IE 11 is not supported. For an optimal experience visit our site on another browser.

El huracán Ida se acerca a Louisiana con fuertes vientos de categoría 4: más destructivos que los de Katrina

Marejadas ciclónicas mortales y daños catastróficos por los vientos sostenidos de 150 millas por hora son inminentes en las próximas horas, con más potencia que los del huracán Katrina que azotó la zona hace exactamente 16 años. Las autoridades urgen a zonas de la costa a resguardarse inmediatamente y advierten del peligro de inundaciones.
/ Source: Telemundo

Para la mañana de este domingo, Ida se había convertido rápidamente en un huracán categoría 4, y se ubicaba a tan solo 7 millas por hora (11 kph) de convertirse en categoría 5, la más destructiva en la escala.

Según el Centro Nacional de Huracanes (NHC por sus siglas en inglés), el sistema mantenía vientos de al menos 150 mph (241 kph), suficiente para arrancar los techos de las casas y los árboles de raíz. Con ráfagas de hasta 180 mph (290 kph), sería el huracán mas fuerte que ha golpeado al estado de Louisiana.

Por ello, el NHC emitió la alerta máxima de vientos cuando se trata de un huracán y advirtieron que los daños por vientos serán más fuertes que los del huracán Katrina.

El huracán Ida como categoría 4 acercándose a las costas de Lousiana el domingo en la mañana, 29 de agosto de 2021.
El huracán Ida como categoría 4 acercándose a las costas de Lousiana el domingo en la mañana, 29 de agosto de 2021. Centro Nacional de Huracanes (NHC)

[Cómo y cuándo debe prepararse para un huracán]

Una marejada ciclónica “extremadamente peligrosa” de 9 pies o más era “inminente”, según el NHC, en las áreas desde Burns Point, Louisiana, hasta Ocean Springs, Mississippi.  

La máxima autoridad en huracanes del país dijo que “es probable que se rebasen los diques locales fuera del Sistema de Reducción de Riesgo de Daños por Huracanes y Tormentas de la ciudad en áreas donde las inundaciones pueden ser mayores”. Nueva Orleans es especialmente vulnerable pues se encuentra bajo el nivel del mar.

También advirtieron que es probable que se produzcan daños catastróficos por el viento donde se acerque el ojo de Ida a lo largo de la costa sureste de Louisiana en las próximas horas, desde el domingo hasta la madrugada del lunes. Es probable que estos vientos provoquen daños extensos en los árboles y cortes de energía.

El NHC además emitió una “advertencia de viento extremo” para Houma, Bayou Cane y Estelle hasta las 10:45 am (hora del Centro) por “vientos huracanados extremadamente peligrosos”.

“¡Trate estos vientos extremos inminentes como si se acercara un tornado y muévase inmediatamente a una habitación interior o refugio AHORA!”, advirtió el NHC en su cuenta de Twitter.

Las fuertes lluvias desde hoy hasta el lunes en toda la costa central del Golfo, por todo el sureste de Louisiana, la costa de Mississippi, hasta el extremo suroeste de Alabama, resultarán en “considerables inundaciones repentinas y en zonas urbanas que amenazan la vida”. También se inundarán significativamente los ríos.

Puede seguir habiendo “inundaciones importantes en partes de los valles del Bajo Mississippi, Tennessee y Ohio hasta el miércoles”, dijo el NHC.

Las autoridades le pidieron a los residentes terminar los preparativos para las probables consecuencias catastróficas que pueda tener Ida. 

La mente de muchos está en el huracán Katrina, que golpeó la zona precisamente hace 16 años este mismo domingo, dejó más de 1,800 muertos, incalculables daños al medio ambiente y millonarias pérdidas económicas. Katrina era categoría 3, Ida hasta ahora es 4.

Ida pondrá a prueba la infraestructura de contención construida tras ese desastre, que hasta ahora ha superado el paso de tormentas y huracanes, pero ningún fenómeno meteorológico ha sido tan potente como el que impactará en las próximas horas.

Muchas localidades abrieron refugios para albergar a la población desplazada sitios que suman un riesgo añadido a la propagación del virus: la baja tasa de vacunación en el estado y la variante delta hacen temer un repunte de las infecciones de COVID-19 en medio del caos por Ida, en una región que ya sufre el aumento de los casos.

[Nueva Orleans ordena evacuaciones ante la llegada de Ida, un huracán de categoría 4 más potente que Katrina]

Los hospitales de Nueva Orleans tienen prácticamente todas sus camas ocupadas y los centros médicos de otras zonas también tienen poca capacidad para recibir pacientes evacuados.

Un gran número de personas han evacuado las zonas costeras. La Interestatal 10 a la altura de Nueva Orleans vivió importantes atascos el sábado y se veían largas colas en las gasolineras.

Pero la alcaldesa de Nueva Orleans, LaToya Cantrell, reconoció que era imposible ordenar la evacuación de los 390,000 residentes de la ciudad por lo rápido que se está fortaleciendo Ida. "El tiempo simplemente no está de nuestro lado. No queremos que haya gente en las carreteras y, por lo tanto, en mayor peligro", explicó.

Largas colas de vehículos se dirigen lentamente hacia el este por los tramos gemelos de la Interestatal 10 que salen de Nueva Orleans, mientras que solo un goteo de automóviles se dirige hacia el oeste de regreso a la ciudad antes de que el huracán Ida to
Largas colas de vehículos se dirigen lentamente hacia el este por los tramos gemelos de la Interestatal 10 que salen de Nueva Orleans, mientras que solo un goteo de automóviles se dirige hacia el oeste de regreso a la ciudad antes de que el huracán Ida toque tierra en Nueva Orleans, el sábado 28 de agosto de 2021.AP Photo / Matthew Hinton

Sin embargo, los residentes fuera del sistema de protección de diques están bajo una orden de evacuación obligatoria, subrayó, al igual que los de Venetian Isles y otras partes de la ciudad fuera de este mecanismo contra huracanes.

El gobernador de Louisiana declaró el estado de emergencia por la llegada del huracán. "Para el sábado por la noche, todos deberían estar en el sitio donde planean pasar la tormenta", advirtió John Bel Edwards.

El presidente, Joe Biden, aprobó una declaración federal de emergencia para el estado. La vocera de la Casa Blanca, Jen Psaki, dijo que FEMA (Agencia Federal para el Manejo de Emergencias) tiene previsto enviar cerca de 150 miembros del personal médico y casi 50 ambulancias a la costa del Golfo para ayudar a los hospitales.

Edwards también anunció que las autoridades están buscando habitaciones de hotel para evacuados, para que menos personas tengan que permanecer en refugios saturados. Durante la temporada de huracanes del año pasado, el estado encontró habitaciones para 20,000 personas, señaló.

Unas 5,000 tropas de la Guardia Nacional han sido movilizadas en 14 parroquias estatales para participar en trabajos de búsqueda y rescate, mientras que 10,000 trabajadores del tendido eléctrico están preparados para responder a los posibles cortes en el suministro eléctrico, que pueden ser prolongados.