IE 11 is not supported. For an optimal experience visit our site on another browser.

Qué son las peligrosas nevadas por efecto lago que golpean a millones en el Noreste

El Servicio Meteorológico avisa de que será “de difícil a imposible” viajar en auto por zonas afectadas debido a la falta de visibilidad.  Así se originan estas imprevisibles tormentas.

La nieve caída en las últimas horas en grandes ciudades del Noreste como Nueva York y Philadelphia rompió un récord, no por su abundancia, pese a que se registró más de una pulgada por ejemplo en Central Park, sino porque hacía casi 22 meses que no se registraba en esas cantidades (652 días en concreto en ese parque).

La culpa la tiene la primera tormenta de la temporada atribuida por los meteorólogos al efecto lago, que mantiene a millones de personas en alerta, sobre todo a los que pretendan viajar bajo el temporal en el área entre Nueva York, Ohio y Maryland, según advierte el Servicio Meteorológico Nacional (NWS, en inglés).

La tormenta puede dejar hasta 40 pulgadas de nieve en el norte de Nueva York y una sensación térmica bajo cero Fahrenheit en el Medio Oeste y Chicago (Illinois). Es allí, en la región de los Grandes Lagos, donde se originan estas nevadas, cuando el aire frío que llega de Canadá atraviesa esas aguas, que no solo no están congeladas sino que siguen relativamente cálidas, transfiriendo su humedad y calor a la parte inferior de la atmósfera. Ese aire luego asciende, forma nubes y crea una estrecha banda con hasta tres pulgadas de nieve por hora, según el Servicio Meteorológico Nacional.

La dirección del viento es un factor determinante para saber dónde caerán esas nevadas: una zona puede quedar cubierta en cuestión de horas mientras a pocas millas brilla el sol.

El frío llega también al sur

A pesar de que las advertencias de los expertos se han concentrado en el Noreste, también se prevén peligrosos chubascos de nieve al este del río Mississippi, donde la temperatura máxima estará hasta 20 grados por debajo de la media; y en ciudades del Sureste como Atlanta, Nueva Orleans y Tallahassee, con 50 grados Fahrenheit.

Además, las temperaturas se situarán entre los 30 y 40 grados en Nueva Inglaterra, en el Atlántico medio e incluso en las Carolinas; en el sureste de Texas y la costa del Golfo rondarán los 50 grados.

En la costa Oeste también se espera un frío poco habitual, con alerta de heladas hasta el jueves en áreas de California. “Estas condiciones matarán cultivos y otra vegetación, y pueden dañar tuberías al aire libre sin protección”, dijo la agencia meteorológica, que avisó de que "puede ser peligrosas para mascotas y personas vulnerables".