La participación electoral en Georgia aumentó a pesar de los problemas durante la votación

Los demócratas emitieron cerca de un millón de votos en las primarias del Senado, más del triple que en las primarias de 2016. "Una gran mayoría de los votos fueron emitidos por correo", según un experto.

Suscríbete al Email de Noticias Telemundo

Todos los días, las últimas noticias directamente en tu correo electrónico
SUBSCRIBE

Por Dareh Gregorian - NBC News

La participación demócrata en las primarias de Georgia celebradas el pasado martes se disparó, con tres veces más votos emitidos en las primarias del Senado que en 2016, a pesar de los problemas masivos en las cabinas de votación.

Con un recuento del 91% de los votos hasta el viernes, casi 960,000 ciudadanos habían votado en la carrera primaria del Senado demócrata ganada por Jon Ossoff, en comparación con 310,000 que votaron en la primaria del Senado en 2016.

La participación demócrata también fue más alta de lo que fue en las elecciones primarias de gobernador en 2018, donde se emitieron 550,000 votos.

[La votación por correo y otros desafíos de elegir un presidente en un año de pandemia]

"Fue una participación extraordinariamente alta para unas primarias, mucho más allá de lo que hemos en otras ocasiones", señaló a NBC News Alan Abramowitz, profesor de ciencias políticas en la Universidad Emory de Atlanta.

"La conclusión es que, a pesar de todos los problemas en las urnas del martes, parece que hubo un gran aumento en la participación respecto a 2018, especialmente en el lado demócrata", explicó Abramowitz. "Y más de 900,000 votos emitidos en las primarias del Senado demócrata superan los 310,000 votos emitidos en las primarias del Senado demócrata de 2016", agregó.

Los grupos de derechos de voto han calificado las primarias del martes como un desastre, con votantes en todo el estado, particularmente en los condados donde la mayoría de los residentes no son blancos, que enfrentaron problemas que incluyen largas filas, problemas con las máquinas de votación y falta de boletos disponibles.

El secretario de Estado Brad Raffensperger, republicano, anunció que estaba iniciando una investigación sobre los problemas "inaceptables", de los que culpó a los funcionarios electorales locales en la mayoría de los condados minoritarios.

Esos funcionarios culparon a Raffensperger, diciendo que la responsabilidad de entrenar, preparar y equipar al personal electoral para lidiar con la nueva maquinaria electoral utilizada el martes era suya.

"Cada uno intenta culpar al otro, pero creo que ambos son realmente responsables de muchos de los problemas", opinó Abramowitz, señalando que Raffensperger seleccionó las nuevas máquinas de votación, pero los funcionarios locales tenían el deber de asegurarse de que su encuesta los trabajadores sabían cómo usarlas, un esfuerzo que la oficina del secretario de estado debe supervisar.

Agregó que algunas de las dificultades probablemente eran inevitables porque se habían abierto menos lugares de votación y varios trabajadores electorales habían renunciado debido a la pandemia de coronavirus.

Abramowitz atribuye el aumento en el voto general a Raffensperger, debido a su decisión de enviar por correo a cada votante activo registrado una solicitud para una boleta de votación por correo y alentar a los ciudadanos a votar así. El estado también tuvo votación anticipada.

Los detalles exactos de cómo los votantes emitieron su voto aún no están disponibles, pero Abramowitz dijo que "una gran mayoría de los votos fueron emitidos por correo".

El presidenteTrump se ha quejado de un esfuerzo similar para enviar a los votantes solicitudes de voto en ausencia en Michigan, donde tanto el gobernador como el secretario de Estado son demócratas.

La participación de los republicanos no fue tan alta en las primarias, pero no hubo candidaturas disputadas en todo el estado. El actual senador David Perdue, que se postuló sin oposición, recibió alrededor de 457,000 votos. En las primarias presidenciales, que el estado generalmente celebra en una fecha diferente a las elecciones estatales, pero se celebró en la misma fecha este año debido a la pandemia, Trump se presentó sin oposición y obtuvo alrededor de 866,000 votos.

Más de 1.2 millones de republicanos votaron en las primarias presidenciales disputadas del estado en 2016, que Trump ganó con poco más de 500,000 votos.

Del lado demócrata, más de 870,000 votaron en 2020, en comparación con más de 761,000 en 2016. El exvicepresidente Joe Biden ganó el estado con más de 741,000 votos, mientras que Hillary Clinton ganó el estado con aproximadamente 543,000 votos en 2016.

Lea también:

Cinco falsedades en los ataques de Trump al voto por correo, que será clave en noviembre por el coronavirus

Qué sucede si Trump y Pence se contagian de coronavirus y no pueden gobernar: su gran rival asumiría la presidencia