IE 11 is not supported. For an optimal experience visit our site on another browser.

Detectan un asteroide 'asesino de planetas' cerca de la Tierra que hasta ahora estaba oculto por el resplandor del Sol

Un choque "tendría un impacto devastador en la vida tal y como la conocemos”, advierten astrónomos, “sería un evento de extinción masiva como no se ha visto en millones de años”.

Un equipo de astrónomos ha detectado tres asteroides cercanos a la Tierra que no habían sido vistos antes debido al resplandor del Sol.

Uno de ellos, bautizado 2022 AP7, tiene 0.9 millas de diámetro (1.5 kilómetros) y es el mayor objeto potencialmente peligroso para la Tierra que se ha descubierto en los últimos ocho año ya que su órbita se cruza con la de la Tierra, aseguraron en un comunicado.

Los asteroides se encuentran dentro de las órbitas de la Tierra y Venus y fueron descubiertos en un área donde es particularmente difícil detectar objetos mediante telescopio debido al brillo del Sol, según el estudio publicado en la revista The Astronomical Journal.

“Hasta ahora hemos encontrado dos grandes asteroides cercanos a la Tierra de más de un kilómetro [0.6 millas] de diámetro, un tamaño que los convierte en asesinos de planetas”, explicó Scott S. Sheppard, del Laboratorio de la Tierra y los Planetas del Instituto Carnegie para la Ciencia y autor principal del artículo.

[La NASA estrellará una sonda contra un asteroide para probar un plan que algún día podría salvar a la Tierra]

Un asteroide de ese tamaño o mayor "tendría un impacto devastador en la vida tal y como la conocemos" en caso de chocar contra la Tierra, advirtió Sheppard, “sería un evento de extinción masiva como no se ha visto en millones de años”.

De acuerdo con Sheppard, es probable que sólo queden unos pocos asteroides cercanos a la Tierra con tamaños similares por encontrar, y probablemente también dentro de las órbitas de la Tierra y Venus.

“Hasta la fecha sólo se han descubierto unos 25 asteroides con órbitas completamente interiores a la de la Tierra debido a la dificultad de observar cerca del resplandor del Sol”, afirmó.

Encontrar asteroides en el Sistema Solar interior supone un enorme reto de observación, explican los científicos, ya que sólo disponen de dos breves ventanas de 10 minutos cada noche para estudiar esa zona y tienen que lidiar con un cielo de fondo brillante por el Sol.

[Este estudiante de Campeche fue acogido por un novedoso proyecto de la NASA]

Además, estas observaciones están muy cerca del horizonte, lo que significa que los astrónomos tienen que observar a través de una gruesa capa de la atmósfera, que puede empañar y distorsionar.

Descubrieron estos tres nuevos asteroides gracias a un generador de imágenes de campo amplio de mayor rendimiento del mundo, lo que les permitió captar grandes áreas del cielo con sensibilidad.

“Se necesitan grandes áreas de cielo porque los asteroides interiores son raros, y se necesitan imágenes profundas porque su brillo es débil y lucha contra el brillante cielo crepuscular cerca del Sol, así como el efecto distorsionador de la atmósfera”, señaló Sheppard.

Esta ilustración representa un asteroide que orbita más cerca del sol que la órbita de la Tierra
Esta ilustración representa un asteroide que orbita más cerca del sol que la órbita de la TierraDOE/FNAL/DECam/CTIO/NOIRLab/NSF/AURA/J. da Silva/Spaceengine

Además de detectar asteroides que podrían suponer una amenaza para la Tierra, esta investigación busca comprender la distribución de los cuerpos pequeños en el Sistema Solar.

El equipo espera encontrar más asteroides asesinos de planetas en los próximos dos años. Los científicos creen que hay unos 1,000 objetos cercanos a la Tierra de más de un kilómetro de tamaño, y los estudios de la última década han encontrado alrededor del 95%.