IE 11 is not supported. For an optimal experience visit our site on another browser.

Abbot dice que Texas está a punto de lograr la inmunidad al COVID-19, pero la evidencia no lo respalda

El gobernador dice que su cálculo se basa en "matemáticas simples", pero ignora una serie de factores sobre las vacunas y el número de casos que no han sido reportados. Además, el umbral de inmunidad colectiva del COVID-19 aún no se conoce.
/ Source: Telemundo

Por Brandon Mulder - Politifact

El gobernador Greg Abbott es optimista sobre la pandemia de COVID-19 en Texas, donde la cantidad de casos diarios ha caído un nivel que no veía desde septiembre.

La razón detrás de su optimismo, le dijo al presentador de Fox News Chris Wallace durante una entrevista el 11 de abril, se basa en "matemáticas simples".

"No estamos declarando la victoria en lo absoluto en este momento. Permanecemos muy atentos, cautelosos y proactivos en nuestra respuesta, pero hay una simple matemática detrás de la razón por la que seguimos teniendo éxito", dijo Abbott.

[Fauci prevé que la vacunación con Johnson & Johnson se reanude esta semana]

"Cuando sumas el número de vacunas que se están aplicando, así como toda la inmunidad adquirida de los tejanos que han estado expuestos y se han recuperado del COVID-19, significa, simplemente, que es mucho más difícil que el COVID se propague a otras personas en el estado de Texas".

Wallace le preguntó a Abbot: "¿Cree que ahora se tiene inmunidad colectiva en Texas?".

"Parece que podría estarse muy cerca de la inmunidad colectiva", respondió el gobernador.

Hasta el 12 de abril, alrededor de 5.8 millones de personas habían sido completamente vacunadas en Texas, cerca del 20% de la población del estado, según datos oficiales. Además, desde el comienzo de la pandemia el estado ha registrado alrededor de 2.8 millones de casos positivos o probables. Si restamos  los 50,000 casos que han resultado en muertes, el resto, alrededor de 2,75 millones de tejanos, se han recuperado de la infección y se presume que tienen algún nivel de inmunidad natural a futuras infecciones.

[Las vacunas funcionan: los CDC registran sólo 6,000 contagios entre las más de 75 millones de personas inmunizadas]

La cantidad de personas vacunadas más las que tienen inmunidad natural es de 8.55 millones, entre una población total de 29 millones. ¿Tienen estas cifras a Texas "muy cerca de la inmunidad colectiva"? Descubrimos que hay otros factores y advertencias que omitió Abbott en su ecuación, y que calcular el nivel de inmunidad de una población y su umbral de inmunidad colectiva es más que una simple cuestión matemática.

¿Cuál es el umbral de inmunidad colectiva?

En su entrevista con Wallace, Abbott dijo que aunque cree que Texas está "muy cerca" de la inmunidad colectiva, no sabe cuál es el umbral para llegar a ello. Los epidemiólogos coinciden en que esa cifra es como un objetivo en movimiento.

Definido de manera simple, el umbral de inmunidad colectiva es el porcentaje de una población que debe ser inmunizada contra una enfermedad, ya sea a través de infecciones o vacunas, para que la propagación disminuya. Cuanto más infeccioso es un contagio, mayor es su umbral.

[¿Usar dos mascarillas es mejor que sólo una para prevenir el coronavirus?]

El sarampión, por ejemplo, es una enfermedad altamente infecciosa y al menos tres veces más contagiosa que el COVID-19. El sarampión requiere un umbral de inmunidad colectiva de alrededor del 94%, lo que significa que el 94 de cada 100 personas deben ser inmunes a la enfermedad antes de que disminuya su tasa de transmisión. Esto, por lo general, se ha logrado mediante la aplicación masiva de vacunas.

El umbral de inmunidad colectiva del COVID-19 aún no se conoce. La mayoría de las estimaciones lo colocan entre el 60% y 70%, según la revista científica Nature. El doctor Anthony Fauci, asesor médico en jefe de la Casa Blanca y director del Instituto Nacional de Alergias y Enfermedades Infecciosas (NIAID), ha citado un rango de porcentajes que va cambiando a medida que se aprende más sobre el virus.

Al principio de la pandemia, Fauci dijo que el umbral estaba entre el 60% y el 70%. En diciembre, durante una entrevista de CNBC, el especialista citó cifras más altas, diciendo: "yo pensaría que se necesitaría entre 70, 75, tal vez 80%”.

[Vinculan a la vacuna de AstraZeneca al riesgo de desarrollar coágulos de sangre, ¿es segura?]

El doctor James McDeavitt, decano de asuntos clínicos del Baylor College of Medicine, comparte el optimismo de Abbott sobre el progreso de Texas hacia la inmunidad colectiva, pero dice que no podremos saber que hemos alcanzado la inmunidad colectiva hasta mucho después de haberla logrado.

"Hay muchas variables para lo que realmente constituye el umbral de inmunidad colectiva, y la realidad es que no creo que sepamos cuándo lo logremos hasta que miremos hacia atrás", dijo McDeavitt.

Si la vacunación continúa al ritmo actual, eventualmente Texas verá caer la tasa de nuevos casos diarios a niveles muy bajos. Solo cuando estos números permanezcan bajos durante tres o cuatro semanas, dice McDeavitt, los científicos podrían decir con seguridad que se superó el umbral de inmunidad colectiva.

Un grupo de personas con mascarillas y distancia social participaron de la misa de Pascua en la iglesia de San Bernardo de Claraval, en Dallas, Texas, el 4 de abril del 2021.Shelby Tauber/Reuters

"Pero no creo que nadie pueda hacer un cálculo y predecir cuándo sucederá", explicó.

Las "matemáticas simples" de Abbott

Abbott mencionó dos factores que contribuyen a la inmunidad de una población: el número de personas completamente vacunadas y el número conocido de personas que se han recuperado del COVID-19. Estas dos categorías suman 8.55 millones de personas, aproximadamente el 30% de la población de Texas.

Un portavoz de Abbott aclaró que el gobernador también incluía el "número real de recuperaciones", es decir, las personas que contrajeron COVID-19 pero que nunca se sometieron a la prueba y, por lo tanto, no se incluyeron en el recuento oficial de casos del estado. El funcionario citó la estimación de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC), de que en realidad solo se conoce una de cada 4,6 infecciones.

[¿Podemos contagiarnos de COVID-19 al bañarnos en una piscina?]

El CDC dice que los números de casos oficiales "probablemente representan solo una fracción del número real de casos que han ocurrido en la población". Hay una variedad de razones por las que los casos pueden pasar desapercibidos, incluidas las personas asintomáticas que nunca se enteraron de su infección y personas que sufrieron síntomas pero nunca buscaron atención médica.

Según el portavoz de Abbott, aplicar la estimación de los CDC a Texas significaría que otros 10 millones de casos no han sido detectados. Sumar ese total elevaría la tasa de inmunidad de Texas a alrededor del 60%, dijo el portavoz.

Los funcionarios del Departamento de Servicios de Salud de Texas no respondieron a las preguntas que solicitaban una evaluación del cálculo de Abbott.

Pero, aplicar la estimación de los CDC a Texas es solo una de varias formas de calcular el número desconocido de casos en la población, dijo Josh Michaud, director asociado de política de salud global de la Kaiser Family Foundation.

[¿Cómo pueden las vacunas del COVID-19 ser seguras, si se desarrollaron tan rápido?]

"Hay una parte importante de la población que ha adquirido inmunidad, se ha infectado y se ha recuperado", dijo. "¿Cuán grande es esa porción de la población? Eso es tema de debate", expresó.

Una encuesta de la Universidad de Texas tiene un enfoque diferente para estimar ese total. Calcula que el porcentaje de personas con anticuerpos de COVID-19 en el estado, es del 26%. Según esas estimaciones, alrededor de 5,1 millones de casos en Texas podrían no haber sido reportados. Eso fijaría la tasa de inmunidad de Texas en alrededor del 45%.

"Es una suposición, porque simplemente no tenemos toda la información al alcance de la mano", dijo Michaud. "Pero, al triangular a partir de diferentes encuestas, de diferentes modelos, se puede tener una idea de lo que estamos hablando aquí".

Hay otros factores que Abbott omite con su cálculo de "matemática simple". En primer lugar, hay una cantidad de personas que se contagiaron de COVID-19 y luego recibieron la vacuna, pero no hay forma de saber cuántas entran en ambas categorías, dijeron los expertos.

En segundo lugar, ninguna de las vacunas disponibles es 100% eficaz. Se informa que la vacuna Pfizer tiene una efectividad del 95%; la vacuna Moderna tiene una efectividad del 86%; y la vacuna de Johnson & Johnson de dosis única, ahora suspendida, tiene una eficacia del 72%. 

[¿Necesitaremos un pasaporte de vacunación del COVID-19 para viajar?]

Además, también existe incertidumbre sobre si las personas completamente vacunadas podrían transmitir el virus a otras personas.

"Esperamos que en los próximos cinco meses podamos responder a la muy importante pregunta sobre si las personas vacunadas se infectan asintomáticamente y si transmiten la infección a otras personas", dijo Fauci el 26 de marzo.

Estos factores, las personas que se vacunaron luego de recuperarse del COVID-19, y las personas a quienes la vacuna no protege, se restarían al nivel de inmunidad que estima Abbott, dijo Michaud.

Los funcionarios de salud también instan a cualquier persona que haya tenido COVID-19 a que se vacune, porque la adquisición de anticuerpos a través de una infección natural no ofrece tanta protección contra el virus o sus variantes. Tampoco está claro cuánto dura la inmunidad natural. Tomemos, por ejemplo, al presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, un escéptico del coronavirus al que se le ha diagnosticado COVID-19 tres veces.

"Nos estamos acercando a la inmunidad colectiva, sin importar cómo se defina, porque conforme pasa el tiempo estamos vacunando a más personas. Pero, ¿estamos ahí ahora? La respuesta probablemente sea no. Cuándo llegaremos allí y qué nivel debemos alcanzar, son todavía preguntas abiertas al debate”, dijo Michaud.

Nuestro veredicto

Abbott dijo que Texas "podría estar muy cerca de la inmunidad colectiva" durante una entrevista en Fox News. Dijo que basó su evaluación en "matemáticas simples", que es la cantidad de personas que han sido completamente vacunadas más las que tienen inmunidad natural, porque se han infectado y recuperado, y una cantidad estimada de personas que tuvieron el virus, pero no se hicieron la prueba. .

Aproximadamente 5,8 millones de personas habían sido completamente vacunadas en Texas hasta el 12 de abril, o sea el 20% de su población. Se desconoce el número total de personas que se han recuperado del COVID-19, aunque varias estimaciones muestran que oscila entre el 25% y el 40% de la población.

[¿Puede un negocio negarse a servirle a alguien que no use mascarilla?]

Sumar esos totales significaría que el nivel de inmunidad de Texas oscila entre el 45 y el 60%, mientras que se entiende que el umbral de inmunidad colectiva estaría entre el 60 y el 80%.

Sin embargo, otros factores se restarían del nivel de inmunidad del estado, como la fracción de personas que reciben una vacuna pero no lograron protección, o la superposición de personas que se recuperaron de una infección y luego recibieron una vacuna. Sin embargo, no hay estimaciones de cuántas personas caen en estas categorías, dijeron los expertos.

Por lo tanto, calificamos la afirmación de Abbott como falsa.