Tres oficiales detenidos por la fuga de narcotraficantes en México: "El dinero es la mamá y el papá del diablo"

Los prófugos y presuntos integrantes del cártel, uno de los cuales puede ser operador financiero de los hijos de El Chapo, escaparon con ayuda de funcionarios, según las autoridades mexicanas.

Suscríbete al Email de Noticias Telemundo

Todos los días, las últimas noticias directamente en tu correo electrónico
SUBSCRIBE

Por Noticias Telemundo

Después de declarar que hubo "evidente colusión" en la fuga de tres reos acusados de narcotráfico en Ciudad de México, las autoridades detuvieron a varios custodios de la prisión por sospecha de haber asistido en el escape.

Los tres detenidos por la Fiscalía, de acuerdo con medios locales, ya confesaron que ayudaron con la fuga de Luis Fernando Meza González, Víctor Manuel Félix Beltrán y Yael Osuna Navarro, quienes se encontraban en el Reclusorio Preventivo Varonil Sur por diversos cargos de narcotráfico para el Cártel de Sinaloa y de lavado de dinero en México.

Félix Beltrán incluso ha sido señalado de ser el operador financiero y prestanombres para los hijos de Joaquín Guzmán, apodado El Chapo, el exdirigente del Cártel de Sinaloa que ahora se encuentra en la cárcel de máxima seguridad estadounidense ADX Florence. Dos de los hijos de El Chapo, Iván Archivaldo Guzmán y Ovidio Guzmán, ahora están entre los codirigentes del cártel.

Las autoridades de Ciudad de México declararon poco después de la fuga, la mañana del 29 de enero, que sospechaban de entre seis y 10 trabajadores de la cárcel, pues al conocerse del escape se descubrió que todas las puertas de seguridad para la salida, cinco esclusas, habían sido abiertas tal que los reos salieron caminando. Después los prófugos tomaron un transporte oficial del reclusorio y ese vehículo incluso regresó al penal, según describieron autoridades a partir del video de seguridad.

"La evasión de un interno de este centro no se puede realizar si no hay participación de servidores públicos", dijo la Secretaria de Gobernación capitalina, Rosa Icela Rodríguez. Más de 20 personas han rendido declaración en la fiscalía, dijo la ministra.

Además de estar acusado en México, Félix Beltrán enfrentaba la extradición a Estados Unidos por cargos de tráfico de heroína. Meza González estaba acusado de traficar drogas a territorio estadounidense, mientras que Osuna Navarro estaba acusado de lavado de dinero, asociación delictuosa y distribución de drogas en Estados Unidos.

A pesar de los cargos federales en México y la extradición, los tres estaban en un reclusorio municipal y de mediana seguridad por órdenes de jueces, lo que autoridades de Ciudad de México recriminaron.

El Reclusorio Preventivo Varonil Sur, en Ciudad de México, es una prisión de mediana seguridad. 

Rodríguez, la secretaría de Gobernación, dijo que se había solicitado trasladar a los tres hombres escapados a cárceles con mayores niveles de seguridad porque en las cárceles capitalinas no hay condiciones para mantener a prisioneros que requieren más vigilancia.

Y es que hay un amplio historial de personas acusadas de trabajar para cárteles que logran fugarse o evadir la captura, incluyendo al mismo El Chapo, que se escapó dos veces de penales de máxima seguridad mexicanos.

Las autoridades sugirieron que parte de la investigación sobre cómo sucedió la fuga será indagar por qué los jueces tomaron la decisión de dejar a Félix Beltrán, Meza González y Osuna Navarro en el Reclusorio Sur.

Félix Beltrán, por ejemplo, sí había sido trasladado temporalmente al penal del Altiplano, de máxima seguridad y ubicado en Estado de México, pero un magistrado determinó que debía ser regresado a la cárcel del sur de Ciudad de México.

Víctor Manuel Félix Beltrán fue detenido en 2017

El Reclusorio Preventivo Varonil Sur es un penal de mediana seguridad. Crédito: AP

Foto de archivo de Víctor Manuel Félix Beltrán, que fue detenido en 2017.

El presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador, se pronunció sobre la fuga al indicar justamente que se debe revisar el mecanismo de amparos judiciales, con los que acusados de alto perfil han logrado evitar ser cambiados de prisión. 

"Se impide que puedan ser trasladados los reos de un penal a otro, de cárceles estatales a federales", dijo López Obrador este jueves, "hay lugares donde hay cientos de amparos en ese sentido, porque no quieren que los muevan, pues o dominan adentro o tienen comunicación con alguien afuera". 

El presidente también dijo que "se tiene que evitar que esto siga sucediendo" tras sugerir que los custodios acusados de ayudar lo hcieron porque "el dinero es la mamá y el papá del diablo".

Lea más:

Era el director antidrogas de México, pero filtró información de la DEA. Ahora lo acusan de narcotráfico

“Me convirtieron en un monstruo”. Cuando tenía 22 años, este sicario ya había matado a 100 personas. Así se redimió