Hasta 400,000 muertos de COVID-19 a fin de año y nuevo cierre de la economía en octubre, según una proyección de referencia para la Casa Blanca

Un promedio de más de 50,000 muertes mensuales podrían registrarse en lo que resta de 2020, según la proyección de la Universidad de Washington.

Suscríbete al Email de Noticias Telemundo

Todos los días, las últimas noticias directamente en tu correo electrónico
SUBSCRIBE

Un nuevo modelo predictivo asegura que Estados Unidos se enfrenta a la posibilidad de llegar hasta las 400,000 muertes por coronavirus para fines de 2020, debido al comienzo de la temporada de invierno y al relajamiento de las medidas de cuidados como el uso de mascarilla y el distanciamiento social.

Eso significa un promedio de más de 50,000 muertes mensuales en lo que resta del año. En la proyección anterior, se esperaba que no fueran más que 35,000 fallecidos por mes.

Así lo establece el Instituto de Evaluación y Métricas de Salud (IHME) de la Universidad de Washington, en su primer modelo predictivo global para el COVID-19, que establece que se podrían salvar 770,000 vidas a nivel mundial si se siguen las recomendaciones de las autoridades de salud.

De no seguir las medidas, las muertes a nivel mundial podrían triplicarse y superar los 2.8 millones, con un total de 30,000 muertes diarias en diciembre.

El modelo de proyección de la Universidad de Washington es frecuentemente citado por la Casa Blanca y constantemente actualiza sus pronósticos.

En junio pasado, había anticipado que Estados Unidos sumaría al menos 60,000 muertes durante el verano, para llegar a las 170,000 a fines de septiembre. Al día de hoy, son 186,000 las muertes.

El mes pasado, la proyección del IHME establecía que los fallecidos podrían llegar a 300,000 para comienzos de diciembre. El incremento que establece actualmente el modelo se explica en parte al aumento de casos de COVID-19 que se verán en el hemisferio Norte por la llegada del invierno.

En este nuevo modelo, el IHME realizó proyecciones para cada región del mundo, incluyendo datos hasta el 31 de agosto. El modelo utiliza la tasa de mortalidad por caso infectado (TLI), “la cual afecta sustancialmente el número de infecciones y defunciones estimadas en nuestro modelo, particularmente en los grupos de edad más jóvenes”, según explican.

El modelo establece tres escenarios:

  • El peor de los casos: el uso de mascarilla se mantiene a las tasas actuales y los gobiernos continúan relajando las normas de distanciamiento social. Hasta 4 millones de personas podrían morir hacia fines de año en todo el mundo.
  • El mejor de los casos: el uso de mascarilla se hace universal y los gobiernos imponen el distanciamiento social cuando la tasa de muertes excede las 8 por cada millón de habitantes. Podrían morir 2 millones de personas
  • El escenario más probable: las medidas de mitigación se mantienen sin cambios. Casi 3 millones de personas podrían morir hacia fines de 2020.  

[La OMS calcula que no habrá vacuna de uso generalizado contra el coronavirus antes de mediados de 2021]

Para Estados Unidos, en el escenario más probable se pronostica que unas 410,000 personas habrán muerto al 1 de enero de 2021. Eso es más del doble de las muertes actuales, que suman 186,800 según el Centro de Ciencias e Ingeniería de la Universidad de Johns Hopkins.

En el peor de los casos, las muertes podrían superar las 620,000. Incluso en el mejor de los escenarios, Estados Unidos sumará 100,000 muertes más que las que tiene actualmente.

[Estados Unidos supera los 5 millones de casos de coronavirus, con pocos signos de mejorar]

"A la fecha, el COVID-19 ha seguido patrones similares a los de la neumonía, y si esa correlación continúa, los países del norte pueden anticipar más casos hacia fines del otoño y en los meses de invierno", dice el reporte del IHME.

"Debemos aprender de aquellos líderes de naciones donde el virus ha sido contenido, o donde la segunda ola de infecciones ha ocurrido, y donde se tomaron acciones rápidas para prevenir la pérdida de vidas", advirtió el director del IHME, doctor Christopher Murray.

Modelo anticipa nuevos cierres de la economía

El modelo para la región de América pronostica también qué países “necesitan re-imponer mandatos” de cierres de la economía durante seis semanas, marcado por una mortalidad diaria mayor a 8 casos por cada millón de habitantes.

Entre ellos se proyecta que Perú, Colombia y Honduras deberán decretar cierres en septiembre; Costa Rica, México, Estados Unidos y Surinam en octubre; República Dominicana, Panamá y El Salvador, en noviembre. El resto de los países no requieren reestablecer mandatos antes del primero de diciembre.

[Tras la reapertura aumentaron los contagios, ¿hay posibilidades de un nuevo cierre de la economía?]

Para finales de 2020, se estima que ocho países de la región presenten más del 22% de su población infectada. México y Perú tendrán entre 33% y 39% y en Ecuador casi la mitad de sus habitantes se habrán contagiado. 

Si el uso del tapabocas alcanza al 95% de la población, se podrían salvar en la región 156,000 vidas para el 1 de enero, dice el reporte.