La Cámara de Representantes aprueba el envío de cargos para el histórico juicio político contra Trump

"Es un juicio político que quedará registrado en la historia para siempre“, aseguró la líder demócrata, Nancy Pelosi. Con la votación de la resolución y la selección de los fiscales, todo queda listo para que el Senado inicie el juicio el próximo 21 de enero.

Suscríbete al Email de Noticias Telemundo

Todos los días, las últimas noticias directamente en tu correo electrónico
SUSCRÍBETE
/ Fuente: TELEMUNDO

Washington DC.— La Cámara de Representantes aprobó este miércoles el envío de los cargos para el histórico juicio político en el Senado contra el presidente, Donald Trump, por abuso de poder y obstrucción del Congreso, y a los legisladores demócratas que servirán de fiscales en el proceso.

Con 228 votos a favor y 193 en contra, la Cámara Baja aprobó sobre líneas partidistas una resolución que envía los cargos al Senado, designa a los fiscales en el juicio, y autoriza los fondos para el proceso. 

La votación estuvo precedida por un álgido debate en el que los demócratas justificaron el juicio para la posible destitución de Trump, y los republicanos atacaron a la oposición por encabezar  lo que consideran una "farsa" con fines políticos.

Horas antes, la presidenta de la Cámara Baja, Nancy Pelosi, nombró a los siete congresistas demócratas, incluyendo una hispana, que servirán como administradores o fiscales en el juicio, una vez que inicie en el Senado el próximo 21 de enero.

El equipo de fiscales está compuesto por Adam Schiff, Jerry Nadler,  Zoe Lofgren, Hakeen Jeffries, Val Demmings, Jason Crow y Sylvia García, un abanico de legisladores pensado para mostrar la diversidad del partido.

 “El 18 de diciembre, la Cámara de Representantes aprobó el juicio político contra Trump, un juicio político que durará para siempre“, dijo Pelosi, legisladora demócrata por California, durante una rueda de prensa. 

Pelosi y su bancada reiteraron este miércoles su exigencia de que el Senado convoque a miembros de la Administración Trump a que ofrezcan testimonios y entreguen documentos en el juicio político, a raíz de la difusión de detalles sobre la presunta campaña de presión de Trump contra Ucrania. 

Carpeta en mano, el equipo de fiscales caminará hacia el Senado para la entrega de los cargos, en un proceso protocolario previsto para las cinco de la tarde (hora de la Costa Este). 

Tras la votación, un funcionario de alto rango de la Administración dijo a la prensa que los cargos "son débiles" y la Casa Blanca no anticipa que el juicio se extienda más de dos semanas.

Speaker of the House Nancy Pelosi, D-Calif., meets with reporters to announce impeachment managers as she prepares to send articles of impeachment to the Senate against President Donald Trump for abuse of power and obstruction of Congress, at the Capitol in Washington, Wednesday, Jan. 15, 2020. From left are Rep. Sylvia Garcia, D-Texas, House Judiciary Committee, Rep. Jerrold Nadler, D-N.Y., Speaker Pelosi, House Intelligence Committee Chairman Adam Schiff, D-Calif., Rep. Val Demings, D-Fla., and Rep. Zoe Lofgren, D-Calif. (AP Photo/J. Scott Applewhite)AP / AP

Tampoco precisó cuál será la estrategia de la defensa, si incorporará a legisladores republicanos, si solicitarán testigos, presentarán moción para desestimar los cargos, o pedirán cambio de fecha al discurso de Trump sobre el "Estado de la Unión" el próximo 4 de febrero.

La Constitución establece el proceso para el juicio político contra un mandatario, conocido en inglés como impeachment. En ese proceso, la Cámara de Representantes aprueba los cargos y designa a los legisladores que sirven como fiscales en el juicio político en el Senado, que debe votar para destituir o absolver al mandatario.

El titular de la Corte Suprema, John Roberts, presidirá el juicio político y deberá juramentar a todos los 100 senadores como miembros del jurado la próxima semana.

Los cargos contra Trump están vinculados con su presunta campaña de presión para que Ucrania investigara a sus rivales políticos, y sus esfuerzos por encubrirla al negarse a entregar documentos y permitir el testimonio de una decena de miembros de su Administración.

La investigación giró en torno a una llamada que hizo Trump el pasado 25 de julio al presidente ucraniano, Volodymyr Zelenskiy, en la que pidió que anunciara una investigación contra el exvicepresidente, Joe Biden, su posible rival en la contienda de noviembre próximo.

También quería que Zelenskiy investigara la presunta injerencia de Ucrania en los comicios presidenciales de 2016, pese a que los servicios de inteligencia de Estados Unidos dejaron en claro que fue Rusia la que intervino para facilitar la victoria de Trump contra su rival demócrata, Hillary Clinton.

"No puede haber un juicio justo si el líder lo impide"

Unos documentos entregados ayer, incluyendo apuntes y mensajes de textos, revelan más detalles sobre la campaña de presión a Zelenskiy. Los documentos fueron entregados a la Cámara Baja por Lev Parnas, un socio del abogado personal de Trump, Rudy Giuliani, y la bancada demócrata prevé difundir otros en los próximos días. 

A Pelosi no le cabe duda de que Trump intentó encubrir esa campaña de presión, a la luz de documentos difundidos a cuentagotas desde el mes pasado, y hoy volvió a presionar al líder de la mayoría republicana, Mitch McConnell, a que permita la inclusión de testigos y documentos. 

Según Pelosi, "no puede haber un juicio pleno y justo en el Senado si el líder McConnell impide que el Senado escuche el testimonio de testigos y obtenga documentos que el presidente Trump está encubriendo". 

Trump ha insistido en que no cometió ningún acto ilegal, y se negó a colaborar con la investigación demócrata argumentando que se trata de una “farsa”.

Desde su cuenta en Twitter, Trump criticó este miércoles nuevamente el juicio político como "una estafa" porque, en su opinión,  la Cámara Baja debió concluir todo el proceso -pese a que él prohibió testimonios- y no exigir más al Senado.

Su portavoz, Stephanie Grisham, acusó a Pelosi de mentir sobre que el juicio era urgente y "vital para la seguridad nacional", y de llevar a cabo una "farsa" con motivaciones políticas.

Sus aliados republicanos en el Senado,  liderados por McConnell, han dejado entrever que agilizarán el juicio político y absolverán a Trump.

Contenido relacionado:

El presidente de la Corte Suprema presidirá el juicio político a Trump. Pero tiene las manos atadas

Giuliani buscó una reunión privada con el presidente ucraniano con el consentimiento de Trump