Policía en Bogotá dispara artefacto a un joven a la cabeza, hiriéndolo de gravedad durante las marchas

Amnistía Internacional denunció la "represión de las manifestaciones y el uso excesivo de la fuerza" por parte de la policía durante las protestas en Colombia que comenzaron el pasado jueves. Cientos de miles de colombianos en las calles del país y el mundo expresaron el más fuerte rechazo al Gobierno de Iván Duque hasta la fecha.

Breaking News Emails

Get breaking news alerts and special reports. The news and stories that matter, delivered weekday mornings.
SUSCRÍBETE
/ Fuente: TELEMUNDO

La policía antidisturbios de Bogotá, la capital colombiana, hirió de gravedad este sábado a un joven de 18 años durante el tercer día de marchas multitudinarias, en su mayoría pacíficas, contra el gobierno de Iván Duque.

Dylan Cruz recibió un disparo a quemarropa a la cabeza de una granada de gas que le quedó incrustada, según personal del Hospital San Ignacio donde está siendo tratado Cruz.

Cruz se encuentra estable.

Según muestran múltiples videos de testigos disponibles en redes sociales, Cruz cayó en medio de la calle, entre altos edificios y grupos de personas que se manifestaban gritándo "¡Sin violencia!" al Esmad, la policía antidisturbios.

Get the noticias newsletter.

Entonces el joven "fue atendido por un equipo de derechos humanos. La Unión Nacional de Estudiantes de Educación Superior (Unees), denunció que el joven estudiante ... requiere de una compleja cirugia y que, además, la ambulancia para realizar el traslado se demoró más de 25 minutos en llegar", reporta el diario El Espectador

Estos hechos, junto con otros abusos del Esmad contra la población desarmada en la Plaza de Bolívar y otros lugares de Bogotá, muestran "un ejercicio desmedido de la fuerza por parte de la policía y del Esmad", dijo Felipe Clavijo de la Procuraduría General de la Nación en un video en Twitter.  

Clavijo dijo que habían avisado a Carlos Medina, el procurador de los Derechos Humanos de la Procuraduría General.  

¿Qué dice Duque?

El presidente Duque afirmó este sábado que se mantendrá la presencia de soldados del Ejército en las calles de Bogotá en apoyo a la Policía debido a las protestas y desmanes ocurridos en los últimos días.

"Con el señor alcalde (de Bogotá, Enrique Peñalosa) mantenemos toda la coordinación minuciosa y tenemos además la continuación del patrullaje conjunto entre la Policía y el Ejército", afirmó Duque a periodistas después de una reunión con autoridades locales y la cúpula militar.

El presidente colombiano también dijo en Twitter que este domingo empezará una "conversación nacional" con alcaldes y gobernadores electos y en la semana que comienza este lunes habrá más "diálogos" con "diferentes sectores sociales.

Así mismo, lamentó lo ocurrido a Cruz y dijo que ordenó una investigación urgente sobre esos hechos.

En el encuentro con autoridades locales y la cúpula militar se analizaron medidas como la ley seca y el toque de queda en Bogotá, que fue levantado este sábado a las 6:00 hora local y con el que se buscaba retomar el control del orden público en toda la ciudad. "Este patrullaje es necesario, pero además se hace para darle a los ciudadanos tranquilidad", afirmó Duque.

El mandatario agregó que miembros del Cuerpo Técnico de Investigación (CTI) de la Fiscalía continuarán "con el apoyo permanente" y rechazó la ola de violencia que se apoderó este viernes de varios barrios del sur de Bogotá.

"Expresamos el rechazo total y absoluto de todos los colombianos por el vandalismo, por el terrorismo, por el pillaje que algunos han querido perpetrar en el país para alterar el orden publico, generar zozobra y afectar las libertades de la ciudadanía", agregó.

{iframely-embed-html}

De igual forma, desmintió la información que circuló el jueves por redes sociales en la que se advertía de supuestos intentos de robos a residencias en la capital, lo que hizo que vecinos de numerosos edificios se organizaran en grupos de defensa para proteger las propiedades.

Las protestas en Colombia se iniciaron el pasado jueves, cuando cientos de miles de colombianos coparon las calles del país y capitales del mundo para expresar su rechazo al Gobierno. La jornada terminó con algunos brotes de violencia y un espontáneo cacerolazo que se extendió por la capital y otras ciudades.

Ese fue el preludio de una ola de violencia que se desató el viernes en el sur de la capital, donde encapuchados se enfrentaron con la Policía, que por la tarde dispersó con gas lacrimógeno dos cacerolazos contra el Gobierno en la céntrica Plaza de Bolívar y en el Monumento a Los Héroes.

Francisco Toquica contribuyó a este reportaje. 

Lee también:

Bogotá declara toque de queda en segundo día de paro nacional contra el gobierno

Tres muertos tras masivo paro nacional en Colombia que pone en jaque al presidente Duque