La Organización Mundial de la Salud declara al coronavirus como el "enemigo público número uno" del mundo

Especialistas advierten que si el virus no se contiene, podría contagiar al 60% de la población mundial. Mientras tanto, varios cruceros se mantienen en cuarentena.