IE 11 is not supported. For an optimal experience visit our site on another browser.

Condenan a más de 6 años de prisión a un joven que conspiró para secuestrar a la gobernadora de Michigan

Los fiscales recomendaron una sentencia reducida para Ty Garbin, de 25 años, asegurando que cooperó con la investigación. Su abogado alegó que las restricciones sanitarias por el COVID-19 le hicieron perder dinero y lo llevaron a unirse al grupo de extremistas que planeó el secuestro.

Un hombre de Michigan, que admitió haber sido parte de la conspiración de un grupo extremista que planeaba secuestrar a la gobernadora Gretchen Whitmer en represalia por sus restricciones ante el avance del COVID-19, fue sentenciado este miércoles a más de seis años de prisión. 

Ty Garbin, de 25 años, es el único que se ha declarado culpable aunque más de una docena de personas se enfrentan a cargos estatales y federales a raíz del complot. Cinco de los acusados alegaron ser inocentes ante una corte federal e irán a juicio en octubre.

Robert Jonker, juez de distrito, condenó a Garbin a 75 meses de cárcel, más tres años de libertad condicional y una multa de 2,500 dólares.

Durante la audiencia, Garbin se disculpó con la gobernadora, quien no estuvo presente.

[Un plan contra la gobernadora de Michigan: un grupo es acusado de intentar secuestrar a Gretchen Whitmer]

“Primero, me gustaría aprovechar esta oportunidad para disculparme con la gobernadora Gretchen Whitmer y su familia”, dijo a la corte. “He tenido tiempo suficiente para reflexionar sobre mis acciones y nunca antes entendí lo que mis actos pudieron haberle causado a ella y a su familia. No puedo imaginar el estrés que les provoqué y estoy arrepentido”, aseguró. 

Garbin además pidió perdón a su familia y amigos.

“Nunca consideré el efecto emocional que mis acciones tendrían también en ellos. Me siento muy egoísta por no pensar antes en mi familiares que tanto significan para mí”, lamentó.

Dijo que está tratando de dejar de pensar de forma tan radical y que desea prevenir que otras personas sigan el camino que él tomó al participar en el complot.

El juez explicó que estaba otorgándole una sentencia menor que la estipulada en las pautas federales por las acciones concretas que demuestran que Garbin está dispuesto a asumir sus decisiones.

[Cuatro policías que defendieron el Capitolio del asalto de partidarios de Trump se han suicidado]

“Eso es lo más impresionante para mí, no solo sus palabras de que está abandonando ese camino, sino las cosas que ha hecho para demostrar que en realidad lo desea”, reconoció el magistrado.

Abogados gubernamentales admitieron que Garbin cooperó ampliamente con su investigación y les aportó una visión interna de la conspiración que, explicaron, evolucionó de planear ataques contra legisladores en el Capitolio al complot del secuestro de Whitmer que se llevaría a cabo el pasado otoño en su casa. 

Hace un año, cuando le informaron sobre la conspiración, la gobernadora aseguró: “Sabía que el trabajo sería duro, pero siendo honesta, nunca imaginé nada como esto”.

La gobernadora Gretchen Whitmer en Detroit, Michigan, el 31 de octubre de 2020 .Drew Angerer/Getty Images

Los fiscales explicaron que cuatro miembros de la milicia llamada Wolverine Watchmen se unieron con Adam Fox y Barry Croft Jr, para discutir el secuestro en lo que tildaron como “ejercicios de entrenamiento de campo”, que incluía usar armas y practicar cómo entrar a un edificio. 

[“Así es como voy a morir”: oficiales de policía reviven el violento asalto al Capitolio y comparten sus testimonios]

Los hombres vigilaron la casa de verano de Whitmer durante el día y, por la noche, discutían colocar explosivos bajo un puente para retrasar a las autoridades que respondieran al atraco, revelaron documentos de la corte. 

Los investigadores aseguraron que Fox propuso someter a Whitmer a un “juicio” o dejarla en un bote sin motor en medio del lago Michigan como una “declaración”.

Agentes federales y la policía estatal arrestaron a los sospechosos en octubre, cuando el FBI se preocupó porque una fuente infiltrada en el grupo estaba a punto de ser descubierta. La cooperación de Garbin, dijeron los fiscales, “llenó los vacíos” al recordar conversaciones y acciones que no mencionó su informante. 

Garbin se frustró con las restricciones impuestas por Whitmer para frenar la propagación del COVID-19 cuando sufrió una reducción de ingresos como mecánico, aseveró su abogado. Fue entonces cuando buscó a través de internet a otras personas molestas y descubrió a Wolverine Watchmen.

Las guías de sentencias federales proponen más de 17 años de prisión para este tipo de casos. El abogado de Garbin urgió al juez tomar en cuenta su cooperación y los fiscales propusieron nueve años. Sus abogados pidieron una sentencia menor que las establecidas como base. 

[El grupo paramilitar de Michigan también planeó atentar contra el gobernador de Virginia, según el FBI]

Tanto el Gobierno como la parte defensora coincidieron en que al declararse culpable y brindar información, Garbin se puso en peligro y podría enfrentar represalias de extremistas dentro de la prisión. 

“Garbin puso voluntariamente una diana en su espalda para empezar su redención”, aseguraron los fiscales.