¿Tratamiento de anticuerpos contra el coronavirus gratis para todos? No es tan sencillo como Trump promete

El presidente Donald Trump dijo que la distribución del Regeneron, el medicamento que él recibió tras su diagnóstico, “ya estaba en marcha”. Dijo que estaba "molestando como loco" a la FDA y "cientos de miles de frascos están siendo enviados a los hospitales de todo el país". Recopilamos la evidencia que demuestra que no es así.
/ Source: Telemundo

Por Jon Greenberg – Politifact

El presidente Donald Trump ejerce presión para que un medicamento experimental contra el COVID-19 esté al alcance de cualquiera que lo necesite.

A Trump se le suministraron varias medicinas para tratar sus síntomas, poco después de dar positivo en el test de coronavirus. Él ha mencionado reiteradamente a una de ellas durante sus declaraciones posteriores. Se trata de una mezcla de dos anticuerpos monoclonales que ofrecen evitar el daño que el virus proporciona al sistema inmunológico del cuerpo. Hay dos compañías, Regeneron y Eli Lilly, que han avanzado en el desarrollo de este coctel monoclonal, aunque ambas permanecen en la etapa de prueba.

Trump prometió acciones rápidas para que otras personas infectadas tengan acceso gratuito a este coctel...

"Si estás en el hospital y te sientes muy mal, pienso que vamos a trabajar para que los recibas y que el tratamiento sea gratis. Especialmente si eres un anciano, vamos a hacer esto rápidamente," dijo Trump en un video el 7 de octubre. "Tenemos listas cientos de miles de dosis”, agregó.

Dos días después, Trump dijo que la distribución “ya estaba en marcha” al conservador Rush Limbaugh. Dijo que estaba "molestando como loco" a la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA por sus siglas en inglés) y "cientos de miles de frascos están siendo enviados a los hospitales de todo el país".

[Sigue nuestra cobertura sobre las elecciones presidenciales]

Esto luce falso, por lo que ofrecemos más contexto. Regeneron dijo que las 50,000 dosis que tiene todavía están en sus instalaciones. Otro fabricante de drogas, Eli Lilly, dijo que podría tener 50.000 dosis listas para finales de octubre.

Ambas compañías han pedido a la Administración de Alimentos y Drogas que autorice el uso de emergencia antes de que se completen las pruebas de seguridad y eficacia. La agencia dijo que no tiene un plazo establecido para la aprobación, reseñó Politifact. 

Existen varios pasos en el proceso entre la situación actual de estos medicamentos y su distribución a nivel nacional. Los médicos creen que este tipo de tratamiento podría ayudar, pero existe la preocupación de que Trump haya impulsado las expectativas más allá de lo comprobado en estos medicamentos.

"No queremos crear públicamente esperanzas de que estamos en la etapa definitiva de esto", dijo Marcus Plescia, director médico de la Asociación de Funcionarios de Salud Estatales y Territoriales. "Este es un tipo de medicamento totalmente nuevo. Debe haber un poco de precaución en la forma en que los propagamos".

Especialistas advierten que hay muchas interrogantes sobre el tratamiento experimental suministrado al presidenteAP / AP

Plescia y otros especialistas en el área de emergencia médica advierten que muchas interrogantes acerca de la seguridad, el costo, la producción y la distribución permanecen sin respuesta.

Seguridad

Las pruebas de fármacos pasan por tres fases, y ninguna combinación de medicamentos ha completado la tercera fase. Regeneron dijo que en EE.UU. se está llevando a cabo una mezcla de ensayos de fase dos y fase tres, tanto para pacientes ambulatorios como hospitalizados. Un estudio diferente, para el uso preventivo en personas que han estado expuestas al virus, está en la tercera fase.

Trump es una de las aproximadamente 1.500 personas en total que han recibido la combinación de anticuerpos monoclonales de Regeneron. (Monoclonal significa que los anticuerpos fueron clonados).

"Tengo dudas sobre los datos subyacentes y si hay suficiente tiempo para hacer lo que se necesita hacer más allá de sólo distribuir este medicamento", sostuvo Alta Charo, exasesor de la Administración de Alimentos y Medicamentos y profesor de derecho de la Universidad de Wisconsin. "Todavía están trabajando en la dosificación. Han probado dosis altas y bajas. Hasta que no se tengan suficientes datos, no se sabe cuál es la mejor dosis", aclaró.

Charo dijo que Trump fue "irresponsable" al presionar para que la FDA actuara rápidamente.

"Los reguladores tienen que sopesar el riesgo de aprobar el fármaco contra el riesgo que corren los pacientes de la enfermedad", dijo Charo. "La presión que ejerce sobre la FDA es contraproducente si la gente ve esto como una decisión política".

El médico Amesh Adalja, del Centro de Seguridad de la Salud de la Universidad Johns Hopkins y especialista en respuesta a emergencias, también planteó preocupaciones de seguridad.

"Todavía no hemos visto los datos sobre cuándo y con quién trabajan", dijo Adalja. "Necesitamos saber qué tan buen efecto generan estos fármacos y el tiempo que transcurre después de un resultado positivo en la prueba para administrarlas".

Trump recibió el medicamento casi inmediatamente, junto con otros dos fármacos. Eso genera mayor duda acerca de si fue la combinación la que ayudó - y Trump aún se enfrenta a algún riesgo - o si el coctel de anticuerpos monoclonales por sí solo marcó la diferencia.

Lo gratuito no necesariamente es gratis

La oficina de prensa de la Casa Blanca nos dijo que el dinero para pagar el medicamento vendría de fondos ya aprobados bajo la Ley CARES, el tercer y más grande de los paquetes de alivio del virus del Congreso. Preguntamos si había alguna estimación de costos y si el programa específico bajo la Ley CARES al que planeaban recurrir era totalmente flexible, o si los fondos venían con restricciones. No obtuvimos más detalles.

Regeneron produjo el medicamento que Trump recibió. En julio, Washington le otorgó 450 millones de dólares para suministrarlo al Gobierno. El mismo día del video de Trump, Regeneron solicitó a la FDA una autorización de uso de emergencia, que abriera las puertas a un uso más amplio antes de completar los ensayos clínicos.

En su aplicación, Regeneron dijo que tenía 50,000 dosis a mano, y el número podría aumentar a 300,000 en pocos meses.

Una empleada farmacéutica en Chandler, Arizona, prepara una inyección durante un ensayo para el tratamiento con anticuerpos de Regeneron, el 12 de agosto de 2020.msn

Eli Lilly aseguró que podría tener 50,000 dosis de su paquete de combinación en el último trimestre de 2020. Produce en solitario un fármaco de anticuerpos y podría tener 100.000 dosis disponibles en octubre.

Incluso si el Gobierno compra el medicamento y usa a los militares para llevarla a los estados, quedaría más trabajo por hacer.

"Tenemos que definir la distribución", dijo Adalja. "No estamos hablando de que los médicos del Ejército administren este fármaco a los pacientes".

Plescia, de la Asociación de Funcionarios de Salud Estatales y Territoriales, señaló que la administración de estos fármacos por vía intravenosa requiere una instalación, equipo y personal.

[México confirma el primer caso de una paciente con COVID-19 e influenza AH1N1]

"Alguien tiene que pagar por eso", dijo Plescia. "Típicamente, eso es facturado al seguro de salud, ya sea gubernamental o privado. Al paciente le puede parecer gratis, pero dependiendo de su plan, puede no serlo. Y si realmente va a ser gratis, entonces el Gobierno tendría que reembolsar al hospital o a la aseguradora".

Si la FDA aprueba el uso de emergencia, Charo dijo que tiene que haber un sistema para rastrear lo que sucede.

Podría haber efectos secundarios para ciertos tipos de pacientes, mientras que para otros. Las reacciones podrían no ser obvias y podrían aparecer semanas después del tratamiento. Recopilar esa información no es trivial, aseguró Charo.

"Hay que estar preparado para responder si surgen eventos adversos", concluyó Charo.

Esta verificación de datos fue realizada por T Verifica gracias al convenio FactChat, coordinado por la International Fact-Checking Network (IFCN) con el apoyo de WhatsApp. El objetivo del proyecto es llevar mejor información en español durante las elecciones presidenciales de los EEUU en 2020. Este y otros chequeos políticos los puedes recibir directo por WhatsApp al hacer click aquí o al registrar el número +1 727-477-2212 y escribir "Hola" en el primer mensaje. Te esperamos.

#Chatbot