Trump usa mascarilla tras meses de resistencia, mientras los hospitales colapsan en la frontera entre Texas y México

Esta semana se ha registrado la mayor cantidad de muertes en Texas (95) desde que comenzó la pandemia de coronavirus. En los condados fronterizos los hospitales están saturados y carecen de respiradores: los pacientes más graves esperan ser trasladados a otros estados.

Suscríbete al Email de Noticias Telemundo

Todos los días, las últimas noticias directamente en tu correo electrónico
SUBSCRIBE

Estados Unidos ha registrado en las últimas semanas repuntes de récord de casos de coronavirus. El país ha reportado más de tres millones de casos positivos y más de 134,000 muertes, según las estadísticas más recientes.

Estas son las noticias más destacadas de este sábado 11 de julio de 2020:

Tras meses de resistencia, Trump usa una mascarilla en público

Este sábado finalmente el presidente Donald Trump siguió los consejos de los expertos y usó un tapabocas durante su visita al hospital militar Walter Reed en Bethesda, Maryland.

Aunque habían surgido fotos antes de Trump usando una mascarilla, esta es la primera vez que se le ve en público abiertamente con el tipo de cobertura facial que recomiendan los expertos en salud para prevenir la propagación del coronavirus.

Trump voló al hospital militar a las afueras de Washington para reunirse con miembros del Ejército internados y con proveedores de atención médica que atienden a pacientes con COVID-19.

Cuando salió de la Casa Blanca, le dijo a los periodistas: "Cuando estás en un hospital, especialmente ... creo que se espera que uno use una máscarilla".

Andrew Bates, portavoz del exvicepresidente Joe Biden, y precandidato presidencial demócrata, aseguró en un comunicado que Trump "pasó meses ignorando los consejos de los expertos médicos y politizando el uso de la mascarilla, una de las cosas más importantes que podemos hacer para prevenir la propagación del virus".

"En lugar de asumir la responsabilidad y liderar, desperdició cuatro meses en los que los estadounidenses han estado haciendo sacrificios, alimentando las divisiones y desalentando activamente a la gente a dar un paso muy básico para protegerse unos a otros", añadió.

Bate señaló que, por el contrario, Biden ha "dado el ejemplo" al utilizar cubrebocas en público.

Hospitales colapsan en la frontera entre Texas y México

Las alarmas por la emergencia sanitaria del coronavirus se mantienen disparadas en Texas, donde este viernes se ha superado por primera vez la cifra de 10,000 enfermos de COVID-19 hospitalizados, según la agencia de noticias The Associated Press. La última semana ha sido hasta el momento la más mortífera en el estado, con 95 muertes nuevas reportadas solo el viernes.

Una de las últimas señales de la gravedad de la situación es el colapso de hospitales en condados fronterizos con México, alertan autoridades locales. 

"Hace varios meses, advertí de un posible tsunami si no nos íbamos a tomar esto más en serio", dijo Richard Cortez, juez del condado de Hidalgo, el principal funcionario en uno de los condados más grandes de la frontera. Desde el lunes, al menos 31 personas murieron debido a COVID-19, más que en Houston o San Antonio. "El tsunami está aquí", remarcó. 

En el condado rural de Starr, que tiene un solo hospital pero ninguna unidad de cuidados intensivos, el juez Eloy Vera dijo el viernes que solo había dos respiradores y que el director de salud local estaba llamando por todo el país en busca de lugares a dónde enviar a sus pacientes más graves. “No hay hospitales en Texas que los acepten, por lo que estaba considerando enviarlos a Nueva York”, agregó Vera. 

Otra área de Texas en grave dificultad por el avance del coronavirus es Houston. Los hospitales de esa ciudad se han visto obligados a tratar a cientos de pacientes con COVID-19 en sus salas de urgencias, a veces durante varias horas o varios días, mientras se esfuerzan por desocupar camas adicionales de la sala de cuidados intensivos, según información obtenida por NBC News, cadena hermana de Telemundo, y ProPublica.

Los 12 hospitales más saturados de la región están notificando cada vez más a los servicios de urgencias de que no están seguros de poder aceptar a nuevos pacientes. Estos están llegando a un ritmo casi tres veces mayor que hace un año, según los datos revisados por dichos medios. 

Hace casi una semana, autoridades locales de las ciudades de Houston y Austin, en Texas, pidieron al gobernador Gregg Abbot que les permita decretar una orden de permanecer en casa a sus residentes, tras el dramático repunte de casos que atribuyeron, en gran medida, a la reapertura del estado.

Con información de AP y NBC News.

Reabre Disney World en medio del repunte de casos en Florida

“El lugar más mágico del mundo” reabre sus puertas tras casi cuatro meses, con nuevas reglas para ayudar a evitar la propagación del COVID-19. Magic Kingdom y Animal Kingdom de Walt Disney World reabrirán el sábado, mientras que Epcot y Disney's Hollywood Studios lo harán cuatro días después.

Esto en medio de un enorme repunte de infecciones en Florida en las últimas semanas. Muchas ciudades y condados han reimpuesto recientemente restricciones que se levantaron en mayo, cuando el número de casos parecía bajar.

Todos los parques de Disney en Orlando cerraron a mediados de marzo para frenar la propagación. Universal Orlando y SeaWorld Orlando cerraron al tiempo, pero reabrieron hace varias semanas tras implementar medidas similares para proteger del virus a clientes y trabajadores.

Las nuevas medidas de Disney incluyen el uso obligatorio del cubrebocas y distanciamiento social. Los visitantes necesitarán hacer una reserva para entrar al parque y no se les permitirá visitar más de uno. Tanto clientes como empleados tendrán que tomarse la temperatura antes de entrar. Los espectáculos de pirotecnia y desfiles fueron suspendidos para evitar las grandes concentraciones de personas. 

Disney ha reabierto sus parques en todo el mundo en los últimos dos meses. 

Con información de AP.

Trump asegura que usará mascarilla tras meses resistiéndose a hacerlo

Los mensaje del presidente, Donald Trump, en torno al uso de la mascarilla han sido hasta ahora confusos y contradictorios. Médicos y expertos han insistido en la necesidad de usarla para combatir la propagación de coronavirus, pero el mandatario se había rehusado desde el inicio de la pandemia a ponérsela en público.

Cada vez más estados insisten en su uso y ahora parece que Trump ha cedido en utilizarla.

“¿Es difícil para usted ponerse una mascarilla?”, le preguntó a Trump este viernes en Miami (Florida), el periodista de Noticias Telemundo, José Díaz-Balart, en entrevista exclusiva.

“No, no es difícil para nada”, dijo Trump, y señaló que la usará este sábado en el hospital militar Walter Reed, en Maryland, ya que, “cuando uno está en un hospital debe definitivamente usar una mascarilla”.

Dijo además que verá a algunos trabajadores que están luchando contra el COVID-19.

Pese al repunte de casos en varios estados del país, el presidente negó que Estados Unidos esté perdiendo la guerra contra el COVID-19. “Estamos ganando la guerra. Hay varias áreas que se han exacerbado y en un tiempo van a estar bien”, dijo antes de arremeter, nuevamente, contra China.

Médicos revisan tejidos de fallecidos para encontrar patrones y prevenir escenarios futuros de la pandemia

El doctor Matija Snuderl, neuropatólogo del Centro Médico Langone de la Universidad de Nueva York, y un grupo de médicos de todo el país, ha pasado los últimos meses analizando muestras de sangre y tejido recogidas de los cuerpos de los recién fallecidos por COVID-19, en busca de los primeros casos.

"En este momento, es fundamental comprender mejor la propagación silenciosa que estaba ocurriendo antes de que el brote comenzara oficialmente [en Nueva York]", aseguró Snuderl a NBC News, cadena hermana de Telemundo.

Los médicos trabajan para entender mejor la trayectoria temprana del virus con la esperanza de descubrir patrones no vistos que puedan ayudar a tomar mejores decisiones de salud pública y prevenir escenarios futuros de la pandemia.

Gilson y su equipo han realizado pruebas de anticuerpos en 350 personas fallecidas. Cerca del 3% dieron positivo, pero las pruebas adicionales en muestras de tejido extraídas de los mismos cuerpos dieron negativo. Por tanto, creen que las pruebas de anticuerpos fueron falsos positivos.

"Estos resultados indican que el número de personas infectadas en nuestra comunidad es todavía relativamente bajo", precisó Gilson.

Equipos de Washington, Nevada, Nuevo México, Massachusetts e Illinois también están reexaminando muestras de sangre y tejidos para identificar cualquier caso potencial de COVID-19 que se haya pasado por alto.

Snuderl, de NYU Langone, está convencido de que el virus se estaba propagando en Nueva York mucho antes de que se anunciara el primer caso oficial el 1 de marzo. Su teoría fue reforzada por un reciente hallazgo de los investigadores del Hospital Mount Sinai de que algunos neoyorquinos tenían anticuerpos contra el COVID-19 presentes en su sangre más de una semana antes de que se anunciara el primer caso en la ciudad de Nueva York.

"No podemos retroceder en el tiempo, no podemos retroceder el reloj y no podemos cambiar lo que pasó", dijo Snuderl, "pero creo que definitivamente nos ayudará a prepararnos para la próxima pandemia".

Con información de NBC News.

California planea liberar a 8,000 prisioneros para aliviar la crisis del coronavirus

Mientras California registra un repunte de casos de COVID-19 y de muertes, cerca de 8,000 prisioneros del estado podrán ser liberados antes de lo previsto para detener la propagación de COVID-19 dentro de las prisiones estatales. Más de la mitad de las liberaciones están previstas para finales de mes. Así lo anunciaron el viernes los principales asesores del gobernador, Gavin Newsom, que ofrecieron pruebas de las terribles condiciones de salud en varias prisiones.

Más de 2,300 prisioneros han dado positivo por COVID-19, según los oficiales del estado. Se han reportado aumentos significativos en la Institución para Hombres de California, en la ciudad de Chino, y en la Prisión Estatal de San Quintin, en el Condado de Marin. Al menos 31 prisioneros han muerto por enfermedades relacionadas con COVID-19.

Los funcionarios del Departamento de Correcciones y Rehabilitación de California dijeron que hasta 8,000 prisioneros podrán ser candidatos para ser liberados de manera temprana a finales de agosto.

El lunes, el principal oficial médico del sistema de prisiones estatales fue destituido de su cargo tras las críticas sobre los traslados de reclusos que se cree que han provocado un problema de coronavirus mucho mayor en las prisiones que el que existía esta primavera. Newsom aseguró entonces que los prisioneros de Chino no deberían haber sido transferidos, y que la responsabilidad recaía en la agencia de salud de la prisión supervisada por los jueces federales desde 2005.

Con información de Los Angeles Times.

Lea También:

La mascarilla, objeto de una peligrosa disputa entre Trump y sus adversarios políticos

Estas son las mascarillas no médicas más eficaces para evitar la propagación del COVID-19, según un estudio

La nueva ola del coronavirus también castiga sobre todo a los latinos: uno de cada tres casos afecta a hispanos