IE 11 is not supported. For an optimal experience visit our site on another browser.

Exhuman el cuerpo de Debanhi Escobar para despejar las dudas sobre su muerte con una tercera autopsia

"Lo que queremos es la verdad”, aseguró el padre de la joven de 18 años. Confía en que la tercera necropsia esclarecerá el presunto feminicidio de su hija.

Mario Escobar solo quiere saber la verdad. Se lo prometió a su hija Debanhi Escobar el día que la fue a identificar en la morgue de Nuevo León, hace más de dos meses. Este viernes, acompañó a los servicios forenses al panteón del municipio de Galeana para que la exhumaran otra vez, porque espera que una tercera autopsia arroje luz sobre el misterio de su muerte.

"Estamos buscando la verdad, estamos tratando de creer nuevamente en la Fiscalía, de creer nuevamente en nuestras autoridades", declaró ante los medios cerca de la tumba de su hija.

[Las 5 dudas sobre el caso Debanhi Escobar que la Fiscalía aún no ha resuelto]

Hombres y mujeres vestidos con overoles blancos, guantes y mascarillas protectoras se llevaron los restos de la joven de 18 años en una camioneta del Servicio Médico Forense, en cuyas instalaciones fue recibida más tarde este viernes.

Peritos forenses exhuman el cuerpo de Debanhi Susana Escobar este viernes 1 de julio en el municipio de Galeana, Nuevo León.
Peritos forenses exhuman el cuerpo de Debanhi Susana Escobar este viernes 1 de julio en el municipio de Galeana, Nuevo León.Miguel Sierra / EFE

Escobar fue hallada muerta a principios de abril dentro de un cisterna medio vacía en un motel abandonado en el municipio de Escobedo, Nuevo León.

El objetivo de practicar una tercera necropsia es despejar las dudas que originaron los dictamines contradictorios de la primera y segunda autopsias, que ordenaron las autoridades estatales y la familia, respectivamente.

Tanto la autopsia realizada por la Fiscalía de Nuevo León como la independiente determinaron que Escobar murió por una “contusión profunda de cráneo”. Pero se contradijeron en otros aspectos fundamentales.

Mientras la primera necropsia parecía sugerir que su muerte pudo ocurrir por accidente al caer inadvertidamente dentro de una cisterna con menos de tres pies de agua (90 cm); la segunda necropsia apuntó a un posible asesinato, con varios golpes en la cabeza de "diferentes ángulos de impacto" y "huellas de una relación sexual violenta".

Otra contradicción importante entre los dos reportes es que el primero afirma que Escobar se encontraba con vida cuando cayó a la cisterna, mientras que el segundo establece que ya estaba muerta.

Desde el principio la investigación estuvo plagada de irregularidades. Las autoridades la buscaron 13 días antes de hallarla en el motel, donde se supone que ya habían llevado a cabo varias búsquedas sin hallar nada. Por las fallas, dos funcionarios estatales fueron despedidos en mayo.

[El padre de Debanhi Escobar entrega el informe de la segunda autopsia: “Los tenis no estaban puestos en sus pies”]

Mario Escobar dijo confiar en que el nuevo dictamen forense arroje la verdadera causa de muerte de Debanhi, ya que la familia no está de acuerdo con el peritaje de la Fiscalía estatal.

“A mí, independientemente de que encuentre la verdad el Gobierno federal, el Gobierno estatal o la Fiscalía, lo que queremos es la verdad”, insistió el padre de la joven.