos yacía el inmigrante muerto, de rodillas con el rostro perforado, según documentos del caso consultados por Telemundo 48, nuestra afiliada en El Paso.

Una camioneta de la Patrulla Fronteriza en el desierto del oeste de Texas.
Una camioneta de la Patrulla Fronteriza en el desierto del oeste de Texas.Telemundo 48

Detectives rastrearon la camioneta de los sospechosos a una casa cerca de la Oficina del Sheriff del condado de Hudspeth.

"Todos respondimos", dijo el agente Lasaro Salgado. "Le entregamos la investigación a los Texas Rangers".

Tanto el FBI como los agentes federales de Protección Fronteriza y Aduanas trabajan en la investigación del ataque, confirmó un portavoz de los Texas Rangers a The New York Times.