Por qué las personas alrededor del mundo tienden a aceptar a las lesbianas más que a los hombres gay, según estudio

El estudio en 23 países descubrió que "los hombres homosexuales son menos aceptados que las lesbianas [s]" en todos los países

Suscríbete al Email de Noticias Telemundo

Todos los días, las últimas noticias directamente en tu correo electrónico
SUBSCRIBE

Un nuevo estudio que explora las actitudes hacia los hombres y mujeres no heterosexuales en 23 países occidentales y no occidentales encontró que las lesbianas son más aceptadas que los hombres homosexuales en todo el mundo.

"Descubrimos que a los hombres homosexuales son menos aceptados que las mujeres lesbianas en todos los países que evaluamos", según el estudio, realizado por tres psicólogos de la Universidad de Nueva York y publicado en la edición de diciembre de la revista Social Psychology and Personality Science.

Las minorías sexuales se enfrentan a una discriminación generalizada y hostilidad a nivel mundial, y la actividad sexual entre personas del mismo sexo sigue siendo ilegal en 70 países. En términos generales, el estudio encontró que "las actitudes hacia las minorías sexuales están estrechamente relacionadas con las creencias sobre el sistema de género".

El estudio define "normas de género" como "creencias sociales y culturales ampliamente compartidas que distinguen rasgos de personalidad, comportamientos e intereses como apropiados y deseables para hombres o mujeres, pero no para ambos". Dice que las normas de género "prescriben comportamientos que alimentan un sistema heteronormativo. Es decir, los hombres y las mujeres que se ajustan a las normas se consideran "complementos" entre sí, y esto hace que el acoplamiento heterosexual parezca necesario y normal".

En lugares como los Países Bajos, donde las personas aceptan más las violaciones de las normas de género, mejor conocidas como no conformidades de género, existe una asociación con "actitudes positivas hacia las minorías sexuales". Lo contrario también es cierto en gran medida: por ejemplo, en Estados Unidos, los estudiantes universitarios que respaldaron Los "acuerdos tradicionales de género" tenían más probabilidades de informar actitudes negativas hacia los homosexuales, las lesbianas y bisexuales.

Maria Laura Bettinsoli, autora principal del documento, dijo que ella y sus colegas estaban sorprendidos "por la consistencia de la relación entre el respaldo de las normas de género y los prejuicios sexuales". "Aunque hubo algunos países no occidentales que no se ajustaban al patrón, la mayoría de sí lo hizo", dijo en un comunicado.

De hecho, en países como China e India, la encuesta encontró que las normas estrictas de género en realidad están asociadas con una mayor tolerancia a la homosexualidad, es decir, las personas con las creencias más fuertes sobre cómo deberían comportarse los hombres y las mujeres tenían más probabilidades de tolerar la homosexualidad, lo contrario de Occidente, incluidas las Américas y Europa occidental.

El informe especula que en algunos países orientales, "tanto las normas de género como la no heterosexualidad se consideran conceptos" occidentales "(o, tal vez, capitalistas), y los que son pro occidentales tienen más probabilidades de sentirse favorables hacia ambos".

Hombres contra mujeres

Los hallazgos del estudio también sugieren que "los hombres son más propensos a ser objetivos y autores de prejuicios sexuales". En los 23 países estudiados, el informe encontró que "los hombres homosexuales tienen una calificación más negativa que las mujeres lesbianas", y esa tendencia fue impulsada casi por completo por las opiniones de los hombres, excepto en Polonia, Hungría y Rusia, donde las mujeres también asignaron a los hombres homosexuales una calificación muy negativa. 

En Estados Unidos, los hombres que son anti-gays dirigen en gran medida sus prejuicios hacia los hombres gay, mientras que las mujeres que son anti-gays dirigen sus prejuicios de manera más equitativa hacia los hombres homosexuales y las mujeres homosexuales, encontró el estudio.

"En otras palabras, albergar actitudes perjudiciales hacia las minorías sexuales es parte de la construcción social de lo que significa ser un hombre en muchos países occidentales, según el informe.

En enero de 2019, la primera guía de la Asociación Estadounidense de Psicología sobre cuestiones específicas para hombres y niños advirtió que se ha demostrado que la "ideología tradicional de masculinidad", lo que algunos caracterizaron como "masculinidad tóxica", "limita el desarrollo psicológico de los hombres, restringe su comportamiento, resultado en la tensión de rol de género y el conflicto de rol de género e influyen negativamente en la salud mental y la salud física ”y lo vinculó con la homofobia y la misoginia.

Instantánea global

La homosexualidad es ilegal en 70 países alrededor del mundo y once aún castigan las relaciones homosexuales con la muerte, según n el úlimo informe Homofobia de Estado 2019 de la Asociación Internacional de Gais, Lesbianas, Bisexuales, Transexuales e Intersexuales (ILGA), que revisa la legislación en todos los países miembros de la ONU. Según ese documento Australia, Malta, Alemania y Austria fueron los últimos países en sumarse al matrimonio igualitario siendo ya 26 los países en el podio de la equiparación de derechos.

El estudio también arrojó luz sobre algunos contornos de la homofobia global. En Rusia, tal vez como era de esperar debido a su ley de propaganda gay de 2013, las "actitudes positivas hacia las minorías sexuales" son las más bajas de los 23 países encuestados. Una encuesta de 2018 realizada en Rusia encontró que casi dos tercios de las personas allí creen que las personas LGBTQ buscan "destruir los valores espirituales generados por los rusos, a través de la propaganda de las relaciones sexuales no tradicionales".

También colocó las actitudes estadounidenses hacia las personas lesbianas, homosexuales y bisexuales en el contexto de otros países del mundo: Argentina, Australia, Bélgica, Canadá, Gran Bretaña, España y Suecia tienen actitudes más positivas hacia las minorías sexuales que los estadounidenses.

Los encuestados en Brasil, China, Hungría, Japón, Perú, Polonia, Rusia, Sudáfrica, Corea del Sur y Turquía informaron más actitudes negativas hacia las personas homosexuales que Estados Unidos, mientras que las actitudes en Francia, Alemania, Italia y México reflejaron en gran medida las de Estados Unidos.

En conclusión, los autores del estudio subrayaron el "fenómeno importante" descubierto en su informe sobre las diferentes opiniones de las normas de género en Oriente y Occidente y cómo se relacionan con las opiniones sobre la sexualidad.

"Este trabajo debería ser un trampolín para investigaciones más centradas en la conceptualización del género y la sexualidad en poblaciones poco estudiadas y para repensar cómo se conceptualizan estas cosas en el mundo occidental", afirmó el estudio.

Lea también:

Utah prohíbe la terapia de conversión para niños LGBTQ

“Mi calidad de vida mejora desde hoy”: más de 1,000 personas planean cambiar su registro con la nueva ley de identidad de género en Chile