IE 11 is not supported. For an optimal experience visit our site on another browser.

Cómo la muerte de George Floyd empezó a "cambiar el mundo"

Su fallecimiento a manos de la policía provocó protestas multitudinarias y reformas legales, pero ¿realmente será suficiente?
/ Source: Telemundo

George Floyd murió el 25 de mayo, después de que un policía de Minnesota presionara una pierna contra su cuello por más de ocho minutos. Después de que la pandemia del coronavirus encerrara a todo el país en sus casas, la muerte de Floyd sacó a las calles a millones de personas para protestar contra la brutalidad policial, históricamente más devastadora sobre la población negra.

“Mi papá cambió el mundo”, dijo Gianna, la hija de seis años de Floyd.

Roxie Washington besa a Gianna Floyd, hija de George Floyd, durante su funeral en la iglesia The Fountain of Praise.AP

La muerte de George Floyd

La policía de Minneapolis (Minnesota) recibió una llamada al 911 de un empleado de una tienda de conveniencia, quien alertó que un hombre, en aparente estado de ebriedad y fuera de control, había comprado una cajetilla de cigarrillos con un billete falso de 20 dólares. Cuando los oficiales llegaron al lugar, obligaron al hombre a bajar de su vehículo e intentaron subirlo a una patrulla.

El hombre era George Floyd, de 43 años, quien acababa de perder su empleo en un restaurante debido a la pandemia del coronavirus. De acuerdo con documentos revisados por el diario The New York Times, Floyd resistió subirse a la patrulla, alegando ser claustrofóbico. Aunque los oficiales lograron meterlo al asiento trasero del vehículo, el policía Derek Chauvin lo sacó, sin una razón aparente, y lo inmobilizó en el piso.

Videos grabados por cámaras de seguridad y por testigos que se encontraba en la escena muestran que Chauvin presionó su rodilla sobre el cuerpo de Floyd durante más de ocho minutos. “¡No puedo respirar!”, repitió Floyd en 16 ocasiones, mientras otros dos oficiales presionaban su torso y piernas.

Finalmente, George Floyd perdió la conciencia y falleció en la ambulancia. Chauvin siguió presionando su rodilla sobre el cuello de Floyd dos minutos después de que quedara inconsciente.

Una autopsia independiente concluyó que Floyd falleció debido a presión sostenida sobre su cuello y espalda, que cortó la circulación de sangre hacia su cerebro. Un médico forense en Minnesota también dictaminó que el paro cardiopulmonar fue causado por presión en el cuello.

“Para George Floyd, la ambulancia fue su coche fúnebre. Sin lugar a dudas, estaría vivo hoy si no fuera por la presión aplicada en su cuello por el oficial Derek Chauvin y la tensión en su cuerpo por parte de dos oficiales adicionales arrodillándose sobre él”, dijo el abogado de la familia, Ben Crump.

Chauvin, de 44 años, fue acusado de homicidio en segundo grado no intencional y puesto en libertad condicional tras pagar una fianza de un millón de dólares.

Los agentes Tou Thao, Thomas Lane y J. Alexander Kueng fueron acusados como cómplices, con cargos de ayuda e incitación en un homicidio de segundo grado.

Los policías Derek Chauvin, J. Alexander Kueng, Thomas Lane y Tou Thao, acusados por el homicidio de George Floyd.AP

Protestas contra la brutalidad policial

Un día después de la muerte de Floyd, cientos de personas se manifestaron alrededor de una estación de la policía de Minneapolis. Para el 6 de junio, medio millón de personas protestaban en 550 lugares del país. Según distintas encuestas, entre 15 y 26 millones de personas en total se unieron a las manifestaciones.

Desde el principio, algunas de las protestas inicaban pacíficas y después se tornaban violentas. En la segunda noche de manifestaciones en Minneapolis, un hombre murió por disparo de bala, mientras que varias tiendas fueron saqueadas e incendiadas.

Videos tomados por testigos durante varias protestas muestran a policías en ciudades como Nueva York abusando del uso de la fuerza en contra de manifestantes. Según el Comité de Protección de Periodistas, 291 periodistas a cargo de cubrir las manifestaciones fueron detenidos o atacados por la policía.

Las protestas avivaron otros casos de excesivo uso de la fuerza policial, como la muerte de Breonna Taylor, quien fue tiroteada cuando dormía en su casa durante una redada policial por drogas en la que nada tenía que ver. Un policía fue despedido en relación con su muerte.

La lucha contra la discriminación racial llevó hasta las estatuas de figuras históricas consideradas racistas, relacionadas con la esclavitud o con la opresión de minorías. El intento de derribar una estatua en Albuquerque de un conquistador acabó en un tiroteo, y varias personas fueron detenidas en Miami fueron detenidas tras intentar retirar una estatua de Cristóbal Colón. Otras fueron decapitadas o vandalizadas.

Sobre la petición de retirar la estatua del expresidente Theodore Roosevelt, el presidente, Donald Trump, dijo que le parecía “ridículo”.

La policía utiliza irritantes químicos para dispersar a manifestantes en Portland, Oregon.AP

¿Qué cambió después de la muerte de Floyd?

A lo largo de las protestas, Trump mantuvo su apoyo a las policías. Aseguró falsamente que los manifestantes eran violentos y que “sin policía hay caos”. En junio, anunció una orden ejecutiva con una reforma policial que prohíbe el estrangulamiento “salvo en casos de vida o muerte”.

Sin embargo, la reforma solo incentiva a aplicar mejores prácticas policiales, no obliga a su aplicación. El presidente también se rehusó a quitar fondos o desmantelar departamentos de policía.

Los departamentos de policía de Minneapolis, Nevada, Texas y Washington D.C. también prohibieron el uso del estrangulamiento durante la detención, y las redadas policiales no anunciadas fueron suprimidas en Louisville, donde murió Breonna Taylor.

La policía de Nueva York anunció que desmantelará una unidad anticrimen de 600 agentes que actúan por las calles de paisano. Por su parte, el fiscal general de California, Xavier Becerra, presentó propuestas para reformar prácticas policiales en el estado.

Si bien todas las modificaciones necesarias para acabar con la discriminación racial sistémica aún están lejos, el movimiento impulsado desde la muerte de Floyd ha provocado un mayor debate sobre el racismo en la vida diaria de los estadounidense.

Medios de comunicación como The New York Times y The Philadelphia Inquirer despidieron a editores después de publicar textos que provocaron gran controversia entre empleados y lectores. Algunas compañías también han iniciado cambios para añadir mayores personas negras a sus filas: por ejemplo, el cofundador de Reddit, Alexis Ohanian, se retiró de la junta directiva de su compañía para que su lugar sea ocupado por una persona negra, según Business Insider.

Un manifestante y un policía se toman de la mano durante un enfrentamiento en una protesta por la muerte de George Floyd.AP

Por otra parte, la ciudadanía se ha vuelto mucho más vigilante sobre casos de discriminación racial. Una base de datos pública, a cargo del abogado T. Gregg Doucette y el matemático Jason Miller, recopila todos los casos de brutalidad policial registrados en el país. Videos virales como el de una mujer que llamó al 911 porque un hombre negro le pidió poner una correa a su perro reciben más atención, y llevan a consecuencias reales.

La muerte de Floyd rebasó así el tema de la brutalidad policial y puso el foco en la discriminación racial y en la forma que ésta se ha diseminado a través de la justicia, el entretenimiento y en el día a día de la sociedad estadounidense.

Con información de The New York Times, BBC News, Comité de Protección de Periodistas, Business Insider.