IE 11 is not supported. For an optimal experience visit our site on another browser.

Tres empleados mexicanos entre las víctimas de tiroteos en Half Moon Bay, un crimen de “violencia laboral”

Los hermanos José y Pedro Romero, quienes habían emigrado a California hacía dos años, recibieron disparos: el primero murió y el segundo está hospitalizado. El presunto asesino, de 67 años, usó un arma legal registrada para acabar con la vida de siete compañeros de trabajo.
/ Source: The Associated Press

Tres inmigrantes mexicanos, dos de ellos hermanos, están entre las múltiples víctimas de dos tiroteos que dejaron siete muertos este lunes en Half Moon Bay (en San Francisco, California), en un crimen que las autoridades sospechan fue un acto de “violencia laboral”.

Los hermanos José y Pedro Romero, que habían emigrado desde México hacía dos años, laboraban en la granja de hongos Mountain Mushroom Farm donde ocurrieron los ataques, confirmó a la agencia de noticias Reuters su primo José Juárez.

José Romero, cuya esposa e hijos viven en México, fue una de las siete víctimas mortales de los tiroteos. Su hermano menor, Pedro, está hospitalizado, aseguró Juárez. 

[Dos nuevos tiroteos en California dejan al menos 7 muertos. La policía captura e identifica a un sospechoso]

“Uno busca tener una vida mejor y las cosas terminan así”, lamentó el primo. La familia Romero, dijo, está buscando ayuda financiera para poder repatriar el cuerpo de José.

La otra víctima mortal de origen latino fue Marciano Martínez-Jiménez, quien falleció tras un ataque separado en la granja Concord Farms, aseguró su sobrino Carlos Martínez-Maya a ABC7 News. La muerte también fue confirmada a Reuters por Antonio Pérez, quien estudió con la víctima en Oaxaca (México).

Cinta policial en la escena del tiroteo en Half Moon Bay.
Cinta policial en la escena del tiroteo en Half Moon Bay.Jeff Chiu / AP

Martínez-Jiménez era trabajador, tranquilo y procuraba evitar los conflictos, contó Pérez. Se reencontraron en Half Moon Bay a finales de la década de 1990. “El jueves pasado, más o menos, le vi por última vez en la tienda”, relató Pérez, quien es dueño de un negocio en la ciudad. “Vino a comprar queso”, recordó.

La Oficina del Forense del condado de San Mateo declinó hacer comentarios sobre las identidades de las siete víctimas.

Un hombre ha sido detenido como sospechoso. El atacante fue identificado como Chunli Zhao, de 67 años, y trabajaba en la explotación agrícola, reveló este martes la sheriff del condado de San Mateo, Christina Corpus. El ataque pudo ser así un acto de "violencia laboral" del que fueron víctimas miembros de la "comunidad migrante", agregó Corpus.

[Un perro ‘dispara’ rifle y mata a un hombre de un tiro en la espalda]

Zhao fue arrestado el lunes, después de la masacre, en el estacionamiento de una oficina del sheriff. Seis hombres y una mujer fueron hallados muertos, según la Oficina del Sheriff, que apuntó que “podían haber sido compañeros de trabajo” del presunto asesino (que actuó solo).

“Todas las pruebas que tenemos apuntan a que se trata de un caso de violencia laboral”, añadió la sheriff. Algunas de las víctimas eran inmigrantes latinos, agregó.

El autor del tiroteo en San Francisco usó una pistola semiautomática legal y registrada en el estado, según las autoridades californianas.

Los asesinatos se produjeron en las afueras de Half Moon Bay, una ciudad situada a 30 millas (48 kilómetros) al sur de San Francisco.

El vicealcalde de Half Moon Bay, Joaquín Jiménez, dijo que algunos trabajadores vivían en una de las instalaciones y hubo niños que pudieron haber presenciado el tiroteo. “Todavía estamos tratando de entender exactamente qué pasó y por qué, es increíblemente trágico”, dijo el senador estatal Josh Becker, que representa a la zona, calificándola como una comunidad agrícola “muy unida”.

[El acusado del tiroteo en el Walmart de El Paso planea declararse culpable de cargos federales por crímenes racistas]

Half Moon Bay es una pequeña ciudad costera con raíces agrícolas, hogar de unas 12,000 personas. El condado de San Mateo tiene una mezcla de ciudades costeras y colinas salpicadas de granjas, con viveros de flores y árboles, y ranchos. El condado también permite el cultivo de cannabis en invernaderos y viveros en algunas zonas.

Es una comunidad mayoritariamente blanca; cerca de un tercio de la población es latina y el 5% es asiática, según datos del Censo.

“Estamos asqueados por la tragedia de hoy en Half Moon Bay”, dijo el supervisor del condado de San Mateo, Dave Pine. “Ni siquiera hemos tenido tiempo de llorar a los fallecidos en el terrible tiroteo de Monterey Park, la violencia armada debe parar”, agregó, en referencia a la masacre del domingo cerca de Los Ángeles.

Once personas murieron en un tiroteo en un club de baile en Monterey Park, que ensombreció una festividad importante para muchas comunidades asiático-estadounidenses. Las autoridades siguen buscando un móvil para este tiroteo ocurrido el sábado.

El gobernador de California, Gavin Newsom, señaló en Twitter: "Estaba en el hospital reunido con las víctimas de un tiroteo masivo [en Monterey Park] cuando me apartan para informarme de otro tiroteo. Esta vez en Half Moon Bay. Tragedia tras tragedia”.